Cúcuta y un triunfo de oro ante el Bucaramanga
Foto: Torneo Postobon

Cúcuta Deportivo cosechó una victoria importantísima ante el Bucaramanga en el clásico del Oriente. Con este triunfo los ‘Motilones’ suman 9 puntos en el Grupo A de los cuadrangulares finales y se perfila como uno de los candidatos para llegar a la final, mientras que los ‘Leopardos’ quedaron eliminados y seguirán otro año en la segunda división del fútbol colombiano, donde están desde el 2008.

Primer tiempo: Un Leopardo que ataca y un Motilón que aguanta y contra ataca

El estadio Alfonso López fue testigo de uno de los clásicos más representativos del balompié cafetero. Que hoy en día por cosas de la vida lo tenemos que vivir en la 'B', pero aun así sigue ofreciendo grandes espectáculos como el de hoy.  

‘Bucaros’ y ‘Motilones’ entraron al campo con la firme intención de dejar el alma en el terreno de juego. El central dio inicio al juego y un Leopardo empezó a rondar por el césped sintético del Alfonso López. Bucaramanga tomó la iniciativa del partido y llevó hacia su propio arco al Cúcuta que solo podía defenderse con fiereza, tal cual lo hacían los indios Motilones en la época precolombina.

El local mostraba excelente juego en los primeros minutos del partido. Opciones por las bandas, por el medio, remates de media distancia, eran la constante del equipo de José Manuel Willy Rodríguez que buscaba desesperadamente adelantarse en el marcador, pero no contaba con la gran actuación del portero visitante Wilder Mosquera, que se puso la capa de Superman y voló de palo a palo para salvar el cero en su arco.

Ante esto, los compañeros de Mosquera, buscaron aprovechar las opciones que les quedaban en la contra o los tiros libres, donde Cúcuta encontró sus mejores opciones para hacerle daño al local. Una de esas opciones llegó de un tiro de falta desde el costado del área, que encontró solo a Jonathan Palacios que fue derribado por un defensa bucara y el central no dudó en pitar penal. El cobro fue facturado por Juan Camilo Angulo y al minuto 26 los ‘rojinegros’ se adelantaban en el marcador.

Este gol en contra no mermó la intensidad en el juego de Bucaramanga, que siguió buscando ese gol que plasmara la superioridad demostrada en el campo de juego en los primeros 30 minutos de la primera parte. Las opciones no fueron escasas, varias fueron las veces que Mosquera tuvo que demostrar su calidad sobre los tres palos ante los disparos de los delanteros del local, que pecaban al momento de la definición. Pecado que Cúcuta les cobró con creces a falta de 3 minutos para terminar el partido. Palacios de cabeza marcó el 0-2 y dejó en silencio a toda la afición ‘canaria’ que no creía el resultado en contra.

Un solo equipo en el campo de juego: Bucaramanga

Los últimos 45 minutos se dieron a la marcha y las cosas en el campo de juego no cambiaron mucho. Bucaramanga continuaba con sus arremetidas sobre una defensa solida del Cúcuta, que se mermó debido a la expulsión de Pablo Escobar que en una pelea con Carlos Gonzáles vieron la roja al minuto 56.

Los chicos de ‘Willy’ Rodríguez con el apoyo de su gente se fueron encima de los ‘Motilones’, que veían llover centros de los costados que desconcertaban a la defensa del equipo nortesantandereano. Uno de los muchos centros fue atacado por Jeisen Nuñez que apareció a las espaldas de los centrales rivales y martilló el descuento al minuto 72. Dejando así, 18 minutos finales de infarto. Donde el Cúcuta aguantó como nunca la mínima ventaja y solo espero al pitazo final del central.

Al final fue victoria para el visitante, que se reafirma en sus aspiraciones para llevarse el primer lugar del Grupo A, mientras que el local quemó su última carta y quedó fuera de la pelea para un cupo en la final.  

VAVEL Logo