Cosworth no confía en su vuelta a la Fórmula 1

La compañía británica ha admitido que ven muy difícil su regreso a la Fórmula 1 a partir de 2021, año en el que se introduce el gran cambio de normativa.

Cosworth no confía en su vuelta a la Fórmula 1
Ayrton Senna en 1993, su McLaren llevaba motor Cosworth HB V8 (Fuente | Cosworth.com)

La Fórmula Uno cambiará drásticamente a partir de 2021, en cuanto a motores se refiere. El pasado mes de octubre se aprobó una normativa en París donde se llegó a la conclusión que componentes como el MGU-H sería eliminado, los coches harían más ruido al aumentar los rpm a 3.000, un turbo con restricciones dimensionales y límites de peso, el MGU-K será más potente, una vuelta del KERS y numerosos cambios que pueden hacer llegar a muchos fabricantes de motores.

Entre estos, aparece el nombre Cosworth, quienes estuvieron en la Fórmula Uno desde el año 1967 hasta 2006 y luego desde 2010 hasta 2013, sus últimos años con equipos como Hispania Racing, Virgin, Lotus, Williams, Marussia. Antiguamente también formaron equipo con algunos de los nombrados anteriormente y otros históricos como McLaren, Brabham, Tyrell, Fittipaldi F1 Racing, Ligier, Benetton, Minardi, Jordan, Sauber, Stewart Grand Prix, Red Bull, Toro Rosso, entre otras.

Los británicos están involucrados en todas las discusiones que se están llevando a cabo para mejorar esa normativa de 2021, recuerden que hasta Ferrari ha amenazado con irse de la Fórmula 1, que puede estar finalizada a finales de este año.

Lo que necesita Cosworth es un fabricante o patrocinador que sea financieramente fiable para ellos, tal y como ha dicho Bruce Wood, el CEO de la compañía para la revista Autosport Internatioanal: “En primer lugar, nos encantaría estar allí. Vimos desde el principio que es poco probable un Cosworth completamente independiente partiendo de la base de que si lo fabricas habrá clientes. Eso es poco probable porque es difícil completar el presupuesto”.

Por lo que desea “estar asociado con un pequeño OEM (fabricante) y que con la nueva regulación requiere un menor compromiso económico participar en F1”.

Desde Cosworth confían en que, con la reducción de los costes de diseño y producción del motor, sea más fácil y económico involucrase en el Gran Crico. "No es ningún secreto que el nivel de la tecnología actualmente en la F1 es bastante prohibitivo, incluso para alguien como Cosworth con nuestro historial porque hay tantos elementos que son absolutamente innovadores. La recuperación de energía térmica requeriría decenas de millones de inversión”, decía Wood.