El 3x3 de la 5ª semana en la NBA: lo mejor y lo peor
San Antonio ostenta la mejor defensa en toda la liga (Foto: news.com.au)

Pasado el primer mes de la temporada 2015/16 en la NBA, las realidades de los distintos equipos van quedando más claras, tanto por lo positivo como por lo negativo. Desde la redacción de VAVEL, seleccionamos algunos aspectos que nos parecen dignos de remarcar. Esta semana, vuelven a aparecer algunos personajes en ambas caras de la moneda.

Lo mejor

3+1 SOBRE LA BOCINA: Golden State Warriors, que sigue de fiesta. El martes pasado, el actual campeón derrotó a Los Angeles Lakers y estableció el mejor arranque en la historia de la liga, con 16 victorias y cero derrotas, sobrepasando a los Washington Capitols del año 1948 y a los Houston Rockets de 1993-94. La lesión de Harrison Barnes (el viernes, ante Phoenix Suns) no parece ser grave y, además, permitió que Brandon Rush emerja como una variante más, para un equipo profundo y lleno de talento. Por si hacía falta. Individualmente, Stephen Curry y Draymond Green siguen exponiendo un nivel sensacional. Green se convirtió en el primer Warrior desde Wilt Chamberlain -nada más ni nada menos- en sumar dos triple-dobles consecutivos, mientras que Curry continúa liderando la NBA en puntos.

'CROSSOVER': Paul George rompiendo redes. Hablando de individualismo, es imposible no destacar lo que está haciendo George. El alero de Indiana Pacers, totalmente recuperado de su gravísima lesión, ha puesto a su equipo como único escolta de Cleveland Cavaliers, en el Este. George ha aceptado su rol de stretch-four (ocupa dicho puesto esporádicamente) y ha logrado imponerse tanto en ataque como en defensa. En la última semana, George promedió 37.3 puntos, 6.7 rebotes, 2.3 asistencias y 54,7% de campo por partido. Indiana consiguió tres victorias -ante Washington Wizards, Chicago Bulls y Los Angeles Lakers-, de la mano de su mejor jugador.

BALANCE POSITIVO EN PISTA: San Antonio Spurs, a paso lento pero seguro. Mientras todos los ojos están posados en Golden State, los viejos Spurs continúan sumando triunfos y ajustando su sistema ofensivo. En defensa no deberían querer cambiar nada, pues ostentan el mejor rating defensivo en la liga (93.1 puntos por cada 100 posesiones). De a poco, LaMarcus Aldridge se siente más cómodo junto a sus nuevos compañeros y, mientras tanto, Kawhi Leonard se establece como una verdadera primera opción. Gregg Popovich ha comenzado su habitual rutina de darle descanso a sus jugadores. Ésta semana le tocó a Tim Duncan y Manu Ginóbili. Seguramente, todos pasarán por ella. Lo que sea necesario para llegar a abril en plenitud física.

Lo peor

0/2 EN TIROS LIBRES: Philadelphia 76ers, como para variar un poco. Es una verdadera lástima lo de Philadelphia, que ha estado muy cerca de conseguir su primera victoria. Ante Houston Rockets (otro que todavía no acomodó el barco, de paso), tuvieron su mejor chance, pero no lo lograron. Ahora, los dirigidos por Brett Brown tienen un récord de 0-18, empatando el peor inicio en la historia de la NBA. La buena noticia es que, mañana, enfrentan a los Lakers. Mejor chance para quitarse ese cero no van a tener. Tema aparte para Jahlil Okafor, que deberá aprender a controlarse mejor luego de un altercado sufrido en las calles de Boston. 

TÉCNICA POR PROTESTAR: Milwaukee Bucks no encuentra el rumbo. Tres derrotas consecutivas para un equipo que empezó la temporada con aspiraciones altas. Lo peor de todo es que los Bucks cayeron ante conjuntos que "deberían" vencer. Primero, fue 118-129 ante Sacramento Kings. El viernes, fueron demolidos por Orlando Magic (90-114) y, el domingo, apenas le anotaron 82 puntos a Charlotte Hornets (que sumó 87). Por ahora, Jason Kidd no ha podido encajar las piezas de su plantilla -principalmente, el ajuste que tendrá que realizar Greg Monroe- y su equipo sigue cayendo en el Este.

AL BANQUILLO: el retiro de Kobe Bryant. A pesar de que Bryant no esté en un buen nivel, su presencia será extrañada por todos los fanáticos de la NBA, tanto los que querían verlo ganar como los que querían verlo perder. Tal es el impacto que tiene el escolta en el mundo del baloncesto. Los motivos de su retiro son completamente válidos y hasta es saludable que él mismo los haya podido reconocer, lo que no niega que su partida será sentida por todos. 

Y tú, ¿qué opinas? ¿Estás de acuerdo?

VAVEL Logo