Al Madrid le bastan cinco minutos de vértigo para irse líder a Vitoria (70-85)
Tavares ante Radovic / ACB.COM

Al Madrid le bastan cinco minutos de vértigo para irse líder a Vitoria (70-85)

Los hombres de Laso salen vivos de Zaragoza gracias a un parcial de 8-22 en los minutos finales del partido. Los maños realizaron un brillante tercer cuarto con el que remontaron 15 puntos de diferencia. El poderío de Tavares que finalizó con 17 puntos y 27 de valoración, el coraje de Taylor y los minutos finales de Llull y Causeur encendieron el cohete final hacia la Final Four en primera posición de la ACB.

miguel-angel-cazorla
Miguel Angel Cazorla

Tecnyconta Zaragoza 70-85 Real Madrid

Esto no para. La Jornada 32 de la ACB arrancaba con este duelo entre el Zaragoza y el Real Madrid. Esa final de la que hablaban los jugadores merengues al finalizar el partido ante el Estudiantes. La derrota del Barça ante el Valencia el día anterior trajo de vuelta el liderato a los blancos muchas jornadas después. Ahora sí que dependían de ellos mismos para finalizar en lo más alto la fase regular.

El partido de ida se resolvió sobre la bocina con un palmeo de Anthony Randolph lo que ya indica lo ajustado que podría ser este choque. Los de Porfirio Fisac en busca de cerrar su clasificación para el Play-Off y los de Laso marcharse a Vitoria como líderes. Rudy Fernández daba paso a Santi Yusta en el equipo. 

Campazzo y Tavares sacan al Madrid del lío

De manera atropellada comenzó el partido. El Zaragoza se cerraba en zona buscando robar, coger rebotes y correr. Esa intensidad defensiva atascaba a los merengues que les costaba Dios y ayuda anotar. Los maños sacaban provecho de segundas jugadas salvadas de milagro por los blancos. Nadie quería anotar, el ritmo inicial fue fulgurante y la locura cegó el camino al aro.

Tal fue así que en los primeros cinco minutos el marcador no pasó del 6-6. Randolph y Taylor fueron los únicos que encontraron suerte del lado visitante mientras que Okoye y Barreiro lo fueron del lado local. Campazzo y Tavares se asociaron en dos jugadas consecutivas y, de nuevo, Okoye apareció para sacarse de la manga un 2+1. Momento en el que Fisac paró el choque.

A la salida, el Madrid pisó el acelerador con un triple de Campazzo, una canasta de Tavares y un contragolpe de Randolph finalizado por Deck. 0-7 de parcial y otro tiempo muerto. Carroll y Randolph perdonaron dos triples, pero no así Campazzo. El Zaragoza seguía atascado y sumergido en la locura mientras que los merengues ya vislumbraban las ideas. 10-20 al término del primer cuarto.

Carroll frena los esfuerzos de Alocén

Edy Tavares seguía con su show particular. El muro estaba más infranqueable que nunca con su lluvia de gorros. En ataque, el de Cabo Verde ya sumaba 10 puntos. Sergio Llull tomó el testigo del equipo y la asociación entre ambos sirvió para llevar el parcial a 0-14. Una vez que Tavares se sentó el panorama cambió para el conjunto maño. La figura de Carlos Alocén emergió para dar alas a los suyos.

Ayón no conseguía frenar el juego interior local, circunstancia que provocó que el marcador se ajustase. A pesar de que Llull continuaba repartiendo asistencias, no estaba acertado y los puntos no llegaban. Tras un triple de Alocén, el marcador se puso en 28-34 y Laso pidió tiempo muerto. A la salida, la metralleta de Wyoming silenció el Príncipe Felipe.

Dos triples y una bandeja. Esos ocho puntos consecutivos de Jaycee Carroll devolvieron la máxima diferencia de 14 puntos. Dos recuperaciones visitantes de Alocén y Williams redujeron la diferencia al término del segundo cuarto, 32-42. Cómoda ventaja para los blancos, pero la dinámica del choque imposibilitaba la tranquilidad.

Okoye y Williams escalan la montaña

La batalla continuaba. El Real Madrid salió enchufado del vestuario. Tavares regresó a la cancha tal y como se marchó. Fabricó un 2+1 junto con Campazzo. Justo después, Gabriel Deck machacó el aro. Máxima diferencia del partido, pero el Zaragoza no iba a bajar los brazos y el dúo Okoye-Williams se echaron el equipo a la espalda para acabar con la diferencia y desesperar al cuadro madridista. 

El poderío en el rebote ofensivo local empequeñeció a los blancos. Las jugadas de 2+1, Okoye, Williams y Nacho Martín destrozaron por completo. Pablo Laso detuvo el choque un par de veces para advertir a los suyos del lío en el que se estaban metiendo sus jugadores. En las segundas y terceras jugadas al Madrid le faltaba tensión y solamente Fabien Causeur, que al igual que en Burgos se echó el equipo a la espalda, sostenía a su equipo por delante en el luminoso. 

Campazzo perdió lucidez en el juego, Llull y Thompkins tenían la pólvora mojada y la frustración se vio reflejada en una técnica a Gabriel Deck. El tercer cuarto finalizó con el marcador en 56-58. Solamente dos puntos de ventaja. Un equipo crecía y el otro se estancaba.

En marcha el cohete y líderes a Vitoria

Los hombres de Fisac lograron igualar el choque gracias a los tiros libres y a un Nacho Martín imperial en el poste bajo. El rebote ofensivo y la falta de acierto seguía lastrando a los blancos. El Príncipe Felipe era una caldera. El partido se trabó durante unos minutos. Con el marcador en 60-60, Causeur enchufó un triple para acabar con el bajo porcentaje de acierto. Llull llegó hasta el 0/6, Thompkins se situó en 0/4 y Randolph en 0/5.

Aquí apareció la garra de Jeff Taylor que, tras otro lanzamiento de tres errado, robó un balón para machacar el aro. 62-65 y tiempo muerto. Momento en el que el Real Madrid se convirtió en la famosa apisonadora y acabó con las esperanzas mañas. El sueco transformó un palmeo, Causeur una bandeja y Sergio Llull volvió a encontrar a Tavares. En un abrir y cerrar de ojos la diferencia subió hasta los 10 puntos. Fisac pidió el tiempo muerto ante el ciclón que les estaba pasando por encima.

Llull y Thompkins por fin se estrenaron desde el 6,25. Además, el balear repartió asistencias sin despeinarse en lo que fue una exhibición final. El Zaragoza ya estaba muy desmoralizado. Todo el esfuerzo había quedado en vano. El partido se había escapado. Los ataques ya no salían y Tavares reconstruyó la fortaleza para acabar con un 27 de valoración. El marcador final, 70-85, no refleja para nada el combate titánico entre los dos conglomerados. Misión cumplida para el Real Madrid que se marchará en volandas en busca de su undécima Euroliga como líder de la ACB. Los maños tendrán que seguir peleando por el sueño del Play-Off.

Tecnyconta Zaragoza:  Justiz (6) Maccalebb (9) Okoye (7) Barreiro (6) Radovic (2) Martín (7) Berhanemeskel (3) Santana (0) Seibutis (8) Alcocén (10) Williams (12) Martí (0)

Real Madrid: Causeur (10) Randolph (12) Campazzo (7) Reyes (0) Ayón (2) Yusta (3) Carroll (8) Tavares (17) Llull (8) Deck (4) Thompkins (5) Taylor (9)

VAVEL Logo