11 años después, Junior vence a Millonarios en Bogotá
Foto: El Heraldo

11 años después, Junior vence a Millonarios en Bogotá

Vladimir Hernández y Guillermo Celis, fueron los hombres gol del asalto al Campín por parte de la banda comandada por Alexis Mendoza. 1-2 el triunfo de Junior ante Millonarios que acaba con 11 años sin victoria ante el 'embajador' en su casa. El orden táctico y la entrega del grupo fueron vitales para el histórico triunfo.

MauroAlfonso
Mauro Alfonso Paris

Del Estadio El Campín de Bogotá, Junior se llevó una victoria importantísima para sus aspiraciones de seguir metido en el grupo de clasificados en la Liga Águila.

Por la fecha 11 del torneo de primera división, los chicos de Alexis Mendoza en una muestra clara de táctica fija y unión colectiva derrotaron 1-2 a Millonarios en casa; algo que no ocurría hace once años y que en la noche de ayer se repitió para la dicha de la hinchada rojiblanca que acompañó a su equipo en el templo del fútbol capitalino y para la desgracia de los seguidores embajadores, que siguen sin ver mejorías en el equipo.

Puro orden táctico

Del encuentro podemos hablar de un Junior que emuló lo hecho por Uniautónoma la fecha pasada. Orden táctico, el buen taponamiento de los espacios y aprovechar los momento de posesión para facturar en el área rival. Estos tres lineamientos los trabajó al pie de la letra el conjunto barranquillero, que ayer fue ordenado tácticamente, supo replegarse en el ancho campo de El Campín y aprovechó los momentos que Millonarios le ofreció al no proponer un juego de desgaste en la altura.

Con esto planteado y llevado a la práctica, Junior sobrellevo una primera parte sin muchos sobre saltos. El juego del local, que giraba sobre Candelo e Insua, poco se vio en los primeros 45 minutos. Celis y Narváez cumplieron en su rol de marca y de salida. La saga defensiva se paró firme y con el compromiso de sacar la pelota limpia desde atrás para abastecer a un bloque ofensivo que se abría por las bandas con Vladimir y Pérez, que en varias ocasiones inquietaron y generaron opciones de gol.Caption

Con una atajada monumental de Nicolás Vikonis ante el remate de Luis Narváez. El primer tiempo se cerraba para Junior con un sabor dulce. Con la satisfacción de haber realizado un trabajo positivo y que por el momento daba frutos. Ahora, el segundo tiempo sería a otro precio, Millonarios saldría a por el encuentro y el visitante debía aguantar la locomotora azul que se avecinaba.

Reinicio, sufrimiento y gloria

Con el reinicio del juego por parte del central Wilmar Roldan, Millonarios se lanzaba al ataque ante un Junior que mostró su peor cara en los primeros 15 minutos del complemento. Los locales saltaron al campo con otra actitud y eso lo sufrió mucho el onceno tiburón que vio en Sebastián Viera, una figura indiscutible en este complicado tramo del partido.

Mano a mano ante Nuñéz y Rangel. Dos atajadas que mostraron los reflejos felinos del portero uruguayo, que le dio vida a su equipo, el cual sobrevivió a esos 15 minutos fatales que al paso del tiempo se convirtieron en ganancia total.

Minuto 63 y el marcador en El Campín se abrió. Rebote luego de un tiro de esquina cobrado por Barrera, que encuentra a un Vladimir Hernández libre de marca y este solo tuvo que disparar con clase para inflar la red de Vikonis y acabar con el silencio en el placar. 0-1 y las emociones del grupo de hinchas de Junior que estuvo en el partido explotó ante el tanto del número 16.

El número 16 autor del 1-0 parcial. Foto: Colprensa

Con el gol en el bolsillo, Millonarios se desesperó en encontrar la igualdad al instante, pero tal desespero lo llevó a quedarse con uno menos tras la expulsión de Mosquera, luego de propinarle un manotazo a Barrera, acto que le hizo ver la tarjeta roja directa.

Ese momento fue el más crítico para el local y favorable para el rival de turno, pero por situaciones del fútbol, el equipo con menos hombres se posicionó mejor en el campo y el otro con sus once hombres completos, se vio sin orden y desbordado, tanto que al 68’ el 1-1 se firmó con el autogol de Andrés Felipe Correa, el cual fue un aire en el pecho para Millonarios que veía la oportunidad de poder llevarse el partido. 

Pero los cambios apurados del nuevo técnico embajador, perjudicaron al equipo a la hora de tener equilibrio en el medio al momento de enfrentarse al ataque del rival. Sin volante de marca y con solo hombres de ataque, Junior aprovechó tal oportunidad en los minutos finales de juego para dar la puzada final. 

A falta de dos minutos para que se marcara el minuto 90, una gran jugada en colectivo entre Ortega (que ingresó por Barrera) y Vladimir dejo al número 10 frente a frente con el portero embajador que achicó en la salida, pero no contó con el pase al medio de Ortega para la llegada desde atrás de Guillermo Celis, quien marcaría a placer el 1-2 final.

Ese resultado que terminaría con una sequía de 11 años sin vencer a Millonarios en Bogotá. 11 años de espera que ayer culminaron gracias al trabajo serio y la unión de un grupo que camina a paso firme en los tres torneos que disputa. Por el momento, el triunfo de anoche le coloca a Junior quinto con 17 puntos y un partido menos a la espera de lo que será la fecha 12 y el partido de vuelta de la Copa Suramericana ante Tolima en Barranquilla. 

Próxima Fecha: Visita al Águila

Solo dos días de descanso tendrá Junior para encarar su siguiente compromiso en Liga, que será ante Águilas Doradas en Rionegro. El partido se disputará el sábado 12  a las 16:00 horas y será la previa al choque internacional ante Tolima por la vuelta de la segunda fase de la Copa Suramericana 

VAVEL Logo