El ataque, la principal arma de Jaguares en su victoria ante Kings

Ayer, en Liniers, el juego ofensivo de Jaguares volvió a ser el aspecto más sobresaliente de una franquicia que precisaba un triunfo. Kings, la segunda víctima en este Super Rugby, tuvo serios inconvenientes para detener los embates de la escuadra perteneciente a la UAR. Destacadas producciones de Tomás Lezana, Javier Ortega Desio, Santiago Cordero y Emiliano Boffelli.

El ataque, la principal arma de Jaguares en su victoria ante Kings
Foto: el try. Una postal que fue común denominador en la tarde porteña. En esta ocasión, Santiago Cordero, quien retornó al equipo tras su accidente automovilístico que lo dejó afuera de la gira por Nueva Zelanda y Japón, apoya su único ensayo. Crédito: R

Volvió a funcionar. El ataque, una de las facetas más importantes en el Super Rugby, fue primordial en el plan de juego que llevaron a la práctica los Jaguares ante Kings, en el Estadio José Amalfitani. Tres cuartos y delanteros, en conjunto, provocaron estragos en una endeble defensa rival que nunca supo controlar la rapidez de Agustín Creevy, capitán de la franquicia argentina, y sus compañeros.

Los once tries muestran, en definitiva, qué nos dejó la octava presentación de la escuadra nacional en el torneo más importante de equipos más importante del hemisferio sur. Desde la rapidez de Martín Landajo en el pase hasta la limpieza de los rucks. Todo. El pase, que también estaba en el debe del equipo, volvió a corregirse. Dentro de este rubro también se incluye al pase en el contacto, una herramienta fundamental para jugar en la élite internacional. 

En fin, se lo imprimió una rapidez a la cual Kings no estaba en condiciones de soportar. Con el correr de los minutos, algo empezó a quedar claro: Jaguares, comenzaba a asemejarse a la versión 2015 de Los Pumas. La visita, en cambio, a un combinado de Currie Cup.

Pero no todo fue positivo para el bando local; la defensa, de la cual tanto se habla, careció de efectividad en el tackle y, principalmente, de agresividad. La reposición, de suma relevancia en esta competencia, fue, una vez más, sumamente lenta. Éstas deficiencias explican los 27 puntos obtenidos por el adversario.

A partir del lunes, el entrenador en jefe, Raúl Pérez, tendrá dos semanas para pulir detalles. El duelo ante Kings, a celebrarse el próximo sábado 14 de mayo en Vélez, está a la vuelta de la esquina. Será una buena prueba para un equipo que necesita seguir evolucionando de cara al futuro. La premisa será continuar por la senda del triunfo, aunque no será sencillo.