Historia de los Mundiales: Filipinas 1978
Fotomontaje: Ricardo Palmeiro, VAVEL.

El Mundial de Baloncesto visitaba, en su octava edición, su tercer continente. Desde su fundación y primera edición en Argentina 1950, el campeonato pasó unos años afincado en Sudamérica. Brasil por dos ocasiones, Chile y Uruguay lo acogieron antes de su primera visita al viejo continente -Yugoslavia 1970-. El torneo se sentía un poco extraño fuera del calor del hogar que le había visto nacer, crecer y desarrollarse. Tras su primera aventura europea, decidió regresar a América, aunque esta vez un poco más arriba, un poco menos continental. Puerto Rico acogió la cita de 1974.

Hasta entonces el palmarés estaba bastante repartido, los dos campeonatos de la URSS se veían igualados por la pareja de trofeos alzados por Brasil en 1959 y 1963. Con una edición lograda por cada una, las selecciones perseguidoras eran Yugoslavia, Estados Unidos y Argentina.

En 1978, el campeonato se estaba haciendo mayor y había tomado una decisión: quería explorar nuevos mundos, anhelaba conocer nuevos territorios, visitar nuevas canchas y descubrir nuevos amantes. Era el momento de viajar hacia otro continente, desconocido para el torneo hasta el momento: Asia acogería por primera vez una edición del Mundial de Baloncesto. Filipinas sería la ínsula afortunada por recibir a las estrellas del baloncesto del momento.

El campeonato se estaba haciendo mayor y buscaba, en Asia, nuevas aventuras

La FIBA había elegido esta isla del Pacífico para abrir el mercado asiático por ser el primer país de dicho continente que había participado en un Mundial. El campeonato se disputó, entre el 1 el 14 de octubre, en dos pabellones, ambos ubicados en la zona metropolitana de la capital, Manila. El Rizal Memorial Coliseum de la propia Manila y el Araneta Coliseum de Quezon. La fase final se disputó en el pabellón de Araneta, considerado en la época uno de los mejores del planeta y con capacidad para cerca de 30.000 espectadores. La ronda preliminar fue en el Rizal Memorial, con 8.000 localidades de capacidad.

14 fueron las selecciones participantes en el Mundial de Filipinas: la anfitriona, Senegal, Brasil, Corea del Sur, Checoslovaquia, Australia, Canadá, China, Italia, República Dominicana, la URSS, Puerto Rico, Yugoslavia y Estados Unidos.

España y el Mundial se habían conocido en la primera edición, pero desde entonces su relación la habían marcado la distancia y las ausencias. Así, la segunda participación de la selección española en un Mundial fue en el anterior al de Filipinas, Puerto Rico 1974. Esta sería una nueva cita sin representación española.

Ronda preliminar

GRUPO A

Selección Partidos Jugados Ganados Perdidos Puntos a favor Puntos en contra Diferencia Puntos
Yugoslavia 3 3 0 325 244 +81 6
Canadá 3 2 1 260 216 +44 5
Corea del Sur 3 1 2 240 310 -60 4
Senegal 3 0 3 190 245 -55 3

Yugoslavia hizo valer su favoritismo y venció cómodamente en los tres encuentros que disputó en esta fase. La segunda plaza fue para Canadá, que solamente perdió ante los balcánicos. Sin nada en juego, Corea del Sur y Senegal se jugaron el honor de irse del campeonato con una victoria en el casillero en un partido igualado que, tras una prórroga, se llevaron los asiáticos con un tanteo de 86-84.

GRUPO B

Selección Partidos Jugados Ganados Perdidos Puntos a favor Puntos en contra Diferencia Puntos
Brasil 3 3 0 342 269 +73 6
Italia 3 2 1 302 263 +39 5
Puerto Rico 3 1 2 275 297 -22 4
China 3 0 3 296 386 -90 3

Brasil encontró en Italia un hueso duro de roer, pero fue capaz de lograr la primera plaza tras aplastar a China (154-97) en la primera jornada, vencer por cuatro puntos (84-88) a la selección transalpina en la segunda y vencer a Puerto Rico (88-100) en la última. La segunda clasificada fue la selección italiana que fue superior ante Puerto Rico y China. La tercera clasificada fue Puerto Rico, aunque los gallos sudaron para doblegar a China en la segunda jornada más de lo que ellos habían dificultado las cosas a brasileños e italianos.

