Entrevista VAVEL. Ezequiel Garré: "Ledesma está con ganas y voluntad de transmitirnos que se puede"

El flamante refuerzo del Matador, defensor con una gran experiencia y compañero de Cristian Ledesma en su etapa en Argentinos Juniors, dialogó con Tigre VAVEL y nos costó qué le viene a aportar al equipo matador de cara a un semestre con muchos desafíos.

Entrevista VAVEL. Ezequiel Garré: "Ledesma está con ganas y voluntad de transmitirnos que se puede"
Entrevista VAVEL. Ezequiel Garré (Fotomontaje: Nicolás González VAVEL).

Tigre tiene una meta en la cabeza: remontar en la Superliga y seguir en Primera. Por ello, asumió Cristian Ledesma, ex volante multicampeón y con una carrera magistral, quien está dirigiendo por primera vez. Para ello, armó un plantel más corto que el que heredó de Caruso Lombardi, y lo potenció con buenos refuerzos, sobre todo en la defensa, un flagelo del Matador en la primera etapa de la Superliga, que debe ser corregido inmediatamente. El Lobo confió en un conocido con quien compartió vestuario en Argentinos Juniors: Ezequiel Garré, hijo del campeón mundial Oscar, quien a sus 36 años, llega a Victoria con muchas expectativas e ilusión de ser partícipe de la remontada matadora, necesaria para seguir en la elite del fútbol argentino.

Primeramente Ezequiel, ¿cómo se dio tu llegada a Tigre?

- Me llamó el Lobo Ledesma, me comentó la idea que tenían ellos del equipo, de lo que pretendían, del tiempo que estuvimos en AAAJ, sabe lo que puedo aportar dentro y fuera de la cancha. Cuando un DT te llama y quiere contar con vos, te seduce. Llegamos a un acuerdo con  los dirigentes y me presenté a entrenar.

Venís de Huracán, donde no tuviste la chance de jugar muchos partidos pero fue enriquecedor para tu carrera, ¿qué podés contar de ésa experiencia?

- Se me hizo difícil, no tuve la posibilidad de jugar, a veces en el fútbol las situaciones se dan de esa manera. No me tocó las posibilidades que sí les tocó a otros chicos, después salió la posibilidad de estar en Tigre. Con muchas ganas, mucha ilusión, que jugaba copas internacionales, que estaba muy bien. Al igual que acá, me llamó Eduardo Domínguez, estaba muy bien y cómodo en Patronato, pero era Huracán, un equipo muy grande. Lamentablemente en lo futbolístico no estuvo tan bueno, pero en lo personal, haber compartido con grandes jugadores y haber vivido situaciones adversas, a uno lo fortalece. Ahora estoy con la cabeza en hacer las cosas bien acá.

¿Cómo piensan encarar esta segunda etapa de la Superliga, sabiendo que el equipo sacó pocos puntos y peligra la permanencia en Primera?

- Tenemos que ser conscientes de que tenemos que sumar. Estamos con muchas ganas de cambiar esa imagen. Los que están desde principio de temporada lo saben bien, y los que venimos a dar una mano ahora, también. Tratar de hacer las cosas al 100%, es un campeonato durísimo, los equipos que no hacen las cosas bien hacen esos detalles que te hacer perder o ganar un partido. Desde que yo estoy acá entrenan bien, con ganas de revertir esta situación. Esperemos que tengamos suerte.

Tuviste al Lobo Ledesma como compañero, ahora de entrenador. ¿Cómo creés que le irá en esta nueva etapa?

- Es una etapa totalmente diferente. La forma en la que trabaja y dirige el grupo, y el cuerpo técnico también, muy suelto y con ganas, de intentar con su idea y voluntad de transmitirnos que se puede. Me ha sorprendido para bien, verlo como se dirige al grupo, esperemos devolver esa confianza a través de los resultados. Acá en la Argentina se vive de los resultados, esperemos que los resultados acompañen y que este proyecto pueda llegar a donde todos queremos, que es hacer un buen torneo.

Llegaron varios defensores: Canuto, Sosa, Pérez Acuña, más los que se quedaron. ¿Qué opinión te merece, sabiendo que defensivamente Tigre estuvo flojo?

- Todos los que vienen a dar una mano, bienvenido sea. Necesitamos de todos. El cuerpo técnico va a poner a los que vea mejor, todos los que puedan venir a dar su granito de arena para conseguir los objetivos que todos queremos, siempre van a ser recibidos con los brazos abiertos. Va a haber una competencia interna muy dura. Mi forma de pensar es que mientras que el equipo saque resultados y las cosas vayan bien, que el DT tenga problemas de formar el equipo, que todos estemos parejos, la competencia sea sana pero dura. En definitiva, eso nos va a llevar a que los días de partidos dejemos el 100% y que va a haber otro compañero esperando su oportunidad. Del lado mío, todos los que quieran venir vamos a recibirlos muy bien.

Sos un jugador con mucho rodaje, en el fútbol extranjero y en Primera también. ¿Qué viene a aportarle Ezequiel Garré a Tigre?

Muchas ganas, y todo lo que pueda dar adentro de la cancha, dar el el máximo. Tengo muchas ganas de volver a competir, de estar en el campo de juego. La competencia va a ser grande y dura. Del lado que me toque, siempre apoyar al compañero, si me toca estar afuera o adentro. Acá tenemos que ser conscientes de que el objetivo principal. Tanto los días de entrenamiento como en el vestuario, hablar con los chicos, con los compañeros, lo que sea necesario para cumplir el objetivo.

¿Qué palabras le dedicarías al hicnha de Tigre, que está con mucha ilusión con el arranque de un nuevo año pero preocupados por esta situación?

Vamos a hacer lo posible para lograr el objetivo, primero sacar resultados y después tratar de plasmar la idea del cuerpo técnico, de lo que ellos pretenden. Hay un grupo comprometido, de trabajar y hacer las cosas bien, un grupo de jugadores muy humildes, con ganas de sacar esto adelante. Que se queden tranquilos, que el compromiso, el esfuerzo y el sacrificio va a estar desde el primer día hasta el último.