Empate que decepcionó

Racing empató 2 a 2 contra San Martín de San Juan en lo que fue la primera presentación de la Academia en condición de local por el torneo doméstico.

Empate que decepcionó
Gustavo Bou marcó uno de los tantos del partido, (Foto: infobae.com)

Racing venía de un debut dudoso que fue la derrota visitando a Atlético Tucuman por el primer partido del torneo, luego, entre semana, la Academia se encargó de sellar el pase a la fase de grupos de la Libertadores y si bien no tuvo una gran actuación, le alcanzó con que Gustavo Bou encendiera la lámpara.

Ya por la segunda fecha, los dirigidos por Facundo Sava recibían a un conjunto sanjuanino, que en los papeles, parecía accesible pero no fue así. El conjunto académico iba con sus mejores jugadores y su temible delantera; Óscar Romero, Gustavo Bou y Diego Milito.

El primer tiempo, empezó con más insinuaciones que otra cosa de parte del equipo local, solo un cabezazo desde un córner de Sergio Vittor que se iba muy desviado  y un remate de Óscar Romero que se desvía en Mattia  pero que encendía la alarma en el fondo de San Juan.

La primera llegada del "verdinegro" fue recién a los 33', con un disparo al medio desde afuera del área del pampeano Gelabert.

La primera emoción iba a llegar cuando se estaba terminando la primera etapa, a los 43', con un blooper del arquero Luis Ardente, que le regaló la pelota a la Pantera Bou para que con suma tranquilidad pusiera el 1 a 0.

Ya el segundo tiempo iba a ser más movido, el Santo es un equipo ordenado que juega bien al fútbol y lo iba a padecer Racing esos primeros minutos.

A los 4', Néstor Pitana le anula bien un gol de la visita por jugada peligrosa, producto de una chilena dentro del área. Luego un remate desde la medialuna de Salas que avisaba, y más tarde otro gol bien anulado por el árbitro  por una mano previa en la jugada de Montaña, que definía al segundo palo del "chino" Saja.

La Academia no encontraba el partido y a  los 23',  iba a venir el gol tan merecido de la visita, por un remate desde afuera del área por el ingresado Daniel González que se logra desviar en Nico Sanchez y logra confundir a Saja.

Por suerte para Racing, rápidamente a los 27', el mágico Óscar Romero giró y se puso el arco de frente en tres cuartos, y desde casi 40 metros clavó la pelota al ángulo superior del segundo palo de Ardente.

Desde ahí, el partido siguió como antes con Racing teniendo la pelota poco tiempo en el mediocampo y jugando de contra y el verdinegro buscando el resultado.

Por eso el "colo" Sava metió a Lisandro López, Rodrigo de Paul y a Federico Vismara en busca de otra dinámica en el medio y mayor tenencia del balón.

En una de las contras, el Licha despilfarró un mano a mano, y (salvo un offside mal cobrado y un penal que Pitana no vio a Lisandro López), el local no llegó más al arco visitante.

Facundo Sava había metido a la bruja Vismara, por lo que buscaba cerrar el partido, y Racing se dedicó a esperar sin la pelota; a los 44' despues de un gran desborde del joven Salas, pasando a Pillud y a Vismara, con un doble enganche y tirando el centro atrás, apareció Javier Toledo que solo le cambió el palo a Saja.

Después, ya no había tiempo para que el conjunto académico reaccione y Pitana se encargó de señalar el final del partido.


Por más que esta nueva presentación del conjunto de Facundo Sava sea preocupante, hay que destacar que esto recién comienza, y es el inicio de un nuevo proceso con técnico y jugadores nuevos, con otras ideas y motivaciones, que tienen a la vista el clásico por ejemplo.

Ya se cumplió el objetivo primero y principal de la pretemporada, que fue sellar la clasificación a la Copa Libertadores, ahora queda solidificar el juego y las actuaciones.