Historia de los mundiales: Brasil 1963

Cuarto Mundial de la historia del baloncesto y como era habitual el lugar escogido para la celebración de dicho evento fue Brasil. La ciudad de Río de Janeiro sería la encargada de acoger el campeonato más importante de baloncesto a nivel internacional. Era la segunda vez que la FIBA otorgaba dicho privilegio al país brasileño, después del disputado en 1954. Antes, Argentina 1950 había dado el pistoletazo de salido y Chile 1959 había seguido con el sueño de los amantes del baloncesto.

El campeonato arrancaría el 12 de mayo de 1963. Todos los equipos disputarían una fase de grupos para posteriormente disputarse las medallas en una liguilla, formato habitual de los primeros mundiales. Brasil, como anfitriona y vigente campeona del mundo, no entró en la primera fase y pasó directamente a la fase final, en la que entrarían las medallas en juego.

Equipos participantes

Un total de trece equipos participaron en Brasil 1963: Argentina, Brasil, Canadá, Estados Unidos, México, Perú, Puerto Rico y Uruguay (representación americana); Japón (representante asiático); Francia, Italia, Unión Soviética y Yugoslavia (representantes de Europa). Estos eran los trece equipos que acudirían al Mundial. El dominio de los países sudámericanos seguía siendo un hecho, pero las grandes potencias europeas comenzaban a sacar la cabeza.

Brasil celebraba su segundo Mundial de la historia

Palmarés

En las tres ediciones anteriores, los equipos anfitriones habían tenido una gran relevancia. En el primer Mundial celebrado en Argentina, la anfitriona se hizo con el título. El podio lo completaban Estados Unidos y Chile. En 1954, Brasil acogía su primer mundial como una de las favoritas. Estados Unidos le quitaba la gloria y se alzaba con el oro por delante de Brasil y Filipinas, que se convertía en la sorpresa. En Chile 1959, Brasil se rehacía de la segunda plaza cosechada en 1954 y conseguía el oro. Estados Unidos y Chile se repartían las otras dos posiciones del podio.

Foto: Taringa

Primera fase

Con Brasil en la siguiente fase, la FIBA decidió hacer tres grupos de cuatro equipos. Las dos primeras selecciones pasarían a la fase final, mientras que las otras dos restantes jugarían otra liguilla para determinar las posiciones finales. Los grupos estaban conformados de la siguiente manera: Grupo A (URSS, Francia, Uruguay y Canadá), Grupo B (Yugoslavia, Puerto Rico, Japón y Perú) y en el Grupo C (Estados Unidos, Italia, México y Argentina).

En el Grupo A, la URSS se clasificaría como primera de grupo con un balance inmaculado de tres victorias en tres encuentros. Le acompañaría Francia, que acabaría con una sola derrota. Fuera se quedarían Uruguay y Canadá.

En el Grupo B, Yugoslavia cosechaba una primera plaza sin casi despeinarse. El conjunto balcánico venció todos sus partidos. En segunda plaza finalizaba Puerto Rico, que avanzaba a la fase final. Japón y Perú caían eliminadas.

Por último, en el Grupo C, Estados Unidos, una de las favoritas, concluía esta fase como primera. Le acompañaría en la fase final Italia, que acabaría con dos triunfos y una sola derrota. Sin opciones de medalla se quedaban México y Argentina.

Fase final

Los seis clasificados (URSS, Francia, Yugoslavia, Puerto Rico, Estados Unidos e Italia) más la citada anteriormente Brasil pelearían por los metales. En una liguilla con seis partidos para cada selección, el mundial fue a parar a la anfitriona Brasil. La selección canarinha se adjudicaba su segundo oro de forma consecutiva, tras el cosechado en Chile 1959. El país sudamericano vencía todos los encuentros. En el partido clave ante Yugoslavia, segunda clasificada, Brasil sacó todo su poderío y venció con un contundente 90-71. El medallero lo completaron Yugoslavia y la URSS.

Brasil era el primer país en conseguir dos oros mundialistas

Fuera del podio se quedaron Estados Unidos, Francia y Puerto Rico en ese orden. Sorprendente fue la posición de Estados Unidos, ya que era la primera vez que no subía al podio (dos segundos puestos y un oro).

En la otra liguilla de equipos para determinar las últimas posiciones, Argentina vencía todos sus duelos y finalizaba en octava posición. Uruguay acabaría en novena posición, mientras que México, Canadá, Perú y Japón completarían la clasificación del Mundial de 1963.

VAVEL Logo