Los derbis en el Ramiro de Maeztu eran otra historia
Derbi en la nevera en los años 60 | Club Estudiantes

Casi 200 derbis entre Real Madrid y Club Estudiantes se han disputado a lo largo de la historia sumando competiciones nacionales y continentales. Un auténtico clásico del baloncesto mundial. Mohamed Beibi Mimoun, Vicente Ramos y Emilio Segura, tres leyendas de la entidad colegial en la fantástica década de los 60, gracias a una conversación que elaboró el club hace varios años, contaron sus vivencias y sentimientos de aquellas maravillosas temporadas azulonas en las que el equipo de sus amores se llevaba la mayoría de los derbis. Y nada ha cambiado aunque parezca mentira.

Algo más que rivalidad

- Beibi: “Se podía perder contra el Helios, contra el Águilas… pero contra el Madrid era otra historia”.

Vicente: “Una victoria ante el Madrid podía justificar una temporada entera”.

- Emilio: “Sí, les ganábamos una vez al año como mínimo”.

Beibi: “Bueno, ¡en la temporada 62-63 me acuerdo que les ganamos los tres partidos! Los dos de Liga y la final de la Copa, nuestro primer título nacional".

Los días previos también eran otra historia

- Vicente: “El día de derbi en Estudiantes se vivía de forma equivalente a jugar una final de Copa de Europa en otros clubes”.

- Emilio: “Sí, realmente, lo esperabas durante todo el año”.

- Beibi: “Sobre todo se esperaba con ansia en el Ramiro”.

- Emilio: “Antes todo era 100% Ramiro”.

Y qué afición, incansable e infinita

Beibi: “Ahora Estudiantes no está tan limitado. En Casablanca, en Melilla… he estado hablando del Estudiantes con gente que no tiene nada que ver con el Ramiro y sienten el mismo cariño que nosotros por el club”.

- Emilio: “El ambiente en el Ramiro cuando se acercaba el derbi era especial durante toda la semana”.

- Vicente: “Lo importante es que lo esperábamos con la misma ilusión y ganas tanto la plantilla como la gente de la grada”.

- Beibi: “Nosotros antes de ser jugadores es que ya habíamos vivido derbis en la grada, animando a los Díaz Miguel, Abreu…”.

- Vicente: “¡Y llegábamos roncos a casa!”

- Emilio: “Lo que sí es cierto es que el ambiente era muy deportivo. Sí, siempre había cánticos ofensivos al Real Madrid, a los jugadores que cambiaban de equipo… pero se quedaba ahí”.

Responsabilidad desde la cantera

- Beibi: “Sí, la verdad es que ese partido te lo preparabas mejor. Salías a la cancha sintiéndote responsabilizado. A los jugadores que vivíamos en el Internado nos inculcaban la importancia de este partido, e incluso a veces nos dejaban repetir plato para así motivarnos".

- Emilio: “Cuando los alumnos empezábamos a jugar en infantiles, que todavía no existía el minibasket, ni nos planteábamos llegar al primer equipo. Era lo que se hacía en el Ramiro. Luego sí ibas soñando con jugar algún día en el Liga Nacional”.

- Beibi: “Y ya en la cantera te inculcaban esas ganas de ganarle al Madrid”.

- Emilio: “Es que los derbis en las categorías inferiores en las que también tenía equipo el Real Madrid se vivían del mismo modo, aunque en otra escala más pequeña, claro. Pero yo recuerdo igual que mi canasta que les quitó la liga cuando les ganamos el campeonato de España en categoría juvenil. No sabía igual que ganar a otros equipos también grandes como el Juventut. Incluso en estas categorías se notaba la diferencia entre los dos clubes, ellos siempre transmitían más profesionalismo, mientras que nosotros éramos aficionados. También era muy bonita la continuidad: en cantera jugábamos contra Lolo Saíz, Sevillano…enfrentarse a ellos en Liga Nacional unos años después hacía ilusión”.

Pequeñas diferencias

- Vicente: “Yo creo que los derbis ahora llevan asociada una carga de tensión que antes no tenían. Salíamos con relativa tranquilidad, con la emoción de enfrentarse al que era el equipo más fuerte siendo nosotros aficionados. Ahora hay más en juego”.

- Beibi: “¡Ferrándiz todavía se sigue acordando de la canasta de Emilio! Es la única liga que no ganó”.

VAVEL Logo