Camino a Brasil 2014: Víctor Ibarbo
Imagen: Cristian Pinto M (VAVEL)

Segundo Víctor Ibarbo Guerrero nació en Cali, pero se formó en Tumaco, Nariño, una tierra de grandes futbolistas. El 19 de mayo de 1990, el volante-delantero hoy en el Cagliari de Italia, empezó a trasegar por los caminos de la vida y del fútbol, porque el talento sin duda viene desde la cuna. Por su estatura y poderío físico lo mandaron al arco cuando era un niño, pero sus habilidades eran más evidentes con los pies que con las manos y lo pasaron a jugar en la zona ofensiva. Y allí se quedó.

“Seguramente va a llegar muy lejos porque es un jugador diferente. Estar en el exterior le ha servido mucho porque se ha vuelto muy táctico. En unos años será fundamental en su club y en Selección Colombia”, Santiago Escobar.

Trayectoria

Sus primeros pasos como futbolista los dio en un equipo de su tierra llamado El Porvenir, y sin tiempo de crecer tuvo que dejar a su familia y amigos para irse a probar en el Deportivo Pereira cuando tenía sólo 13 años. El Equipo de la Perla del Otún le sirvió para que equipos grandes se enteraran de su existencia y dos años después en 2006, Atlético Nacional, bajo el comando de Oscar Héctor Quintabani, se interesaría por sus servicios.

Con el equipo de la montaña Ibarbo pulió sus condiciones técnicas, mejoró su condición física y una vez que estuvo listo debutó como profesional (en febrero de 2008 ante Envigado). A medida que se fue consolidando como jugador se hizo importante en el andamiaje del equipo, incluso desde Europa lo quisieron fichar. A principios del 2009 se dio como un hecho su transferencia al Udinese de Italia, el presidente por ese entonces del equipo paisa, Víctor Marulanda, daba como hecho su presencia en la Serie A para mitad de ese año. Pero el negocio no se concretó, Ibarbo tendría que posponer su salida al viejo continente.

*Estatura: 1,88 m. Peso: 78 kg.

Víctor se quedó en Colombia para ser campeón, con su pase frustrado tuvo la oportunidad de hacer parte y protagonista del equipo de Santiago Escoba, que alcanzó el título en 2011, y tras eso, su ya inevitable despegué a Italia. En el 2011, Con 20 años, el sueño del espigado jugador se hizo realidad y firmó con el Cagliari.

Con el conjunto de Cerdeña ya completa tres temporadas, 107 partidos disputados y 13 goles siendo una figura destacada del equipo. Ibarbo tiene mucho por aprender, sobre todo cuando se excede en el traslado, pero su juventud e indiscutible talento lo han de llevar hasta donde él desee.

Participación en Selección Colombia

Ibarbo se puso por primera vez la camiseta tricolor con la Sub-20 que disputó el Sudamericano de Venezuela en 2009. El combinado no tuvo una buena presentación en ese torneo y se devolvió en primera ronda, pero Ibarbo iba a tener otras chances de lucir los colores de la selección.

Con Hérnan Darío Gómez como DT, Ibarbo volvería, pero esta vez a la de mayores. Disputó en el 2010 los encuentros amistosos ante: Sudáfrica, Ecuador, Estados Unidos y Perú. Y se perdería por un rato, ya que ni Bolillo, Leonel Álvarez o José Pékerman lo tuvieron en cuenta para la Eliminatorias. En el 2013 regresó cuando el técnico argentino lo citó para una ronda de amistosos contra Bélgica y Holanda, en los que el jugador del Calcio se destacó y, gracias a eso, se ganó el llamado en la lista del Mundial, por lo menos en la de 30, y tiene grandes chaces de quedar en el corte final.

VAVEL Logo