Trade Deadline 2018: Denver Nuggets, urge un base
Mudiay y Faried son los que más opciones tienen de marcharse. | Foto: nugglove.com

Los Nuggets nos están dejando un sabor agridulce en esta temporada, ya que antes del comienzo de la liga, se esperaba que lucharán por la quinta o sexta plaza del oeste, mientras que ahora están coqueteando peligrosamente con los puestos que no clasifican para los playoffs. Por ello, muchas son las voces que sugieren que los directivos deberían intentar traer algún jugador para mejorar el equipo.

La falta de otro base está afectando mucho al equipo

En Noviembre, con el caso Bledsoe, los rumores apuntaron a que Denver apostó fuerte por ese traspaso en búsqueda de un base contrastado, que parece la posición más desatendida en el roster. Actualmente, el equipo (cuando no tiene lesionados) juega con Jamal Murray o Will Barton de base sin que ninguno de los dos lo sea, y es que el entrenador no parece confiar en Emmanuel Mudiay, un base que prometía mucho pero que parece que no ha cumplido las expectativas. Aún así, parece un jugador bastante válido y es el que más papeletas tiene de abandonar la franquicia de Colorado. No se descarta tampoco que Denver acepte un traspaso de Mudiay a cambio de primeras rondas del Draft.

Mudiay es una de las decepciones y podría salir. | Foto: nba.com

Por lo tanto, Denver parece estar interesado en sumar un base, pero solo se arriesgaría si fuera un jugador que la franquicia considere que mejora al equipo de forma considerable. A pesar de la delicada situación de los Nuggets, los rumores apuntan a que los propietarios no quieren tocar muchas piezas y que no quieren hipotecar su futuro inmediato, por lo que solo se plantean la llegada de un base veterano, mientras que el resto de su talento joven parece intransferible. El último rumor que ha surgido es que Kemba Walker está en el mercado, y es el perfil que podría interesar a los Nuggets, al igual que otros jugadores como Tyreke Evans, que puede actuar de base.

No se confía en Emmanuel Mudiay

Jugadores como Gary Harris, Jamal Murray, Malik Beasley, Trey Lyles o Juancho Hernángomez no parece que se vayan a mover, ya que en la franquicia creen que mantener este bloque les puede hacer más competitivos en unos años. Además, ninguno de estos jugadores es suficiente para traer a una estrella, que es otro de los motivos por lo que Denver se plantearía un traspaso. Para traspasar jugadores de rotación, mejor no tocar nada.

En cuanto a otros jugadores, en verano hubo bastantes rumores de traspaso que involucraban a Kenneth Faried y Wilson Chandler, pero desde que empezará la temporada, esos rumores han ido desapareciendo. Aún así, no se descarta que estas operaciones se activen, ya que ambos jugadores tiene buen cartel en la liga, con capacidad defensiva y reboteadora.

Los rumores crecen como la espuma en estas fechas cercanas al ‘deadline’, y Denver no iba a librarse de ello, pero si se analiza la situación fríamente, la franquicia quiere arriesgar lo mínimo con el roster, por lo que, como mucho, apostarán por traer un base si es de alto nivel y sin perder mucho de su joven talento. Por lo demás, será un mercado tranquilo para los aficionados del estado de Colorado.

VAVEL Logo