Trade deadline 2018: New Orleans Pelicans, refuerzo o futuro
En el peor de los casos, Cousins podría salir. | Foto: NBA.com

New Orleans Pelicans fueron los grandes protagonistas del último día de traspasos de la temporada pasada. Consiguieron cerrar el fichaje de DeMarcus Cousins a cambio de Tyreke Evans, Langston Galloway, Buddy Hield y dos elecciones del Draft. Lograban juntar a las ‘Torres Gemelas’ en el mismo equipo aunque el experimento no fue nada bueno en su primera temporada. Los Pelicans no consiguieron mejorar su récord perdedor y se quedaron fuera de los Playoffs por segundo año consecutivo. Alvin Gentry no levantaba más que dudas y con la llegada de Cousins todos colocaban a los Pelicans entre los equipos que disputarían la postemporada. Sin embargo, han tenido que esperar todo un año para ver cómo daba sus resultados.

Anthony Davis y DeMarcus Cousins se entienden a la perfección y ambos han sido seleccionados para ser titulares en la Conferencia Oeste para el partido de las estrellas. Gracias a las contribuciones de Rajon Rondo, Jrue Holiday y E’Twaun Moore, los Pelicans han encontrado algo de estabilidad y se posicionan por encima del 50 por ciento de victorias. Es muy probable que consigan entrar en Playoffs esta misma temporada aunque pueden darle aún un salto de calidad al equipo si consiguen hacer los movimientos necesarios en el momento adecuado. En este próximo ‘deadline’ tendrán que hacer andar con cuidado y hacer las cosas con cabeza para no salir perjudicados y hacer la plantilla un poquito más profunda. Actualmente, necesitan más piezas en el banquillo.

Refuerzos… ¿a precio cero?

Pero poco tienen que ofrecer a cambio para que lleguen nuevos jugadores. No pueden traspasar a ninguna de las piezas mencionadas anteriormente si no quieren volver a entrar en una espiral de malas decisiones y un futuro incierto que podría acabar tanto con Davis como con Cousins fuera del equipo. El abanico de jugadores es muy corto, Mario Hezonja, Wilson Chandler… ¿Luol Deng? No se presenta muy favorable para ellos y tendrán que sopesar con tranquilidad sus opciones para no acabar comiéndose contratos altos y jugadores que apenas puedan aportar al equipo. Nikola Mirotic podría ser otro nombre que tiene opciones de acabar en New Orleans. El problema es lo que deben dar a cambio para que suceda. El hispano-montenegrino, es uno de los mejores jugadores de banquillo de toda la liga promediando más de 16 puntos por partido.

Jordan Clarkson podría ser una de sus opciones. | Foto: NBA.com

Si hablamos de lo que realmente necesita este equipo son jugadores que sean capaces de contribuir desde su llegada a un equipo que necesita profundidad. Entrando a sus necesidades, las llegadas de Jordan Clarkson o Kemba Walker serían el mejor negocio para ellos. Quizás la posibilidad de Clarkson sea mejor que la de Walker, ya que los Lakers no buscan mucho a cambio con el objetivo de dejar espacio salarial para que lleguen estrellas en verano. La opción de Kemba Walker sería la más interesante. Un All-Star que podría ser útil en el ‘backcourt’, aunque eso significara que alguno de sus integrantes como Jrue Holiday o Rajon Rondo tendrían que ser relegados al banquillo. Una apuesta arriesgada pero la de mejor calidad sin duda alguna.

¿DeMarcus fuera de New Orleans?

En el peor de los casos, los Pelicans podrían plantearse incluso la salida de DeMarcus Cousins en el ‘deadline’. El pívot es agente libre sin restricciones el próximo verano y se habla mucho de la posibilidad de que llegue a Los Angeles Lakers. New Orleans podría aceptar (en el peor de los casos posibles) traspasar a una de sus estrellas a cambio de Jordan Clarkson y Julius Randle. Así, añadirían a un base que puede ser útil en la segunda unidad y un jugador de pintura que está sorprendiendo a muchos con su juego últimamente.

VAVEL Logo