Entrevista. Dani Pérez: "Un base director debe saber cuando correr, pero sobre todo cuando parar"
Fotomontaje: VAVEL España (Javier Jábega)

Daniel Pérez (base, 1,88 metros) nació el 28 de febrero de 1990 en Hospitalet de Llobregat, Barcelona. Destaca por su perfil de base "director". Un jugador a la antigua usanza que prefiere involucrar a sus compañeros que anotar.  

El base se formó en las categorías inferiores del equipo de la ciudad condal, donde coincidió con jugadores como Ricky Rubio. Pérez se marchó al Cornellá para jugar el LEB Plata, aunque poco duraría en esta categoría, pues lograría el ascenso en tan solo su primera temporada. 

En LEB Oro gran parte de su carrera, en su primera etapa en la segunda liga española pasó por diversos equipos como el Lleida, el Menorca (con el que ascendió a ACB) o el River Andorra, último equipo antes de su primera aventura en la ACB. Probaría suerte en la máxima competición nacional de la mano del Fuenlabrada, donde pasaría dos años.

Dani Pérez en un encuentro frente al Joventut/Vía: @5daniperez
Dani Pérez en un encuentro frente al Joventut/Vía: @5daniperez

Tras su paso por equipo del sur de Madrid, el base catalán se marchó al Palencia, en LEB Oro, donde jugaría bajo las órdenes de Porfi Fisac. Psaría un año más en la liga de la mano del Oviedo. Tras su gran temporada con el conjunto asturiano regresó a la ACB con el Gipuzkoa Basket. En el club vasco se acabaría asentando en la Liga Endesa y jugaría dos temporadas. Esta campaña ha fichado por el Baxi Manresa, donde está jugando a un muy buen nivel

Desde VAVEL.com hemos tenido el placer de poder charlar con Dani. Aprovechamos el parón para hablar sobre su amplia trayectoria en las canchas de baloncesto y entender las claves de su gran temporada en el Manresa.

Pregunta: ¿Cómo se definiría cómo jugador?

Respuesta: Me considero un jugador de equipo, creo que nunca me han regalado nada, he conseguido llegar a la ACB a base de trabajar y de ir mejorando poco a poco. Soy un jugador que intenta aportar al equipo lo que necesita desde la posición de base, sobre todo dirigir y de aportar ritmo. No me considero un anotador.

P: Cualquiera que conozca su trayectoria verá que ha jugado 6 temporadas en LEB Oro, ¿qué le ha aportado su paso por dicha liga?

R: Fue lo que me permitió dar el paso para jugar en ACB. He estado en mi etapa formativa en LEB Oro, allí he crecido como jugador y he jugado con jugadores buenísimos como Jorge Jiménez en Menorca donde conseguimos un ascenso o en Palencia con Dani Rodríguez y con Porfi de entrenador. Son etapas que he ido quemando y que me han hecho crecer como jugador. Es lo que me ha hecho llegar a ser el jugador que soy ahora mismo y llegar al nivel de ACB.

Dani Pérez con la elástica del Palencia/Vía: @5daniperez
Dani Pérez con la elástica del Palencia/Vía: @5daniperez

P: ¿Por qué decide regresar a LEB Oro tras su paso por el Fuenlabrada?

R: Mi primer año en Fuenlabrada fue muy bueno, fue mi primer año en ACB. En el segundo, que era mi año de consolidación, de conseguir hacerme un hueco en la liga, sufrí una lesión un tanto inoportuna. Tuve una fractura de tobillo que me hizo estar fuera de las pistas tres meses. Cuando volví el equipo ya no estaba en una buena situación, hubo muchos cambios de entrenador y acabamos descendiendo, fue un año muy malo.

No me surgió ninguna oportunidad al año siguiente de jugar en ACB. Recibí la llamada de Porfi para ir a Palencia, Tenía muy buenas referencias de el y tenían un equipo muy potente para tratar de ascender. Decidí volver a ganar confianza y minutos en la LEB con el objetivo de volver a ACB.

P: Tras un muy buen año en el Oviedo, en la temporada 2017/18 firma con el Gipuzkoa Basket y vuelve a la ACB, ¿con qué mentalidad afronta esta nueva etapa?

R: Sobre todo con la mentalidad de demostrar que podía quedarme en la liga. Me costó volver. El año en Palencia fue muy bueno, conseguimos ascender, pero económicamente la situación no era la de ahora y era muy complicado obtener plaza tras el ascenso. Por lo tanto, al ver que no había oportunidad de volver a la Liga Endesa decido fichar por el Oviedo, que es donde Carles Marco me iba a dar un rol mucho más importante y protagonista. Aproveché esa temporada, hicimos un muy buen año y fue entonces cuando me llama Porfi para ir a San Sebastián.

En GBC sabíamos que iba a ser un año complicado al tener el presupuesto más bajo de la liga con diferencia. Pero fue un año buenísimo, tanto a nivel individual como de equipo. Conseguimos la salvación e hicimos todos un buen año que me permitió seguir en Don Osti, que fue el año de la consolidación. Me ayudó a tener en ACB un rol más importante y demostrar que tenía nivel para estar allí.

P: Esa temporada la juega a un nivel muy bueno y se asienta en el equipo, ¿cree que esos dos años previos en LEB le ayudaron a estar más preparado para jugar en la ACB?

R: Sin duda, creo que los dos años, digamos el bajón de Fuenlabrada a LEB fue clave y muy importante. Me permitió volver a confiar en mi y a crecer como jugador. El año de Oviedo asumí muchos galones en el equipo y me sirvió para aprender y me convertí en mejor jugador. Además, ayudó el paso previo por la ACB al conocer la liga.

