Lo que el fútbol necesitaba
Foto: Facebook

El fútbol es emoción. Partidos de buen nivel, la historia que escriben los clubes cada vez que suena el pito del juez central y los jugadores que en la cancha son la personificación del amor que sienten por un equipo millones de personas cuando ven rodar un balón en el césped. Pero no detrás de un televisor.

Hace seis meses se presentó en Colombia un sistema de abonos que sorprendió a los hinchas del Medellín y fue criticado por la gran mayoría del resto de hinchadas del país, porque "con boleta regalada cualquiera llena", porque les parecía gracioso que el hincha pagara 2mil pesos por una boleta. En fin, un sinnúmero de comentarios que inundaron las redes sociales y los medios del país.

A pesar de todo, el hincha del Medellín, que era al que a fin de cuentas le interesaba el plan de abonos (Todos En Uno), se comprometió con su equipo y compró su entrada. En tiempo récord lo hicieron 40mil, la meta necesaria para que por cuestiones económicas, la estrategia pudiera darse. Comenzó el torneo y el primer partido que jugaba el rojo en el Atanasio se vivió como una final.

Foto: Independiente Medellín

Ríos de gente colmaban las calles aledañas al coloso de la Avenida Centenario y con un tifo que impresionó a los seguidores del fútbol en el país, la hinchada vivió toda una fiesta, en apenas la segunda fecha del torneo. Fiesta que se volvió habitual, porque cada que el Medellín era local, el estadio se llenaba y aunque inicialmente no se conseguían los resultados en lo deportivo, la hinchada iba con un aliciente más: vivir cada quince días un ambiente de final.

El resto de la historia todos la conocen, después de hacer un buen semestre, Medellín logró llegar a la final y dejar hasta la última gota de sudor en el campo. Eso en lo deportivo.

Antes de terminar el 2014, el equipo confirmó cuatro refuerzos, hoy ya son seis (Anthony Silva, Juan Camilo Angulo, Didier Moreno, Hernán Hechalar, Juan Fernando Caicedo y Juan David Pérez). Para los conocedores de balompié nacional, uno de los equipos que mejor se ha reforzado para encarar el primer semestre del 2015. Lo que sin duda son los resultados de una excelente gestión que fue más allá de "vender boletas a 2mil". Una estrategia pensada para que el Medellín fuera visto como más que un equipo de fútbol.

Lo del presidente Eduardo Silva Meluk es un caso aparte. Su manera de llevar a cabo los proyectos de las directivas, de liderar y de interactuar con el hincha, hizo que se ganara, hace mucho, el título como mejor refuerzo del Medellín.

Se han conocido varios planes de abonos de otros equipos del FPC (Junior, Tolima, Chicó, Once Caldas, Cali, Cartagena, Huila, etc) para el 2015, todos ellos relacionados con una estrategia que asegurará precios asequibles para los hinchas y por lo tanto, estadios llenos.

Es inminente el regreso del "jugador #12" a los estadios, lo que hace mucho tiempo necesitaba el fútbol colombiano.

VAVEL Logo