En la era digital, ¿fútbol analógico?
Foto: Independiente Santa Fe

En la era digital, ¿fútbol analógico?

Opinión. En la era digital, en un mundo interactivo e interconectado, ¿puede considerarse eficiente la incursion de los clubes del FPC en la modernidad?

cach
Camilo Alejandro Campos Herrera

A los clubes del Fútbol Profesional Colombiano (FPC) les faltan años luz de respeto, aprecio y reciprocidad con sus seguidores; con los hinchas que aun en medio de torneos mediocres, mal organizados y campañas deplorables están apoyándoles inagotablemente, incluso quienes hemos decidido emprender nuevos rumbos fuera del país. Y es que aún en este tiempo, de internet, redes sociales, tecnologías de la comunicación, clubes como Independiente Santa Fe carecen de un manejo profesional de cualquier plataforma virtual o medios de comunicación que permita a los seguidores, especialmente quienes nos encontramos fuera del país, interactuar y mantenernos al tanto de lo que sucede con nuestro club.

Se carece de cualquier producción audiovisual que acerque al hincha con el club, de un manejo de redes sociales siquiera aceptable, de una interacción virtual real con lo qué es y significa para muchos de nosotros Independiente Santa Fe. Y es que, para quienes estamos fuera de Colombia, nuestra cercanía con el club se limita a lo que nuestros padres y amigos nos comentan, además de las transmisiones que podemos observar (situación que se dificulta de acuerdo a las diferencias horarias).

Con lo anterior, parece ser que el deseo general de los clubes del FPC es mantener a los hinchas lejanos a cualquier tipo de proceso deportivo y extradeportivo del club, restándoles cualquier tipo de importancia a las fanaticadas si no es de dinero de lo que se esta tratando, y es que al momento de las emisiones de abonos, si aparecen las redes sociales del club y sus directivas refiriéndose a nosotros como “la familia cardenal”, prometiéndonos pelear títulos y alegrías deportivas. Incluso con la motivación y el sentimiento salen los mencionados abonos sin siquiera haber oficializado alguna contratación respetable para el primer campeón del FPC (situación que se ha presentado en torneos anteriores y que, aparentemente, en esa dirección apuntan los indicadores).

Y es que hasta la fecha de redacción de esta opinión, 27 de mayo de 2019, con Independiente Santa Fe no tenemos la certeza sobre la reestructuración del proyecto deportivo, salvo las confirmadas salidas de Arley Rodríguez, Carmelo ValenciaFacundo Guichón, y Johan Arango (rechazado por el grueso de la hinchada cardenal), además de las lesiones vigentes de Omar Pérez y Juan David Valencia, quienes no podrían ser tenidos en cuenta y la reciente firma del canterano Camilo Charría; no hay claras manifestaciones del club, ni de los medios de comunicación que nos entreguen una idea clara de los planes del club para el segundo semestre del presente año. A cerca de contrataciones la única manifestación oficial del club ha sido la del interés por el delantero Hugo Rodallega, un novelón de esos a los que nos acostumbran, como la reciente fallida contratación del volante creativo colombiano Macnelly Torres.

Es importante que las directivas, no solo de Independiente Santa Fe sino de todos los clubes que componen el FPC, dimensionen la importancia de los aficionados para lo que es el espectáculo del fútbol, porque con su proceder a diario se encargan de alejar a las nuevas generaciones (generaciones completamente digitales) de los estadios, además de hacer sentir siempre a hinchas de toda la vida despreciados y minimizados, porque el fútbol no sería nada sin sus aficiones, es hora de modernizarnos y hacer de nuestra institución y sus similares dignas del siglo XXI y uno de los negocios más rentables sobre la faz de la tierra.

MEDIA: 5VOTES: 1
VAVEL Logo