Temas del momento: Otra vez
Connect with facebook

Luciano Lollo - Hernán Pellerano

El clásico de Avellaneda es uno de los más importantes del país y todos quieren jugarlo. Asímismo, hay ciertos jugadores que tienen más peso dentro de cada uno de los equipos que disputan este partido. Ejemplo de ellos son Luciano Lollo y Hernán Pellerano, centrales de Racing e Independiente, respectivamente.

Luciano Lollo - Hernán Pellerano
Luciano Lollo vs Hernán Pellerano / Foto: VAVEL.COM

Se acerca el clásico, se palpitan los nervios. Racing viene de perder por goleada ante Newell's en Rosario, mientras que Independiente también cayó ante Rosario Central, pero en Avellenada. Es por eso que tendrán la oportunidad de remontar en el campeonato local, y para eso la defensa tendrá que estar más atenta que nunca. 
Por un lado Luciano Lollo, por el otro Hernán Pellerano.

Luciano Lollo, nacido en Ledesma, Córdoba, hace 28 años, este defensor central de 1,84 metros de altura se fue convirtiendo en pilar de la defensa de Racing Club en tan sólo dos años, con actuaciones de gran nivel y goles clave. En este aspecto, sus 19 tantos, cinco en la Academia, lo hacen de los zagueros más temidos a la hora de la pelota parada.

Protagonista de grandes momentos, supo formar parte del Belgrano que condenó a River Plate a descender a la Primera B Nacional en la temporada 2010/11, campaña desde la que se mantiene en la máxima categoría, y del último título de Racing, que a su vez es el primero del club después de 13 años.

Hoy por hoy, el cordobés es uno de los más destacados en su posición en el fútbol argentino, teniendo una gran solidez aérea y una excelente ubicación a la hora de marcar a los delanteros rivales.

Hernán Pellerano, a sus 31 años, el experimentado defensor y hermano del ex Racing Cristian Pellerano está vistiendo la camiseta de su quinto club, Independiente, luego de ser parte más que importante de Vélez Sarsfield, club del que formó parte durante nueve años en dos etapas, conquistando un título.

A su vez, tuvo su experiencia europea en España, defendiendo los colores del Almería por cuatro temporadas y fue parte de Newell’s Old Boys en la campaña 2011/12. Por último, compartió equipo con su hermano en el Tijuana de México al salir de la Lepra y previo a su regreso a Liniers. Tuvo una breve experiencia en la Selección Argentina, convocado por Alfio Basile en 2007.

Su estilo de juego es más rústico, más duro, no llegando tanto al gol (cinco en casi 300 partidos) a pesar de tener la misma altura que Lollo. Siendo un experimentado en la zaga, hoy busca convertirse en un fundamental del Rojo, donde ya es uno de los más longevos (sólo lo supera el delantero Germán Denis, con 34) y aporta la experiencia que toda defensa necesita.