Paul George no es positivo tras reunirse con los árbitros de la NBA

Paul George no es positivo tras reunirse con los árbitros de la NBA

Es un tema candente esta temporada. La relación entre los árbitros y los jugadores está más tensa que nunca, con más técnicas que nunca por protestar, y los jugadores cada vez más encendidos.

SergioGonzalezDamas
Sergio Gonzalez

La relación entre los árbitros y los jugadores siempre ha sido tensa. Son "rivales" en el terreno de juego, pues a muchos jugadores no les gusta determinadas formas de llevar el partido, creen que pitan demasiadas faltas, o demasiadas pocas...

Sin embargo, esa es la relación normal entre jugadores y equipos con árbitros. El árbitro posee una función por la que va a ser criticado la gran mayoría de las veces, y las quejas y discusiones son cosas inherentes a esa profesión.

Pero este año, todo ha cambiado en la NBA. De repente, las faltas técnicas son disparadas sin discreción, sin aviso hacia los jugadores por una protesta simple. Seas Kevin Durant, LeBron James o un rookie de segunda ronda, la más mínima protesta puede acarrear una técnica. Y no importa que sea la segunda, los árbitros no dudan en expulsar a un jugador por protestar (los ejemplos de antes, James y Durant han sido expulsados esta temporada por protestar, LeBron por primera vez en su carrera).

Esto está provocando que sea una campaña en las que los árbitros están recibiendo las críticas más duras que nunca, por parte de jugadores que son megaestrellas, y que tienen mucha influencia en la opinión pública y en sus equipos. 

En el All-Star se trató de hacer una reunión entre los jugadores y los árbitros, pero grandes referencias de los jugadores como Chris Paul (presidente de la asociación de jugadores) o Carmelo Anthony, no tenían ninguna intención de reunirse "He acabado con los árbitros" Comentaba el alero de los Thunder. 

A dicha reunión finalmente solo acudieron dos jugadores, Andre Iguodala (que es un alto cargo de la asociación de jugadores) y Spencer Dinwidie. 

Por ello la NBA está tratando de reactivar la comunicación entre los árbitros y los jugadores, y por ello anunció que Monty McCutcheon, que es el vicepresidente de entrenamiento de árbitros y desarollo, se reunirá con miembros de las 30 franquicias para poner solución a esta situación.

Este pasado lunes los Thunder tuvieron su reunión con  él. A la salida, Paul George, uno de los asistentes a la reunión, fue preguntado por como se sentía tras ella. El jugador contestó que no era muy optimista en que mejorasen las relaciones entre árbitros y jugadores. "Antes se podía hablar con los árbitros, tener un diálogo, podías comentar si estabas de acuerdo o no con algo que habían pitado. Esto es diferente en la NBA ahora. Hay algunos árbitros con los que no se puede dialogar. Entiendo que los jugadores deberíamos tranquilizarnos y hablar menos, pero hay muchos que no comprenden por qué no puede ser como antes"

Como último consejo para los jugadores, Paul George comentó que era mejor que se callasen un poco más. 

No se sabe como continuarán estas reuniones de las franquicias con McCutcheon, pero viendo el contenido de ésta, la cosa no parece muy esperanzadora. Habrá que observar si tanto en la pista como fuera de ella los jugadores dan un paso atrás para reducir las protestas, y esto tranquiliza a los árbitros y vuelve el diálogo que echan de menos muchos jugadores.

VAVEL Logo