Una caída por demás dolorosa

Rosario Central recibió a Velez quién le propinó una derrota por 3 tantos contra 2, dejandoló, de esta manera, sin invicto como local.

Una caída por demás dolorosa
Ruben gana el balón. | Foto: Sitio Oficial.

Eduardo Coudet había logrado convertir el Gigante de Arroyito en un bastión inexpugnable. En todo su ciclo, sus dirigidos nunca habían cosechado una derrota en condición de local. Sin embargo, y como dice el dicho, "las rachas están para romperse". Esta vez, desafortunadamente para el Canalla, sufrió una caída por la décima fecha del torneo de Primera División.

Godoy Cruz, el entonces puntero de la Zona 1, había caído ante San Lorenzo. Central tenía por delante una prueba de fuego y también prueba de actitud y jerarquía para recuperar la punta de su sector del torneo, posición que había ostentado desde el comienzo de la competición.

La lluvia había azotado la ciudad de Rosario durante toda la semana y el domingo no sería la excepción. Teniendo los antecedentes de Olimpo y Palmeiras, los dirigidos por Coudet deberían sobreponerse a las inclemencias climáticas y, particularmente, no permitir que éstas desvirtúen los ejes del buen juego canalla.

A priori, Vélez llegaba con los 4 delanteros de su plantes lesionados. Christian Bassedas, director técnico del Fortín, ponía un mediapunta como centrodelantero: Santiago Stelcaldo.

El reloj marcó las 18.00 Hs. y el encuentro dio comienzo. Durante el primer cuarto de hora, el local no pasó mayores sobresaltos. Excepto un erróneo pase hacia atrás de Gastón Gil Romero, pelota y campo pertenecieron a los Canallas. Antes del minuto 18, Franco Cervi habilitó con un gran pase a Walter Montoya, quién centró al área y Marco Ruben, con un movimiento del manual del goleador, se anticipó tanto a su marcador como a Alan Aguerre, arquero rival, y puso de cabeza el 1 a 0.

Pocos minutos después, comenzó a complicarse la situación para el conjunto de azul y amarillo. El partido ya venía hablado y raspado pero Javier Pinola, golpeó sin pelota (y sin pelota en movimiento) a Fabián Cubero.

Una pérdida de estribos poco habitual en el zaguero recientemente convocado a la Selección Argentina. La ingenua e irresponsable expulsión seguramente le cueste al marcador más de una fecha de suspensión.

Como si fuera poco, antes del final de la primera mitad, un avance del conjunto de Liniers terminó en el empate. Paulo Ferrari quedó enganchado y habilitando a Santiago Stelcaldo que puso tablas en el marcador.

Manuel García, entre sorpresa y reacción tardía, no logró evitar la conversión.

Para el comienzo del segundo tiempo, el Chacho movió el banco: salió Germán Herrera, que había tenido un partido más peleado que jugado, y en su lugar ingresó Giovanni Lo Celso.  Nueve minutos más tarde, el talentoso enganche recibió un duro golpe de Leandro Somoza quien fue expulsado. El encuentro había quedado parejo en cuánto a cantidad de hombres por bando. Cabe destacar que Darío Herrera, juez del partido, nunca estuvo a la altura ni pudo controlar las situaciones que se fueron sucediendo.

Llegados los 30 minutos de la segunda parte, comenzó la lluvia pero de goles. Lo Celso recibió de José Luis Fernández en el perímetro del área grande y con un tiro a colocar, dejando a Aguerre sin reacción, puso a Central por encima en el marcador.

De inmediato y ante la aparición de los fantasmas del último enfrentamiento con Palmeiras, Coudet manda a la cancha a Maximiliano David González, volante central, en lugar de Cervi, quién tuvo un buen juego y se retiró aplaudido. González debía ayudar a Gil Romero, de discreto partido, en la mitad de la cancha. Previo al segundo gol canalla, Bassedas había hecho ingresar a Diego Zabala (recuerde este nombre) en el lugar de Stelcaldo. Zabala jugaba su tercer partido en Primera División.

Iban 42 minutos del segundo período cuando Fabricio Alvarenga recibió, aceleró, pisó el área y tiró un centro, sin impedimento de la defensa canalla. Mientras Ferrari se extendía cuánto podía para alejar la pelota de la valla del Melli, aparecía por el sector contrario el recientemente ingresado, Diego Zabala, para empujar la pelota al fondo de la red ante la insuficiente reacción del guardameta canalla.

Coudet desató su furia y envío a la cancha ahora a Rodrigo Migone, delantero, en lugar de Gil Romero.  Lo Celso conducía los ataques canallas con la desesperada intención de llevarse los tres puntos. Sin embargo, el talentoso enganche de Rosario Central fue anticipado y el balón rodó hacia el costado derecho. Con Ferrari jugado en ataque, Nicolás Delgadillo alcanzó el esférico, aceleró dejando desairado al lateral canalla y pasó la pelota hacia el medio. Allí la recibió Zabala, quién eludió a su marcador y definió con Manuel García a mitad de camino.

Corrían ya 2 minutos del tiempo agregado. Central lo fue a buscar. No quería quedarse con las manos vacías. Lo Celso cambió de frente para Ferrari, quién tiró un centro pasado. Alejandro Donatti no pudo direccionar la pelota y por detrás apareció Fernández quién impactó el balón de volea y sobrepique y con destino de red. Sin embargo, apareció Lautaro Gianetti quién puso la cabeza para que aquella jugada termine en corner.

Finalmente, fue derrota por 3 tantos contra 2 para Rosario Central. Por primera vez en el ciclo de Eduardo Coudet, no se quedó con puntos en el Gigante de Arroyito.

Lo que sigue para Central

La derrota ante Velez dejó más dudas que certezas. Sin embargo, el conjunto rosarino tiene tres encuentros en el futuro cercano para recuperarse, todos en condición de visitante. Este plantel ya ha dado sobradas muestras de carácter, con lo que tiene antecedentes para mostrar recuperación. Su próximo escollo será Nacional de Montevideo por la sexta jornada del Grupo 2 de la Copa Libertadores. Un empate pone al canalla en la próxima ronda.

En el terreno local Central visitará a San Lorenzo, competidor directo por el primer puesto de la Zona 1. Posteriormente, por la fecha 12, visitará a su eterno rival, Newell's Old Boys, en la fecha de los clásicos. Es probable que para estos dos encuentros, Coudet no pueda contar con Pinola. Tampoco se descartan más cambios en la alineación titular.