Raikkonen: "Mi objetivo personal no ha cambiado"

El finlandés habló de lo que supone el abandono de su ingeniero de pista en Ferrari.

Raikkonen: "Mi objetivo personal no ha cambiado"
Raikkonen, con un objetivo claro | Foto: Getty Images

Ferrari está iniciado una reestructuración de su estructura para la próxima temporada. El equipo italiano está preparando la incorporación de nuevos miembros para su sistema de trabajo para la temporada que arranca en el mes de marzo en el circuito de Albert Park en Melbourne, Australia. Una de las novedades más importantes dentro de la Scuderia es la ausencia del que ha sido desde 2015, ingeniero de pista de Kimi Raikkonen, el británico David Greenwood. A pesar de esto, tanto el finlandés como el equipo pasan página y se centran en encontrar un nuevo ingeniero para que pueda trabajar con el campeón del mundo de la Fórmula 1 en 2007 y aportar todos sus conocimientos a uno de los mejores equipos de la historia del deporte del motor.

Raikkonen, indiferente con el cambio de ingeniero

El piloto de Ferrari se ha mostrado completamente indiferente al cambio de ingeniero, en las primeras declaraciones que el corredor finlandés hizo después de que su ingeniero de pista anunciase su marcha del equipo en el que ha trabajado desde 2015. Desde allí llegó procedente de Marussia, donde era ingeniero jefe.

Hemos venido desde lejos como un equipo, no es suficiente para cumplir con nuestros objetivos, pero estamos preparados para hacerlo. Sólo tenemos que ser más organizados y no cometer errores. Tenemos que evitar problemas, tanto en el equipo como uno de los conductores. Empezamos desde cero y espero que estaremos en el mejor nivel. Mi objetivo personal no ha cambiado ya que sigo queriendo que tanto Ferrari como yo ganemos ambos campeonatos”, afirmó Raikkonen.

Autocrítico con el 2017

Raikkonen también tuvo tiempo de analizar lo que fue el 2017 para él, desde Ferrari.  El finlandés hizo una buena primera mitad de campeonato, en el que incluso llegó a calificarse en primera posición en el Gran Premio de Mónaco, uno de sus fines de semana predilectos. A partir de las vacaciones, el rendimiento de la escudería italiana bajó y eso fue aprovechado por Mercedes para de nuevo hacerse con el Campeonato del Mundo en las dos categorías, tanto de pilotos como de constructores.

"Personalmente creo que comenzamos mal en 2017, no estábamos contentos con la configuración y nos llevó mucho tiempo entenderla. Después de eso fue mejor pero sufrí demasiados abandonos por varias razones. Espero que en 2018 tengamos más suerte y menos problemas y nos llevemos ambos títulos”, ha concluido Raikkonen.