Otra dupla goleadora

Sebastián Rincón y Fede González condujeron al Matador, en desventaja numérica y todo en contra. El dúo de ataque rindió y le genera un lindo problema para Camoranesi, que tiene para elegir pensado en el menú de ataque.

Otra dupla goleadora
Fede desmarcándose de Facu Sánchez, ex Tigre (Foto: Tigre Oficial).

Tigre volvió a empatar de visitante en el torneo, tras ir ganando. Dos puntos ante dos rivales complicados, y sin mostrar el juego que pretende Mauro Camoranesi. Así y todo, el entrenador respira aliviado porque cuenta con variantes interesantes en el ataque.

Ante Argentinos Juniors, el DT sorprendió con el dueto ofensivo Lucas Janson-Erik Correa, que en 2015 tuvieron nulo rodaje. No obstante, ambos se entedieron a la perfección, al punto que Lucas fue una de las figuras y asistió a Correa en el gol matador en La Paternal.

Con el fin de semana pasado sin fútbol, Camoranesi preparó el partido ante Estudiantes con otro par de delanteros, con más protagonismo en 2015: Sebastián Rincón y Federico González. Se repitió lo mismo que ante el Bicho: jugadón de La Pantera para dejar a Fede mao a mano, y sablazo a la red del ex Atlético Rafaela, arriba, inatajable. Golazo en Sarandí, con Tigre jugando con 10 hombres. Luego, no se pudo sostener la victoria, aunque el punto ante el Pincha es valorado, considerado lo que fue el desarrollo del cotejo.

Fede lleva cinco goles en Tigre, desde su arribo a Victoria a mediados del año pasado. Goleador con gran categoría y efectividad a la hora de definir. Rincón, que en 2014 era titular y el año pasado alternó entre el banco de suplentes y el verde césped, mostró buen fútbol en el Viaducto, no sólo con la asistencia, sino por su gambeta para desmarcarse y las ganas que demostró para volver a ganarse un lugar ente los once.

Lo curioso es que quedó relegado Carlos Luna, quien había sido el máximo artillero de Tigre en 2015 (con 9 goles), además de ser un ícono e ídolo de la institución. En el verano, el entrenador colgó a otro de los históricos, Mariano Echeverría; y en el partido de ayer dejó en el banco de suplentes a Juan Carlos Blengio (luego ingresó, dada la expulsión de Erramuspe). Sólo Martín Galmarini es titular de los referentes en el plantel del Matador, cuestión que genera cierta polémica a los hinchas matadores.

El Chino no está, porque Camoraesi prefere darle más entidad a otros atacantes, que en estos dos partidos de campeonato, han demostrado estar a la altura. Dos duplas de ataque rendidoras, y la pregunta que se hace el cuerpo técnico: rotarlas o fijar un dúo goleador.