Análisis América de Cali 2018-I: Eder Castañeda
Análisis América de Cali 2018-I: Eder Castañeda | Fotomontaje: VAVEL Colombia

Análisis América de Cali 2018-I: Eder Castañeda

Las lesiones le pasaron factura el central, que el semestre pasado era uno de los jugadores fundamentales en la zona defensiva del 'escarlata'.

jhonatanm96
Jhonatan Andrés Martínez Cuesta

América de Cali ha tenido un primer mal semestre este 2018. La institución 'escarlata' pasó por un gran bache desde la estética de juego hasta los resultados y cuando quiso reaccionar ya era tarde. La eliminación en la Liga Águila y la Copa Sudamericana es el balance que dejó evidencia de que el Torneo que se jugó antes de iniciar competencias oficiales fue solo una ilusión, que poco a poco fue perdiendo la fé en su equipo, de ahí su bajo promedio en la asistencia durante los nueve partidos que disputó como local (8.000 personas).

Eder Castañeda se había consolidado en la era de Jorge 'Polilla' Da Silva como uno de los defensas titulares el año pasado, incluso aportó con un gol ante Junior para que América tuivera la posibilidad de pasar a las semifinales del Torneo Finalización. Sin embargo,  a lo largo del semestre había tenido poca continuidad por problemas en los abductores, por eso cuando volvió, jugó varios partidos hasta la ida de las semifinales, cuando recibió un golpe de Ayron del Valle que lo sacó del partido de vuelta, en la que el rojo caleño terminaría eliminado.

Este año, cuando se jugaba precisamente el Torneo Fox Sports, el cucuteño de 25 años volvía a caer en el infortunio. Una contractura en su pie izquierdo lo sacó de la final del campeonato amistoso, y eso le costó la titularidad con 'Polilla', que le volvió a dar minutos cuando recibió el alta médica (jugó dos partidos completos), pero el bache que atravesó el conjunto escarlata provocó la salida del DT uruguayo, que sería reemplazado primera e interinamente por Luis Asprilla, con el que jugó apenas 18 minutos en la caída 4-0 ante Atlético Huila, porque una nueva lesión lo volvió a sacar de actividad.

Al final, fueron apenas 198 minutos los que jugó este semestre, una cifra que decepciona, porque con un regularidad podría ser fundamental en un equipo que ha perdido la seguridad en la zona defensiva del equipo. Su continuidad en la institución peligra por este tema de las lesiones, y será decisión de Pedro Felicio Santos si seguirá o no.

VAVEL Logo