El Rojo le ganó al Flamengo en la primera final de la Copa Sudamericana

En una final vibrante, el Rojo empezó perdiendo con gol de Rever, pero con tantos de Gigliotti y Meza dieron vuelta el resultado e irán en búsqueda de un nuevo Maracanazo.

El Rojo le ganó al Flamengo en la primera final de la Copa Sudamericana
El Rojo le ganó al Flamengo en la primera final de la CopaSudamericana | Foto: @Independiente

En una nueva noche de Copa Sudamericana, Independiente dio un gran paso en la final ante Flamengo, luego de empezar perdiendo por 1-0 con gol de Rever, el equipo que dirige Ariel Holán reaccionó con gol de Emanuel Giglotti y de Maximiliano Meza para concretar la victoria y poder festejar en casa

Desde el primer minuto de juego, los dirigidos por Holán salieron en la búsqueda de la victoria ante un duro rival como el Flamengo que en los primeros minutos le jugó de igual a igual y hasta mejor en un arranque muy electrizante.

A los siete minutos, desde un tiro libre desde la izquierda, el capitán del Fla, Rever se elevó y metió un cabezazo clavándola en el palo derecho de Martín Campaña que solo miró como entraba esa pelota.

Desde ese momento, el Rojo se despertó y empezó a demostrar su mejor juego ideado por Holán. Desde mitad de la cancha con una gran presión y cada vez que recuperaban el balón era una posibilidad clara de poder convertir

Hasta que al minuto 28 de juego, Maximiliano Meza dio un pase filtrado para que Martín Benítez, reciba el esférico y le dio una asistencia al Puma Emmanuel Gigliotti que estaba dentro del área grande y como vino la mandó a guardar.

El Rojo se iba al descanso sabiendo que pudo haber convertido uno o dos goles más por el gran juego que mostró, mientras que el conjunto brasileño se replegó muy atrás dejando el protagonismo al dueño de casa.

En el complemento, Independiente en los primeros minutos jugó muy tranquilo, usando el balón a su favor, hasta que, a los siete minutos, Ezequiel Barco, encaró por la izquierda y mandó un centro pinchado para el medio y Meza como vino le pegó al arco y puso el 2-1 parcial.

Por primera vez con el marcador a su favor, Independiente se relajó, no por estar adelante en el partido, sino que llegó un momento a los jugadores se lo notaban muy cansado y extenuado por el gran esfuerzo de la primera parte y parte del segundo.

El Rojo se empezó a tirar atrás y le dejó la pelota al Fla, que cada vez que atacaba era una chance clara de que podía ser gol, pero en la mayoría de estas situaciones, el defensor Alán Franco se la jugó y sacaba todos los remates.

El tiempo pasaba y Flamengo no podía convertir el gol que tanto buscar y al final de todo, el Rojo se quedó con una victoria muy importante sabiendo que tiene una nueva posibilidad de gritar campeón en el Maracaná solo con ganar o empatar en el místico estadio. 

Los goles: