Se despertaron tarde

San Lorenzo se despidió de la Copa Sudamericana al no poder frente a Chapecoense. El encuentro en Brasil finalizó igualado sin goles pero el gol marcado por el equipo brasilero en el Nuevo Gasómetro le permitió acceder a la final del torneo.

Se despertaron tarde
Con lágrimas en los ojos se van del campo de juego. Foto: La Nación
Chapecoense
0 0
San Lorenzo

El árbitro uruguayo, Daniel Fedorczuk marcó el final del partido y con ese último pitido en tierras brasileras se esfumaron las esperanzas de San Lorenzo de acceder a la final de la Copa Sudamericana. Por un lado, las lágrimas de Sebastían Blanco que resumen el sentimiendo de todo el pueblo azulgrana por la oportunidad que se dejó pasar; enfrente, la historia es otra, la alegría de Chapecoense por ser el primer finalista de la copa. 

Esto fue todo para el equipo de Boedo. Aquellas ilusiones con las que empezaba la era Aguirre, hace seis meses, llegaron a su fin. La triple competencia que tuvo ocupado todo el semestre a San Lorenzo ya no existe, porque en menos de una semana, el 'Ciclón' sufrió la doble eliminación y ahora sólo le restan disputar algunos encuentros del campeonato local, antes de que termine el año.

Una vez más, como tantas otras veces, San Lorenzo no pudo en Brasil. Desde hace dos semanas, cuando finalizó el partido de ida en el Nuevo Gasómetro, se sabía que se necesitaba un gol para seguir con vida en la Copa; sólo un grito sagrado buscaba el equipo, el cual nunca llegó y así, el equipo regresa a casa con las manos vacías.

El partido que el 'Ciclón' disputó ante Chapecoense no fue malo, en líneas generales, se puede decir que, tuvo un partido correcto; pero al ponerlo en el contexto en el cual se estaba jugando, la vuelta de la semifinal de la Copa Sudamericana, San Lorenzo regaló un tiempo y cuando se avivaron de ir a buscar ese gol que los cliasificaba a la final fue demasiado tarde y el tiempo se escurrió sin poder llegar al cometido.

Durante los 90 minutos fue un partido parejo, donde los equipos compartían la pelota y cada uno tuvo muy pocas chances claras de gol. La más clara del partido la tuvo Marcos Angeleri a los 93 minutos, tras un centro le quedó en el área chica pero su remate fue desviado del arco por el pie derecho del arquero Danilo y así se acabaron todas las esperanzas para San Lorenzo.