Mattek-Sands y Safarova, las dueñas de Nueva York

La estadounidense Bethanie Mattek-Sands y la y la checa Lucie Safarova se coronaron ayer como campeonas del US Open en dobles femeninos, tras vencer a 2-6, 7-6 (7/3), 6-4 a las francesas Caroline Garcia y Kristina Mladenovic. Llegando a su tercer Granad Slam , luego de haber conquistado el Australian Open y Roland Garros. 2015.

Mattek-Sands y Safarova, las dueñas de Nueva York
Mattek-Sands y Safarova las dueñas de Nueva York (Foto: AFP).

La pareja conformada por una estadounidinse y una checa logró imponerse en la final del Us Open 2016, por 2-6, 7-6 (7/3), 6-4 a las francesas Caroline Garcia y Kristina Mladenovic.

Las francesas, empezaron el partido con todo, quebrando en dos ocasiones y logrando efectividad, agresividad y presición para llevarse un primer set con relativa facilidad y sin muchos sobresaltos, sólidas con su saque terminaron el set con un contundente 6-2 a su favor, que las dejaba encaminadas a lo que parecía un triunfo rápido y sin trabajo.

El segundo set fue más de lo mismo, aunque Safarova y Mattek lograron mejorar su servicio, aunque no pudieron evitar otro quiebre por parte de las francesas, quienes se ponían 5-4 y tenían su saque, parecía estar todo dicho más cuando las nacidas en Francia obtenían la posibilidad de cerrar el partido por duplicado, quedando 40-15, pero el resultado no fue el esperado, las dupla francesa no pudo cerrar el partido y perdió el saque dejando con vida a sus rivales, quienes no desaprovecharon la oportunidad y llevaron la definición a un Tie Break, el desenlace de la muerte súbita la local y su par de República Checa, se quedaron con la manga por 7-6 (7/3), alargando el sueño inpensado tres games atrás, cuando se encontraban con dos match points en contra.

El tercer y definitivo set, fue aguerrido y disputado, pero el equipo francés pareció no haber podido sacar de su cabeza nunca esos dos puntos para cerrar el partido, así termino cediendo el game de saque y dejando el partido 5-a en su contra, con todo listo para cerrar su victoria, Mattek y Safarova lograron imponerse y cerrar el partido por 6-4, obteniendo su tercer Grand Slam y el primero en EE.UU y el primero de esta temporada.