La defensa del Estudiantes amarga la vuelta de Jaime Fernández y tritura la ilusión andorrana

Una fantástica actitud defensiva encabezada por Sitapha Savané ha permitido a Movistar Estudiantes superar a MoraBanc Andorra y soñar con la Copa del Rey.

La defensa del Estudiantes amarga la vuelta de Jaime Fernández y tritura la ilusión andorrana
Alec Brown celebra la consecución de una canasta | VAVEL (Isabel Martínez Méndez)
ESTUDIANTES
81 72
ANDORRA
ESTUDIANTES: CVETKOVIC (3), HAKANSON (9), BRIZUELA (10), VICEDO (7), COOK (10), PEÑA (-), SUTON (5), LANDESBERG (10), SAVANÉ (5), BROWN (18), CANER-MEDLEY (4), ARTEAGA (-).
ANDORRA: JAIME (6), BLAZIC (10), JANKOVIC (11), STEVIC (4), ALBICY (16), SHURNA (4), WALKER (4), JELINEK (9), SANÉ (8), COPELAND (0).
MARCADOR: 22-16. 43-34. 59-55. 81-72.
INCIDENCIAS: JORNADA 16 DE LIGA ENDESA ENTRE MOVISTAR ESTUDIANTES Y MORABANC ANDORRA DISPUTADO EN EL PALACIO DE LOS DEPORTES DE LA COMUNIDAD DE MADRID ANTE 8.213 ESPECTADORES.

El Palacio de los Deportes se vistió de gala para ovacionar a Jaime Fernández en su vuelta a la capital española para enfrentarse a su ex equipo, quien no vivió su mejor mañana dominical debido a sus escasos 6 puntos junto a la derrota de su equipo por 81-72 gracias a la fantástica actuación de Sitapha Savané en defensa y Alec Brown, con 18 puntos, en materia ofensiva. Un auténtico recital táctico de los hombres de Salva Maldonado, los cuales con este triunfo aún se permiten seguir soñando con la Copa del Rey.

Lo que bien empieza, bien acaba

Abrió el marcador Cvetkovic con un fantástico triple, a quien le siguió un tremendo Brown también desde el perímetro para hacer un 8-0 de parcial inicial. Con esta buena tónica, los colegiales no aflojaron en ningún instante gracias al buen hacer de Savané en la propia pintura, deteniendo de esta manera los ataques de Jaime, Shurna y Stevic, muy apagados todos ellos. De esta manera, el primer cuarto finalizó con breve y ligera reacción andorrana y por tanto, con un marcador de negativo de seis puntos para ellos.

No fueron las cosas muy dispares en el segundo asalto en un principio, ya que Brown y Vicedo se encargaron de mantener por encima de diez puntos la ventaja conseguida, e incluso sacando gritos y sonrisas a la afición con un alley-oop generado con la ayuda de Hakanson. Pero no todo iban a ser sonrisas, pues MoraBanc Andorra reaccionó de la mano de Blazic y Jankovic, quienes metieron a través de sendos y continuos triples a los suyos en el partido, aunque no lo suficiente, pues al descanso el marcador continuaba señalando la ventaja por nueve puntos de Movistar Estudiantes.

Landesberg pasando frontalmente | VAVEL (Isabel Martínez Méndez)
Landesberg pasando frontalmente | VAVEL (Isabel Martínez Méndez)

Se avecinaba un tercer cuarto de auténtico espectáculo y ninguno de los dos equipos defraudó. Reaccionaron los del Principado al ponerse muy físico el encuentro. Pidió un tiempo muerto vital Joan Peñarroya a mediados del mencionado asalto y las primeras anotaciones de Cook con un triple desde su casa y el descaro de Brizuela quedaron en nada, pues Jankovic una vez más junto a Albicy, que sustituyó a Jaime en uno de los cambios, se puso totalmente on fire metiendo prácticamente todo lo que tiraba. Entró así el miedo en el pabellón madrileño, que exigió de todas las formas posibles que su equipo no decayese y volviese a ser el del primer tiempo. Necesario en definitiva el parón para aclarar ideas en el conjunto de Salva Maldonado.

De dicha manera, puntito a puntito, los pupilos de Salva Maldonado no fallaron y además pararon las ofensivas de Jelinek y Jankovic, los dos incansables que se negaron a dar el partido por perdido. Pero un lanzamiento impecable de Darío Brizuela desde media distancia supuso un nuevo +10 y en consecuencia, la brecha definitiva para que Movistar Estudiantes lograse la victoria por 81-72.Casi imposible que la batalla estuviese más igualada a falta de diez minutos por disputarse. Los nervios se palpaban desde la grada y los jugadores lo dieron todo para ofrecer un buen baloncesto. Cosas del destino fue que Jaime Fernández puso el empate a 59 cuando aún quedaban ocho minutos de juego. Sin embargo, dicha buena dinámica se frustró cuando los andorranos cometieron la quinta falta personal un minuto después. Se volvió loco el partido y salió ganando Movistar Estudiantes de nuevo gracias al buen hacer de Alec Brown en la pintura rival y sobre todo, desde la línea de tiros libres, fundamental para conseguir el triunfo.

¡Cómo está la Liga Endesa!

Se coloca en décima posición el equipo madrileño a tan solo una victoria de lograr el octavo puesto que permite el billete hacia Gran Canaria, pero deberá esperar a que Unicaja Málaga no gane ante FC Barcelona o si es así, seguir creyendo y ante todo, ganando la próxima semana en Tenerife. Por la parte contraria, MoraBanc Andorra se despide de la meta copera y solo piensa en ganar la siguiente jornada en el Principado al cuadro de Sito Alonso.