No fue por unos cuantos, fue por todos
Foto: AFP - El País.com.co

No fue por unos cuantos, fue por todos

Opinión. Casi siempre cuando un equipo de fútbol gana, nadie critica y es fácil decir que todos jugaron bien, pero en la derrota siempre aparecerán los malos comentarios y casi ningún jugador se salvará de recibirlos.

Allan-Pineda
Allan Herley Pineda Palacio

Hay que ser sinceros y realistas, la Selección Colombia no jugó un buen partido ante Venezuela, la perdida de los tres puntos no fue por culpa de Cardona, Armero y mucho menos por Falcao, en general si se trata de buscar un culpable, es toda la Tricolor, incluyendo al cuerpo técnico. Hay que hacer la salvedad de David Ospina, que en ciertas ocasiones intervino en el pórtico para evitar el gol del rival

José Nestor Pekerman se la jugó toda poniendo de titular a Pablo Armero y a Radamel Falcao García, conociendo de antemano que no venían con buen nivel futbolístico y no tenían continuidad en sus respectivos equipos. Eso quedó en evidencia en el terreno de juego, Armero no fue el mismo del Mundial, aunque desbordó por el costado izquierdo, no tuvo buena finalización de estas jugadas. Falcao intentó, luchó y lo dejó todo, pero muy pocos balones le llegaron a sus pies, para intentar concretar opciones de gol.

James Rodríguez se mostró incisivo en intentar crear fútbol para los delanteros, pero el balón no le llegó claro, en muchas ocasiones fue por la marca de los jugadores venezolanos y en otras fue porque no tenía un socio ideal para volver más colectiva a la selección nacional, se supone que ese socio es Juan Guillermo Cuadrado, pero el antioqueño en más de una ocasión prefirió la gambeta y la jugada individual, antes de hacer fútbol colectivo con el enganche del Real Madrid.

En la jugada del gol se vio reflejado lo que fue la Selección Colombia durante todo el partido, un equipo descoordinado, que no encontró su fútbol e intento llegar con individualidades al pórtico defendido por Alain Baroja.

No se trata de mirar que jugador lo hizo bien o mal, se trata de dejar en claro que en general la Selección Colombia no tuvo un buen partido ante La ‘Vinotinto, de que James y Cuadrado intentaron juntarse con el esférico, pero los jugadores venezolanos fueron aplicados en marca, hicieron presión, hostigaron y consiguieron que los dos volantes de salida no tuvieran un buen compromiso, y también esa presión causó que la defensa no saliera jugando de manera cómoda.

Hay que aprender de los errores que se cometieron a lo largo de todo el partido, intentar corregirlos, porque el rival en la próxima fecha es Brasil, un equipo que ha tenido un importante cambio desde que lo empezó a dirigir Carlos Caetano Bledorn Verri, mejor conocido como Dunga. La 'Canarinha' ahora basa su juego en darle libertad a Neymar y respaldarlo con William, Tardelli y Fred.

Pero la Copa América apenas comienza, quedan dos partidos ante Brasil y Perú, en los cuales la situación puede cambiar totalmente. 

VAVEL Logo
CHAT