Baskonia ahoga a Zalgiris y se cuela entre los ocho primeros
Patricio Garino supera a Arturas Milaknis y enfila el camino al aro | Foto: Euroleague

Baskonia se mete de lleno entre los ocho primeros de la máxima competición europea, pues Khimki Moscú ha superado por lo pelos a Maccabi FOX Tel Aviv en Israel. Los vascos han hecho un partido muy serio, sin su mejor jugador, Tornike Shengelia, y han sabido meter mano a Zalgiris Kaunas, que no ha podido hacer su baloncesto en ningún momento del choque. La intensidad y garra con la que salieron los alaveses fueron suficiente para dejar sin argumentos al conjunto de Sarunas Jasikevicius, que no ha podido reaccionar y se ha visto superado en todo momento por Pedro Martínez.

Saski Baskonia comenzó como un rodillo. Vincent Poirier se hizo fuerte en las dos pinturas e hizo valer su poderío físico. La defensa alavesa se impuso a los primeros ataques de los lituanos, pero Zalgiris Kaunas, con paciencia, encontró buenas situaciones de tres puntos y se engancharon al electrónico. Baskonia estaba muy enchufado, sabían la importancia que tenía este partido para clasificarse entre los ocho primeros y, por eso, todos los hombres estaban muy metidos y el partido adquirió una dureza especial desde los primeros minutos. 

El choque tenía muchísimo ritmo, pero los equipos trataban de controlar el juego. Jasikevicius sacó sendas ventajas con Micic en el poste bajo contra Rodrigue Beaubois, pero Baskonia, y en especial Granger, hicieron alarde de un gran acierto exterior para reventar el marcador en el primer periodo del choque. Patricio Garino puso la guinda al pastel con un canastón sobre la bocina que mandó a los protagonistas al banquillo con un 27-19 en el electrónico. 

Micic y Pangos sostenían a Zalgiris en el partido, pues con 7 y 6 puntos, respectivamente, fueron el contrapunto a la ofensiva vasca. En tres minutos del segundo periodo, Baskonia se puso con cinco personales, pero lo que encendió al Buesa, pues algunas se vendieron muy baratas. Baskonia necesitaba rebajar pulsaciones y empezar a controlar el partido desde la defensa. Jayson Granger pudo bajar una marcha, gracias a que los gasteiztarras se hicieron fuertes en defensa, y Baskonia recuperó un poco de cordura y dejó de centrar su atención en los árbitros. 

Zalgiris Kaunas parecía estar en otra fase del choque, la dureza disminuyó mucho y sus ataques pasaron a ser desordenados y con poco criterio. La precipitación de los exteriores lituanos era provocada por la agresividad de los vascos, pero estos no conseguían tirar un contraataque que acabase de levantar a sus aficionados y de hundir a los visitantes. El acierto exterior y el muro defensivo que instauró Pedro Martínez permitieron que los baskonistas se marchasen con diez puntos de ventaja en el marcador. (43-33)

Los jugadores de Baskonia salieron al tercer cuarto con ganas de cabrear a Pedro MartínezZalgiris Kaunas sacó mucho provecho de la poca tensión que imprimieron los gasteiztarras al reprender el partido y sacaron un parcial de 0-6. Sin embargo, la reacción baskonista, pese a que no recobró el nivel de los primeros 20 minutos, fue suficiente para paliar las aspiraciones lituanas y devolver los 10 puntos de diferencia. Vasilije Micic se puso a Zalgiris a la espalda e implicó a todos sus compañeros con asistencias y mucho movimiento ofensivo. 

Baskonia dinamitó el encuentro en la segunda mitad del tercer periodo, con una grandísima defensa y una intensidad y agresividad que provocaron un parcial de 16-0 que llevó a los gasteiztarras a dominar por 20 puntos. Janning, Granger, Poirier, Vildoza, Garino... todos realizaron un enorme periodo, anularon a los jugadores de Zalgiris Kaunas, así como a su entrenador, y supieron explotar sus virtudes para poner el partido muy de cara. (67-45)

Baskonia salió a lucirse y gustarse en los diez minutos que ponían fin al choque. Zalgiris Kaunas no parecía tener la energía ni el ánimo suficiente para remontar el partido ni para suponer una amenaza. El ritmo de partido disminuyó debido a la ventaja que reflejaba el electrónico, pero la intensidad y garra defensiva de Baskonia no. La diferencia siguió aumentando y Zalgiris cada vez se hundía más en su desgracia. 

En la recta final el cansancio hizo mella en ambos conjuntos, pues el desgaste físico fue descomunal, sobre todo para Baskonia. Esto provocó que el juego fuese menos vistoso y efectivo, pero aún así se vieron algunos tapones y acciones ofensivas baskonistas de mucho nivel. Jasikevicius puso en pista a Beno Udrih para los últimos minutos de partido, lo que quiere decir que el lituano dio por perdido el partido bastante pronto. Saski Baskonia se hizo con una enorme victoria, pero lo mejor fueron las sensaciones que desprendió el equipo ante uno de los mejores conjuntos de la temporada en Europa. 

Los mejores del partido fueron Jayson Granger, con 20 puntos (5/7 en T3) en 22 minutos de juego, seguido por Vincent Poirier, con 15 puntos y seis rebotes. De los lituanos, cabe destacar a Kevin Pangos, con 12 tantos y Vasilije Micic, con 11. 

VAVEL Logo