Un equipo a la deriva
Fotografía: Cultura DIM

Un equipo a la deriva

Opinión. La dirigencia del Deportivo Independiente Medellín decidió prescindir de los servicios de Hernán Torres y su cuerpo técnico en un momento poco oportuno para realizar cambios drásticos en el equipo.

santiago-rendon
Santiago Rendón

El empate del DIM ante Alianza volvió a dejar dudas en la forma de jugar y la actitud del equipo, lo que nadie esperaba era que dichas dudas llevaran consigo la salida de todo el cuerpo técnico. Más allá de la irregularidad del Medellín en casa, la salida de Hernán Torres podría afectar al equipo de cara a los cuartos de final de la Liga Águila.

Injusto y peligroso

El proceso que Hernán Torres traía desde el semestre pasado permitió que el equipo clasificara al grupo de los ocho finalistas por segundo torneo al hilo, cosa que hace varios años no pasaba. Antes de que Torres llegara al DIM, el equipo quedó eliminado en primera instancia durante tres torneos consecutivos.

Cuando Torres asumió la dirección técnica del Medellín, el equipo volvió a ser protagonista en el rentado colombiano, cosa que se demuestra en números y en la forma en que los rivales se 'encierran' a la hora de enfrentar al Independiente Medellín. 

No tiene nada de justo que un técnico que lleva a un equipo a la final luego de tres fracasos seguidos, lo deja con el pase prácticamente asegurado a la próxima instancia de la Liga Águila y lo tiene peleando en los puestos de arriba sea despedido.

Si la dirigencia no estaba conforme con el estilo de juego de Torres debió finalizar su contrato hace varias fechas y no cuando solo faltan dos partidos para los cuartos de final. Algo que debería preocupar a la dirigencia es la actitud de los jugadores después de saber que el cuerpo técnico cambiaría, pues son ellos los que juegan y un golpe anímico era lo menos apropiado en este momento. 

En Medellín se había establecido una unión casi familiar entre Torres, 'Chusco' y los jugadores. Será difícil encontrar un nuevo entrenador que imponga orden y al mismo tiempo un asistente que se convierta en el mejor amigo de los integrantes del plantel. 

Ojalá que el cuerpo técnico que llegue imponga un estilo rápidamente y ayude a conformar un equipo de jerarquía dentro del campo y de familiaridad afuera de él. Solo queda desearle los mejores éxitos a Javier Álvarez, técnico interino de la institución, y al cuerpo técnico que sale respaldado por gran parte de los hinchas. 

VAVEL Logo