El Semáforo de F1 VAVEL: Gran Premio de Brasil 2017

Quinta victoria de la temporada de Sebastian Vettel, remontada de época de Lewis Hamilton y gran actuación de Fernando Alonso, que cruzó la meta en octavo lugar.

El Semáforo de F1 VAVEL: Gran Premio de Brasil 2017
El Semáforo de F1 VAVEL: Gran Premio de Brasil 2017 | Fotomontaje: VAVEL

Con los deberes ya hechos, Lewis Hamilton se presentó en Sao Paulo con el título mundial recién estrenado y dispuesto a proseguir su senda triunfal. Un extraño accidente en la clasificación se lo impediría. Impropio de él, perdió el control de su Mercedes en la salida de Ferradura y acabó contra las barreras. Sin ningún tiempo marcado, su destino estaba más que claro: comenzar desde boxes y dar espectáculo. Y no defraudó. En dos vueltas ya estaba 14º gracias a los accidentes de la salida, y llegó incluso a liderar la carrera. Aunque no pudo superar la cuarta posición, puso contra las cuerdas a Kimi Räikkönen, que había comenzado en la tercera posición de la parrilla. Carrerón.

Junto a Felipe Massa, que se despedía de su afición por segunda vez, el otro gran invitado sorpresa a los puntos fue Fernando Alonso. A pesar de que fue adelantado, precisamente por el brasileño, en la relanzada tras el período de coche de seguridad, supo mantenerse en la estela del paulista para aprovecharse del DRS e ir haciendo camino. Así, logró contener los ataques de Sergio Pérez al final de la carrera y finalizar octavo, su segunda mejor posición del año tras el sexto lugar de Hungría.

Semáforo verde

Sebastian Vettel no desaprovechó el enorme hueco que le dejó Valtteri Bottas en la salida. El alemán perdió la pole a favor del finés por menos de una décima y se rehizo en carrera. Rápido, consistente, pero sobre todo agresivo en la salida. El subcampeonato estaba en juego y esta vez no falló el de Ferrari. Gracias a su quinto triunfo del año, ya son ocho con Ferrari, tiene casi asegurada la segunda posición del mundial. Le valdría con ser octavo en Abu Dabi para asegurarse matemáticamente el subcampeonato.

Sebastian Vettel adelanta a Valtteri Bottas en la salida | Fuente: Zimbio
Sebastian Vettel adelanta a Valtteri Bottas en la salida | Fuente: Clive Rose/Getty Images

Lewis Hamilton puede fallar una vez en un fin de semana, pero no dos. El accidente del sábado no pudo sino motivar al inglés, que realizó una de sus mejores actuaciones del año. Sin dejar de lado la insultante superioridad del Mercedes hasta que tuvo que enfrentarse a un Ferrari, el británico no dejó de adelantar rivales y volar bajo en Interlagos para llegar al cuarto lugar. Incluso llegó a liderar una carrera en la que partió desde el pit lane. Nada podría ilustrar mejor la lección de pilotaje que ofreció el tetracampeón del mundo este domingo.

Lewis Hamilton adelanta a Sergio Pérez en las eses de Senna | Fuente: Zimbio
Lewis Hamilton adelanta a Sergio Pérez en las eses de Senna | Fuente: Mark Thompson/Getty Images

McLaren Honda parece que empieza a carburar. Lástima que solo quede una carrera para que la temporada de 2017 eche el telón. Fernando Alonso se clasificó sexto, ayudado de la sanción de Daniel Ricciardo por cambiar componentes de su propulsor y al accidente de Lewis Hamilton. Tras una gran salida en la que se colocó por delante de Felipe Massa, tuvo que ceder al empuje del brasileño, pero para caminar juntos durante toda la carrera. Beneficiándose del DRS que le daba el Williams, Fernando se fue alejando de sus rivales y pudo cruzar la meta octavo y sin ser doblado. Los cuatro puntos de la que es su segunda mejor posición del año le permiten adelantar en la general a su compañero, Stoffel Vandoorne.

Fernando Alonso, persiguiendo a Felipe Massa | Fuente: Zimbio
Fernando Alonso, persiguiendo a Felipe Massa | Fuente: Clive Rose/Getty Images

Semáforo amarillo

Daniel Ricciardo era junto a Lewis Hamilton el gran esperado para animar la parte trasera de la parrilla. A punto estuvo de privar al espectador de su remontada. Sufrió un accidente en la salida al ser alcanzado por Stoffel Vandoorne, quien lo fue, a su vez, por Kevin Magnussen. De nuevo empezando desde cero, el australiano supo reponerse y remontar adelantamiento tras adelantamiento hasta su sexta posición final, solo dos puestos por detrás de la gran remontada del día del vigente campeón del mundo. El piloto de la eterna sonrisa es otro de los que nunca defrauda.

Daniel Ricciardo adelanta a Sergio Pérez | Fuente: Zimbio
Daniel Ricciardo adelanta a Sergio Pérez | Fuente: Mark Thompson/Getty Images

Se va un clásico de la Fórmula 1 moderna. Y esta vez (parece) de verdad. Felipe Massa dijo adiós por segundo año consecutivo a su torcida. Puede que no fuese una carrera vistosa la del brasileño, pero lo cierto es que rodó consistente y rápido dentro de las limitaciones de su Williams. Al final, séptimo lugar y una despedida dulce, mucho más que la de 2016, cuando tuvo que decir adiós a sus aficionados tras terminar contra el muro a causa de la lluvia.

Felipe Massa pudo despedirse de su afición desde el podio de Interlagos | Fuente: Mark Thompson/Getty Images
Felipe Massa pudo despedirse de su afición desde el podio de Interlagos | Fuente: Mark Thompson/Getty Images

Semáforo rojo

Decepcionante Valtteri Bottas. Una temporada de altibajos continuos que ha seguido su guión en Brasil. El finés consiguió su tercera pole en Interlagos pero, incomprensiblemente, la regaló en la salida. No cerró la puerta a Sebastian Vettel y este lo aprovechó para arrebatarle el liderato e imponer su ritmo. No estuvo lejos el finlandés del alemán durante la carrera, pero no puso contra las cuerdas al Ferrari en ningún momento. Al subcampeón se le pide algo más. Por eso, Valtteri aún no lo va a ser. ¿Será 2018 su año?

Su mala salida, le costó a Valtteri la victoria en Brasil | Fuente: Zimbio
Su mala salida, le costó a Valtteri la victoria en Brasil | Fuente: Mark Thompson/Getty Images

¿Por qué siempre Kevin Magnussen? El danés es el piloto que más posiciones ha ganado en las salidas a lo largo de este 2017. Su conducción agresiva le ha ayudado a conseguirlo, pero a costa de granjearse grandes enemigos, como Nico Hülkenberg. Esta vez, sus víctimas fueron dos. Primero, golpeó a Stoffel Vandoorne y, cual efecto dominó, el belga hizo lo propio con Daniel Ricciardo. De esta manera, acabaron las actuaciones de Kevin y Stoffel. El danés ha de calmarse o podría acabar como su compañero de equipo, Romain Grosjean, que en 2012 fue suspendido por una carrera por conducción peligrosa.

Kevin Magnussen, Stoffel Vandoorne y Daniel Ricciardo rueda con rueda antes de su accidente | Fuente: Zimbio
gKevin Magnussen, Stoffel Vandoorne y Daniel Ricciardo rueda con rueda antes de su accidente | Fuente: Dan Istitene/Getty Images