Gigamonti

Con gol de Luis Amarilla de penal, Vélez Sarsfield ganó en condición de visitante ante Defensa y Justicia y Gabriel Heinze tuvo su estreno de manera oficial como entrenador del Fortín. César Rigamonti, de gran actuación, fue fundamental para el triunfo del club de Liniers.

Gigamonti
El Fortín comenzó el 2018 con una victoria | Foto: Infobae

En la tarde del sábado, Vélez Sarsfield comenzó esta reanudación de la Superliga con el pie derecho y le ganó por la mínima diferencia a Defensa y Justicia con gol de Luis Amarilla mediante la vía del penal. Además del debut oficial de Gabriel Heinze como entrenador del Fortín, también lo hicieron varios refuerzos como Joaquín Laso, Marco Torsiglieri, Luis Abram, Jesús Méndez, Rodrigo Salinas y Agustín Bouzat.

En el cotejo ante el Halcón de Varela se vieron dos tiempos totalmente diferentes, en el primero se observó a un Vélez protagonista y muy superior a su rival mientras que en el complemento los dirigidos por Heinze estuvieron acorralados en gran parte y fueron salvados por la gran actuación de César Rigamonti.

Durante los primeros 45 minutos de juego, el club de Liniers estuvo agresivo con la presión alta y con un triángulo conformado en la mitad de la cancha compuesto por Santiago Cáseres y Nicolás Domínguez mientras que Lucas Robertone estuvo presente unos metros más adelante. Esto permitió que se logre un cambio de ritmo en el ataque al momento de la recuperación, con la subida de los laterales acompañando a los extremos.

A pesar de algunos errores en la zona ofensiva, la movilidad del Fortín lograba el desordenamiento del rival y la preocupación de Juan Pablo Vojvoda. También se vio el compromiso que tomó la defensa y que tuvo sus resultados ya que al minuto 26, Hernán De La Fuente en un avance hacia el arco contrario recibió la falta en el área y 'Totín' Amarilla lo cambió por gol desde los doce pasos.

Con el gol anotado por el delantero guaraní, Vélez justificaba ese resultado con una mejor imagen ante un Defensa que fue de mayor a menor. Sin embargo, en el complemento todo fue diferente y la balanza se inclinó para el conjunto de Florencio Varela.

Desde el comienzo del segundo tiempo, Defensa intentó revertir la situación el marcador y tuvo numerosas llegadas, pero la presencia del arquero Rigamonti que tuvo una gran actuación impidió que el marcador se modificara del lado local. Con el correr de los minutos, los dirigidos por Heinze comenzaron a retroceder y se plasmó a un equipo bastante flojo en el mediocampo.

La estructura del Fortín se había caído y el Halcón golpeaba cada vez más aunque lo realizó sin precisión en la última línea o con las grandes tapadas del ex arquero de Quilmes. Ante el asfixio que propuso Defensa, el Gringo realizó algunos cambios e introdujo experiencia con los ingresos de Jesús Méndez y Rodrigo Salinas.

Con varias llegadas hacia el arco rival por parte del Halcón, la expulsión a Juan Cruz Kaprof le dio oxígeno a Vélez que pudo aguantar el resultado y se llevó tres puntos importantísimos de cara a la permanencia. De esta manera, el equipo de Heinze quedó en la 15º ubicación con 17 puntos y deberá revalidar esta victoria en la próxima fecha ante Chacarita en condición de visitante.