Dani Pérez en un partido del GBC/Vía: @5daniperez
Dani Pérez en un partido del GBC/Vía: @5daniperez

P: Esta temporada decide fichar por el Manresa después de que el Gipuzkoa Basket descendiera, ¿qué rol esperaba tener en el conjunto catalán?

R: Cuando ficho con el que hablo es con Román. Me cuenta que venían de un año muy bueno y que habían tenido un base muy importante como era Renfroe y había un gran salto con el segundo base. Ellos lo que querían era tener dos bases de un nivel similar. En principio cuando ficho el rol iba a ser ese y que ninguno de los dos bases estuviese por encima del otro a priori. Estuve encantado con el proyecto de Manresa, que era muy bueno para mí, y además estaba el plus de que volvía cerca de casa, ya que en toda mi carrera deportiva no había podido jugar cerca de casa.

En la temporada hay un cambio de entrenador, cuando ficho está Peñarroya, pero a las dos semanas se marcha a Burgos. Entonces acaba fichando Pedro Martínez. Pedro me transmite otra vez lo mismo, que íbamos a ir con dos bases de igual a igual y que el rol iba a ser muy similar para los dos. Evidentemente Frankie (Ferrari) cuando llegó fue una explosión, obviamente nadie se esperaba el nivel que dio en las primeras jornadas hasta que se lesiona, y, por desgracia, no pudimos ver como evolucionaba la temporada. Hubiera sido un placer haber jugado más con Frankie.

P: Este curso ha batido un récord histórico del Manresa. Repartió 16 asistencias en el partido que ganaron al UCAM Murcia 93 a 92. ¿Cree que el prototipo de base que dirige el juego se está perdiendo?

R: Es un tipo de base que cada vez hay menos. Yo crecí viendo jugadores como Nash, Kidd o Marbury, jugadores que llevaban el peso del equipo pero que no solo pensaban en anotar, sino en hacer jugar a los compañeros. El prototipo de base que se está llevando es de jugadores anotadores, jugadores de uno por uno. Ya no se lleva tanto el dirigir el juego. Creo que los bases directores siempre pueden ser necesarios en un equipo, sobre todo en el juego de Europa o España que es un juego más táctico o pausado. Creo que hay de todo, cada vez hay más bases anotadores pero yo me considero un base a la antigua y espero que consideren que es un tipo de juego útil en los años que vienen.

Vía: @5daniperez
Vía: @5daniperez

P: ¿Cree que el mayor ritmo de los partidos dificulta la tarea del base a la hora de organizar al equipo?

R: Hoy en día hay que intentar jugar más en transiciones, sin jugar tanto posesiones largas de 24 segundos, pero en los partidos hay momentos para todo, para ir más acelerado o pausado. Son cosas que tiene que leer un base director, cuando hay que correr, y cuando hay que jugar más ordenado. Sobre todo, en el último año con el cambio de normativa, y sin poder hacer faltas tácticas para poder parar el juego, están habiendo más tiros, los equipos juegan más rápido, pero en todos los partidos hay algún momento en los que se debe parar y jugar más ordenado. Eso es lo que hay que saber leer y lo que hay que aportar.

P: ¿Cómo valora por el momento la temporada de su equipo?

R: Buena. Yo creo que el equipo tuvo un inicio complicado. Hemos tenido problemas con las lesiones, llegando a tener 18 o 19 en la primera vuelta de la temporada, algo que no es muy habitual. Después de todo hemos conseguido encontrar nuestro camino. Éramos nueve jugadores nuevos y Pedro también era nuevo como entrenador. Nos ha costado un poco encontrar el rol y el peso de cada pieza dentro del equipo. Empezamos a jugar mejor y encadenamos una racha de victorias que nos permitió estar en una zona tranquila. Hasta el parón estábamos teniendo una buena dinámica y ahora que habíamos quedado fuera de Europa era momento de centrarnos en la liga y hace un buen final de temporada.

P: Alejados del descenso y a solo 3 partidos de play-off, en el hipotético caso de que la competición se reanudase cuando todo esto pase, ¿ve viable que el equipo alcance los playoffs?

R: Es complicado porque creo que es una de las ligas más igualadas, al menos en los últimos años. La lucha por la permanencia va a estar dura, los dos equipos se han reforzado bien, habían hecho buenas incorporaciones. La lucha por playoffs también estaba siendo muy dura. Yo creo que el objetivo del equipo debe ser la salvación matemática. Ojalá lo pudiésemos conseguir unas jornadas antes de que se acabe la temporada. A partir de ahí, si se puede mirar para arriba se intentará. No hay que olvidar que somos el Manresa, uno de los presupuestos más bajos y que el primer objetivo debe ser conseguir la salvación.

P: Por último, esta temporada ha jugado en la Champions Basketball League, una de las tres competiciones europeas, ¿cree que el nivel del baloncesto europeo ha aumentado estos últimos años?

R: Sí, sin duda. En la Euroliga, donde ha habido unos fichajes de nivel increíble, cada vez hay más jugadores NBA que dan el salto y se van a jugar a China o a Europa, pero también entre los equipos de nivel medio. Estos están fichando cada vez mejor. En la Champions hay equipos bastante potentes que podrían jugar en Eurocup. Ha sido una experiencia muy bonita. No hemos podido pasar de fase de grupos. Hemos hecho una competición irregular, con algunos partidos muy buenos pero perdiendo otros que no deberíamos haber perdido y por eso nos hemos quedado fuera. Ha sido una experiencia muy positiva y al equipo le ha venido bien jugar esos partidos entre semana. Espero que en los años venideros pueda jugar más veces en Europa.

Muchas gracias Dani por atender a VAVEL.com. Desde aquí te deseamos la mejor de las suertes tanto a nivel personal como profesional.

VAVEL Logo