Tavano, el Fábregas del Auckland City
Foto: FIFA

Tavano, el Fábregas del Auckland City

Fabrizio Tavano (Auckland City) admira al jugador español desde pequeño. Es su referente a seguir dentro del campo. Su vida ha estado marcada por diferentes países, ahora disfruta "imitando" a su ídolo en Nueva Zelanda.

AlvaroGarciaAlcazar
Álvaro García Alcázar

Tavano es un jugador mexicano de 21 años que admira a Cesc Fábregas, estudia su forma de jugar. "Me siento identificado con él", dice. Y es que Tavano y Cesc tienen muchas cosas en común. En lo referente a lo futbolístico, Tavano, como Cesc, fue rotando su lugar en el campo entre el medio y el falso nueve, la posición que actualmente tiene en el Auckland City FC. Tavano tuvo que dejar a su familia y su país para convertirse en un futbolista profesional.

Tavano tuvo que dejar todo por su sueño

Tavano dice que “a los 15 años cambiarse de país solo es algo muy difícil, pero desde chiquito mi sueño es poder ser profesional”. Fabrizio estuvo en Italia y México antes de recalar en las filas del Auckland City. Ante el ES Sétif es una de las esperanzas goleadoras de los neozelandeses. El Auckland City sueña con alcanzar las semifinales del Mundial de Clubes por primera vez. Pese a lo duro que es el ES Sétif, los "navy Blues" se dejarán todo en el campo para hacer historia.

Foto: futbolsapiens

Solo piensa en dar lo máximo

“No tengo palabras para describir la alegría que sentimos todos (por ganar al Moghreb Tétouan y alcanzar los cuartos de final por segunda vez), pero estamos enfocados en alcanzar lo que el club nunca ha logrado. Estas oportunidades no vienen siempre y tenemos que jugar el partido como el último que fuésemos a jugar en nuestras vidas. No hay cansancio, no hay nada. Es dar lo máximo de cada uno”.

Dentro del vestuario, los hispano-hablantes son los más divertidos, "si en el vestuario ponemos música en español, empiezan con el '¡ey, apaga eso!' ", comenta Tavano.

En el campo, la misión de Tavano es aguantar el balón arriba, distribuir, atraer a los centrocampistas hacia arriba. Se fija mucho en Messi y soñaba ser como su ídolo, Cesc Fábregas, cuando jugaba de falso nueve. 

"El del Barça es el estilo que intentamos"

Cuando Tavano tenía 12 años, su padre, un periodista en México DF, decidió que  Oceanía era el lugar ideal para vivir junto a su familia. Para Tavano fue un desafío encontrar un equipo de fútbol donde jugar, ya que en Nueva Zelanda el deporte rey es el rugby. “No encontrábamos, tuvimos que buscar por varias partes para encontrar un club ideal para que yo pudiera crecer como futbolista. Al final encontramos un filial del Auckland City”. Sus buenas actuaciones hicieron que Ramón Tribulietx, entrenador del Auckland City, se fijara en él y, con apenas 14 años, lo llevó a entrenar con el primer equipo. De forma inmediata, el ayudante de Ramón Tribulietx le consiguió una oportunidad en el Vicenza (Italia), y no dudó en aceptarla. “Mi primera mudanza a Nueva Zelanda me ayudó con el fútbol, porque cuando salió lo de Italia ya sabía cómo era la historia, pero yo ya sabía cómo controlar la situación”.

En 2012, al no poder afianzarse en la Serie A, volvió a México, fue campeón Sub-20 con el Santos Laguna. Pero no hubo forma de estar en el primer equipo. "Me desesperé. Llega un momento en el que dices ¿qué estás haciendo mal si entreno día a día?. Pero si las cosas no se dan es porque Dios tiene algo mejor para nosotros". Tavano es una persona creyente, afirma que la religión le dio paz para esperar su oportunidad.

Foto: ESPN

Esa paz le hizo darse cuenta de que volver al Auckland City era la mejor opción. Habló con Tribulietx, y actualmente está en el Mundial de Clubes, esperando cuajar una buena actuación para que algún equipo de una Liga importante quiera ficharle y tener así a su "Fábregas".

VAVEL Logo