GRUPO C

Selección Partidos Jugados Ganados Perdidos Puntos a favor Puntos en contra Diferencia Puntos
Estados Unidos 3 3 0 277 219 +58 6
Australia 3 2 1 220 217 +3 5
Checoslovaquia 3 1 2 229 248 -19 4
República Dominicana 3 0 3 218 260 -42 3

Estados Unidos dominó el grupo C, aunque en el primer partido estuvo a punto de caer derrotado ante Australia. República Dominicana y Checoslovaquia no opusieron resistencia ante los americanos, pero sí frente a los Aussies, quienes se impusieron por tres puntos ante Checoslovaquia (71-68) y dos ante los dominicanos (74-72). La estéril tercera plaza fue para Checoslovaquia que venció, cuando ya no servía de nada, por un punto (81-82) a República Dominicana.

Liguilla de semifinales

La siguiente fase era una liguilla entre las seis selecciones clasificadas en los grupos más la anfitriona, Filipinas, y la última campeona, la URSS. Los equipos se enfrentaron entre sí y los dos primeros clasificados jugarían la final, el tercero y el cuarto por la medalla de bronce, el quinto y el sexto por la quinta plaza y el penúltimo y el último por la séptima.

Brasil, que terminó la liguilla tercera, fue venciendo todos sus enfrentamientos hasta que se enfrentó a las dos potencias europeas, Yugoslavia y la URSS, que lograron derrotarle.

La primera sorpresa llegó pronto, en la primera jornada, cuando Italia venció por un punto (80-81) a Estados Unidos. Los transalpinos solamente perdieron frente a Yugoslavia, la URSS y Brasil y terminaron la liguilla cuartos, por delante de los norteamericanos.

Yugoslavia y la URSS fueron venciendo uno a uno a todos sus contrincantes, y en el enfrentamiento entre ambas, fueron los balcánicos los que lograron doblegar a los soviéticos. La primera y la segunda plaza, la lucha por el oro... sería entre dos selecciones europeas.

Los cuatro enfrentamientos finales

La pelea por la séptima plaza la venció Australia sin problemas (74-92). Filipinas terminaba su Mundial octava y sin estrenar su casillero de victorias. La quinta posición fue para Estados Unidos, pero a punto estuvo su vecina Canadá de arrebatársela (94-96). La igualdad fue la nota dominante en este Mundial, y el bronce se decidió por un sólo punto, el que separó a Brasil de Italia en el marcador (86-85).

La gran final iba a enfrentar a las dos últimas selecciones campeonas. Si la URSS, vencedora en Puerto Rico 1974, volvía a triunfar se confirmaba como dominadora del palmarés, destacándose por encima de Brasil. En cambio, si la vencedora era Yugoslavia, repitiendo su triunfo en casa en 1970, la cosa se igualaba a dos campeonatos cada una entre las dos finalistas y la tercera clasificada del torneo de Filipinas.

Tras una prórroga, de nuevo un sólo punto iba a marcar la diferencia. Los balcánicos se alzaban con un nuevo título, el segundo en su palmarés, que les coronaba como campeones del mundo frente a una URSS que se quedaba a las puertas de ampliar su ventaja como dominadora del baloncesto mundial de la época.

Yugoslavia - URSS, 1978 | Foto: Fundación Pedro Ferrándiz

Mejor quinteto y mejor jugador

Los yugoslavos Krešimir Ćosić, Dražen Dalipagić, y Dragan Kićanović junto al brasileño Oscar Schmidt y el soviético Vladimir Tkachenko formaron el mejor quintero del campeonato.

El alero de Partizan, Dalipagić fue el mejor jugador del torneo promediando 20 puntos por partido. Además, aquel año Dražen fue nombrado mejor deportista de Yugoslavia y Jugador Europeo del año. El máximo anotador del torneo fue Kamil Brabenec, de Checoslovaquia, una de las derrotadas del campeonato.

VAVEL Logo