Favoritos sobre las piedras: "outsiders", Hayman marcó el camino
Hayman sorprendió a todos en el velódromo de Roubaix. | Foto: Tim De Waele

Pese a la gran calidad de los máximos favoritos, las clásicas de pavés suelen deparar alguna sorpresa cada año, como la victoria del australiano Mathew Hamyan en la París - Roubaix del año pasado. La gran mayoría de equipos cuentan con algún ciclista listo para dar la sorpresa y lograr resultados meritorios sobre las piedras esta temporada.

Pese a la presencia de grandes líderes en sus equipos, BMC Racing Team, Quick-Step Floors, Lotto Soudal e incluso Team Sky cuentan siempre con buenos ciclistas con ganas de pelear si su líder se queda sin opciones. BMC Racing Team, a parte del todopoderoso Greg Van Avermaet, cuenta con ciclistas que, pese a no ser grandes especialistas en la disciplina, son bastante completos y han logrado resultados decentes en este tipo de carreras: Daniel Oss, Stefan Küng, Dylan Teuns y Jean-Pierre Drucker.

Por otro lado, Quick-Step Floors presenta un abanico gigantesco de buenos corredores sobre el pavés que, aunque a priori disputarán las carreras para ayudar a Tom Boonen y a Niki Terpstra, tienen calidad suficiente para codearse con los favoritos. Ellos son Philippe Gilbert, Dries Devenys, Iljo Keisse, Yves Lampaert y, sobre todo, Zdenek Stybar (segundo en la París - Roubaix y en la E3 Harelbeke en 2015) y el siempre presente Matteo Trentin.

Tras un discreto 2016, Stybar quiere volver al nivel mostrado en 2015. | Foto: Tim De Waele
Tras un discreto 2016, Stybar quiere volver al nivel mostrado en 2015. | Foto: Tim De Waele

El otro gran conjunto belga del World Tour, Lotto Soudal, cuenta también con hombres más que decentes sobre las piedras para apoyar a Tiesj Benoot o buscar logros individuales. Entre ellos destacan el belga Jens Debusschere (vencedor de la Dwars Door Vlaanderen 2016) y el alemán André Greipel, quien ha hecho actuaciones decentes en los últimos años y espera dar un salto de calidad este año. Además de los dos mencionados, están también Nikolas Maes, Jürgen Roelandts y Marcel Sieberg.

Jens Debusschere ganó la Dwars Doors Vlaanderen 2016. | Foto: Tim De Waele
Jens Debusschere ganó la Dwars Doors Vlaanderen 2016. | Foto: Tim De Waele

Por otro lado, Team Sky no se contentará solo con llevar al robusto Ian Stannard. También estarán allí dos buenos clasicómanos, Geraint Thomas y Luke Rowe, ciclistas que han logrado muy buenos resultados sobre el pavé en los últimos años. Thomas tiene como gran objetivo en 2017 el Giro de Italia, por lo que es posible que se le vea menos que en las temporadas previas. Junto a estos tres, se tendrá que prestar también atención a los jóvenes Jonathan Dibben, Lukasz Wisniowski y Gianni Moscon, los cuales lograron buenos puestos en las clásicas de pavés en sus años de amateurs. La gran ausencia en Flandes este año será la del polaco Michal Kwiatkowski, quien se centrará únicamente en las clásicas de las Ardenas.

Junto a algunos ya mencionados, se encuentran también ciclistas de calidad cuyas opciones se han visto reducidas debido a lesiones, mala forma física o la presencia de un líder en su equipo. Ellos son Jens Keukeleire (ORICA-Scott), Dylan van Baarle (Cannondale-Drapac Pro Cycling Team), Imanol Erviti (Movistar Team), Stijn Vandenbergh (Bahrain Merida Pro Cycling Team), Jasper Stuyven (Trek-Segafredo) y Lars Boom (Astana Pro Cycling Team).

Dylan van Baarle quiere seguir con su progresión. | Foto: Tim De Waele
Dylan van Baarle quiere seguir con su progresión. | Foto: Tim De Waele

Suele ser habitual que algunas de las clásicas de pavés acaben en sprint. Si en el kilómetro final el grupo cabecero es numeroso, puede que haya ciclistas como Sonny Colbrelli (Bahran Merida Pro Cycling Team), Arnaud Démare (FDJ), Daniele Bennati (Movistar Team), Dylan Groenewegen (Team LottoNL-Jumbo), Adrien Petit (Direct Energie) o Borut Bozic (Astana Pro Team). Estos ciclistas, aunque no son grandes especialistas, se desenvuelven bastante bien en este tipo de carreras y podrían tener su oportunidad.

Arnaud Démare buscará en 2017 su oportunidad. | Foto: Bettini Photo
Arnaud Démare buscará en 2017 su oportunidad. | Foto: Bettini Photo

Pero ahí no se acaban los nombres. Muchos de ellos son muy jóvenes, con potencial para este tipo de carrera pero con apenas opciones; otros son ciclistas más veteranos, que a lo largo de su carrera han logrado buenos resultados sobre las pierdas. Con muy pocas opciones de sorprender, pero inspirados quizás por la exhibición de Hayman en 2016, están muchos otros nombres: Tom Van Asbroeck (Cannondale - Drapac Pro Cycling Team); Matti Breschel y Laurens de Vreese (Astana Pro Team); Heinrich Haussler (Bahrain Merida Pro Cycling Team); Jenthe Biermans (Team Katusha); Edward Theuns (Trek-Segafredo); Alexis Gougeard (AG2R La Mondiale); Jos van Emden (Team LottoNL-Jumbo); Nelson Oliveira (Movistar Team); Frederik Backaert, Guillaume van Kerisbulck y Yoann Offredo (Wanty - Groupe Gobert); Sylvain Chavanel y Alexandre Pichot (Direct Energie); Marco Marcato (UAE Team Emirates); Bert de Backer, Ramon Sinkeldam y Mike Teunissen (Team Sunweb); Bernhard Eisel y Scott Thwaites (Dimension Data).

Edward Theuns fue tercero en la pasada Dwars Door Vlaanderen
Edward Theuns fue tercero en la pasada Dwars Door Vlaanderen | Foto: Graham Watson

Por último, está el que es seguramente el outsider más grande de los últimos años: Mathew Hayman (ORICA-Scott). El ciclista australiano, a sus casi 38 años, logró en 2016 su primera París-Roubaix tras estar casi toda la jornada en la fuga y vencer a Tom Boonen al sprint. Hayman logró la victoria de su carrera en su decimoquinta participación en "El Infierno del Norte".

VAVEL Logo