Sisma
¡Grítelo, Guido! Petti, de destacada performance, celebra la llegada al ingoal por parte de Agustín Creevy. Momento de oro para el plantel. Crédito: Jaguares.

Sisma

En el icónico Eden Park de Auckland, Jaguares superó por 20-13 a Blues, por la undécima semana del Super Rugby. De esta manera, la franquicia argentina consiguió su primera victoria ante un rival neozelandés. Además, tercer éxito al hilo en la gira por Oceanía. Los delanteros y el banco de reservas, dos de las claves. Tries de Agustín Creevy, Emiliano Boffelli y Tomás Lezana. El próximo viernes, en Rotorua, Chiefs será su último adversario antes de retornar a Buenos Aires.

CocoAngel
Santiago Ángel

Sábado 28 de abril del 2018. Aproximadamente las 5:30 de la madrugada en territorio albiceleste e, in situ, alrededor de las 21:30. La fecha exacta quedará impregnada para siempre en la historia del rugby argentino. Y más si se tiene en cuenta que su víctima de turno tiene tres trofeos de campeón en su vitrina, además de disfrutar de los servicios de jugadores como los hermanos Akira y Rieko Ioane, Augustine Pulu, James Parsons, Matt Duffie y Stephen Perofeta. Esta historia escrita en la “Ciudad de los veleros” será contada a las próximas generaciones por el simple hecho de ser diferente y, para muchos, impensada hasta el día de su materialización.

A diferencia de lo hecho frente a Rebels y Brumbies, escuadras a las que doblegar sonaba complejo pero posible, Blues, por historia, era un escollo superior, principalmente por la barrera psicológica que hasta aquí no le había permitido a ningún equipo argentino vencer a uno neozelandés desde la creación del profesionalismo -NdR: vale destacar que en 1979, cuando el rugby era amateur, los Pumas batieron a Auckland, y en el mismísimo escenario en el que hoy se escribió una nueva página dorada-. Dicho esto, el valor de estos cuatro puntos obtenidos en la casa de Tana Umaga y compañía tienen un valor agregado gigantesco, casi invisible ante nuestros ojos. Es, tal vez, una de las mayores gestas de un representativo de la UAR en la última década.

En cuanto al juego, Jaguares fue ampliamente superior a su oponente. Solo pasó momentos de zozobra durante momentos aislados de la primera etapa, en la cual el dueño de casa sumó sus trece puntos. En el resto de la contienda, todo de la visita, que se apropió de las formaciones fijas y quebró emocionalmente a su rival gracias a la descomunal tarea del pack de forwards. Desde Leonardo Senatore hasta Santiago García Botta, y también pasando por los reservas, que fueron fundamentales para destrabar la contienda en la tarde-noche kiwi. Individualmente, el punto más alto entre los delanteros fue Guido Petti, que se ensució en la cocina en pos del equipo. ¿Quiénes completaron el podio? Marcos Kremer, un joven de tan solo 20 años pero que se desenvuelve como si fuese un veterano con muchísimas batallas disputadas, y Agustín Creevy, crucial en el breakdown. Pero también podríamos mencionar a Nahuel Tetaz Chaparro, Matías Alemanno o los ingresados Tomás Lavanini y Lezana, autor de la conquista que selló el resultado; entre los backs, la chispa de Emiliano Boffelli en las pocas pelotas que tuvo en ataque y, por el impacto que tuvo en el balance final, Gonzalo Bertranou. ¿Y para mejorar? Las oportunidades desperdiciadas en los metros finales y la intranquilidad en situaciones adversas, en los que suelen caer en reiteradas infracciones.

Más allá del nivel mostado, lo que realmente importa en esta jornada es qué fue lo que se consiguió en tierra maorí. Y no fue solamente haberse sacado la espina de festejar ante la máxima potencia de la ovalada, sino el hecho de dar el salto mental que necesitan para animarse a ganarle a los mejores elencos de esta competición. Material hay de sobra. Alzar los brazos tras el pitazo de Paul Williams era el sueño de todo el plantel, y lo concretaron. “Sisma”, esa es la palabra correcta para definir qué generó Jaguares al cantar victoria en Nueva Zelanda. ¡Y que sigan los cimbronazos!

Síntesis de los partidos

Blues (13): 15- Matt Duffie; 14- Jordan Hyland; 13- Orbyn Leger y 12- Rieko Ioane; 11- Tumua Manu; 10- Stephen Perofeta y 9- Jonathan Ruru; 8- Akira Ioane, 7- Kara Pryor y 6- Dalton Papali’i; 5- Josh Goodhue y 4- Gerard Cowley-Tuioti; 3- Sione Mafileo, 2- James Parsons (C) y 1- Pauliasi Manu.

Ingresaron: 16- Leni Apisai, 17- Ross Wright, 18- Mike Tamoaieta, 19- Ben Nee-Nee, 20- Lyndon Dunshea, 21- Augustine Pulu y 22- Dan Kirkpatrick.

No ingresó:  23- Terrence Hepetema.

Amonestado: PT 12´ Akira Ioane.

Entrenador: Tana Umaga.

Jaguares (20): 15- Joaquín Tuculet (C); 14- Bautista Delguy; 13- Matías Orlando y 12- Jerónimo de la Fuente; 11- Emiliano Boffelli; 10- Nicolás Sánchez y 9- Martín Landajo; 8- Leonardo Senatore, 7- Marcos Kremer y 6- Javier Ortega Desio; 5- Matías Alemanno y 4- Guido Petti; 3- Nahuel Tetaz Chaparro, 2- Agustín Creevy y 1- Santiago García Botta.

Ingresaron: 16- Julián Montoya, 17- Javier Díaz, 18- Juan Pablo Zeiss, 19- Tomás Lavanini, 20- Tomás Lezana, 21- Gonzalo Bertranou, 22- Bautista Ezcurra y 23- Sebastián Cancelliere.

Entrenador: Mario Ledesma.

Puntos en el primer tiempo: 13´ Try de Agustín Creevy (Blues 0-5 Jaguares). 17´ y 27´ Tries de Tumua Manu y Matt Duffie (Blues 10-5 Jaguares). 35´ Penal de Stephen Perofeta (Blues 13-5 Jaguares).

Puntos en el segundo tiempo: 14´ Try de Emiliano Boffelli (Blues 13-10 Jaguares). 22´ Try de Tomás Lezana convertido por Nicolás Sánchez (Blues 13-17 Jaguares). 27´ Penal de Nicolás Sánchez (Blues 13-20 Jaguares).

Árbitro: Paul Williams (Nueva Zelanda).

Jueces de touch: Brendon Pickerill y Cam Stone (Nueva Zelanda).

Asistente de video: Ben Skeen (Nueva Zelanda).

Estadio: Eden Park (Auckland).

 

VAVEL Logo