Objetivo: Copa Argentina

El plantel de Vélez volvió a las prácticas luego de la victoria por el torneo local ante Colón. Pavone y Correa se movieron casi con normalidad sólo por precaución, por lo que serían parte del equipo titular para enfrentar el miércoles a Sportivo Barracas.

Objetivo: Copa Argentina
Vélez llegó hasta cuartos de final en la última edición, cuando cayó por penales ante Lanús. Foto: Infobae.

Tras los tres puntos conseguidos con autoridad de principio a fin frente al Sabalero, el equipo dirigido por Christian Bassedas ya empezó a entrenarse pensando en su rival de la Copa Argentina, Sportivo Barracas

La mañana en la Villa Olímpica arrancó con trabajos en el gimnasio. Hasta allí, no hubo diferencias entre los jugadores, todos pudieron completar las tareas sin complicaciones. Sin embargo, una vez finalizado el trabajo pesado, el plantel salió a realizar tareas en el campo de juego y fue entonces cuando se generó la división.

Por un lado, los titulares se agruparon para realizar tareas regenerativas bajando así las cargas musculares acumuladas por el último partido. Blas Cáceres, quien no pudo estar en la última fecha por molestias físicas, volvió a entrenarse con sus compañeros.

Mariano Pavone hizo énfasis en pasadas aeróbicas, tratando de preservar su físico. El Tanque había sido sustituído a mitad del segundo tiempo en el choque ante Colón sólo por precaución ya que era su primer partido oficial en 49 días.

Otro futbolista que sería parte del 11 inicial que debió moverse diferenciado, fue Jorge Correa. El Coco ya se entrena con pelota y apunta a volver a las canchas, dejando atrás su desgarro. La semana pasada ya había expresado su deseo de jugar lo que queda del semestre, pero Bassedas decidió resguardarlo.

El resto del equipo, es decir, los suplentes, hizo fútbol reducido con vistas a mejorar el control y la técnica individual, así como la toma de decisiones en situaciones límite. Seguramente, algunos de ellos tendrá la chance de disputar algunos minutos debido a la exigencia de la doble competencia más el largo viaje.

Mañana habrá una práctica más en el turno matutino, y en horas de la tarde, los futbolistas viajarán desde Aeroparque hacia Formosa, donde el miércoles jugarán en el Estadio Antonio Romero a partir de las 21.10 ante Sportivo Barracas por los 32avos de final de la Copa Argentina.