Ipswich Town FC: más de 130 años de sueños
Los jugadores del Ipswich celebran desde el Ayuntamiento la consecución de la Copa de la UEFA. Imagen:BBC

Tras atravesar la marea de policías en la estación de tren, Ipswich recibe a la muchedumbre de aficionados blues dispuestos a realizar su ritual de llegada a Portman Road. A la derecha dejarán el Riverside Hotel, el bar por excelencia de los aficionados visitantes (tan sólo pueden visitar este pub y el Punch & Judy), atravesando el Rio Orwell donde se cruzarán cánticos entre aficionados, siempre desde el respeto. Tras unos metros de camino, enfilarán Portman Road, la calle que da nombre al estadio del equipo de Suffolk. Entre charlas, disfrutan de la ilusión de volver a la Premier League tras trece años, de volver a disfrutar de aquellas tardes y noches de competiciones europeas, volver a saborear un título.

Los comienzos

El 16 de octubre de 1878 nacía el Ipswich Association Football Club, fundado por un grupo de estudiantes. Escogieron como primer presidente a un miembro del congreso de Ipswich, Thomas Clement Cobbold, miembro de una familia de gran relevancia en la historia del club tractor. El primer partido se disputó el nueve de noviembre en Harwich y durante sus primeras temporadas, apenas pudo disputar encuentros por falta de equipos en la zona. Hasta que en 1885 se constituyó la Suffolk County Football Association y la Suffolk Senior Cup aumentó la expectación por el fútbol en el condado. En 1888, el club acordó con el Ipswich Rugby Club alternar el uso de Portman Road, comenzando a disputar sus encuentros en el estadio municipal. Durante su primera temporada, lograron una asistencia récord de tres mil personas para ver la final frente al Newmarket.

No sería hasta 1936 cuando el club se convirtió en profesional. Una reunión casual entre Sir Samuel Hill-Wood, presidente del Arsenal y el Capitán John Murray Cobbold derivó en una visita al estadio de Highbury, donde Sir Samuel sugirió al Capitán Cobbold la idea de formar un club profesional. Un préstamo de £11,000 permitió pasar al club a denominarse Ipswich Town Football Club y formar parte de la Southern League, con una asistencia de 14.211 personas en su primer encuentro del campeonato, frente al Tunbridge Wells Rangers. Los abonos de dicha liga costaban dos guineas para las gradas y una guinea en el caso de la zona de pie.

En el primer encuentro como club profesional, más de catorce mil personas abarrotaban Portman Road

Se formó también un contrato de arrendamiento para el uso de Portman Road, en primer lugar por sesenta años, posteriormente extendido por otros ciento veinticinco años más. En esta primera temporada, el club contrató al exinternacional irlandés Michael O'Brien, que en ese momento era ayudante en el Brentford. O'Brien revolucionó a la prensa logrando la contratación de Jimmy McLuckie, jugador del Aston Villa que el club tenía valorado en £2,000, pero que llegó a Ipswich gratis, cobrando el salario máximo de aquella época, £8 semanales. Además de la liga, como club profesional, el Ipswich Town comenzó a jugar las rondas preliminares de la FA Cup, logrando llegar a la primera ronda del cuadro final, ante un Watford que se encontraba en Tercera División. 18.229 personas abarrotaban Portman Road para disfrutar de la victoria de su equipo por dos goles a uno. Tras superar la eliminatoria, cayeron derrotados ante el Spennymoor United 2-1. Dos años después de convertirse en club profesional, el Ipswich era admitido en la Football League, debutando en Tercera División ante el Southend United.

El parón por la guerra y la década de los 50

Apenas se habían disputado tres jornadas de la temporada 1939/1940 cuando la Football League decidió parar la competición, tras haber declarado la guerra Alemania. Esto anulaba los contratos de los jugadores y, aunque algunos decidieron volverse a casa, muchos buscaron trabajos en la ciudad, parte de ellos en la destilería que la familia Cobbold poseía. La Football League se reanudó en 1945, pero con una particularidad: los clubes podían disputar los partidos con jugadores 'invitados', por lo que el Ipswich alineó jugadores que se encontraban de servicio en el área. Corría la temporada 1953/1954 cuando el equipo tractor realizó un inicio de temporada sensacional, trece encuentros sin conocer la derrota, logrando alcanzar la quinta ronda (octavos de final) de la FA Cup y ascender a Segunda División.

Sir Alfred Ramsey llega a Ipswich

Tras una temporada en la segunda categoría del fútbol inglés, el club de Suffolk decidió ofrecer a Sir Alf Ramsey el puesto de entrenador, que fue confirmado en el mes de agosto, tras una gran carrera como jugador, la afición blue creó grandes expectativas con esta contratación. En su primera temporada, logró finalizar en tercera posición de la tabla, pese a un comienzo dubitativo. La siguiente campaña, 1956/1957, comenzó de la peor manera posible, con el Ipswich colista, pero en apenas unos meses, lograron revertir la situación y ascender de nuevo a Segunda División como campeones. Con el dinero procedente del ascenso, se se amplió la grada oeste, ampliando el aforo en 4,000 espectadores más. La temporada 1960/1961 sería de grato recuerdo para el club, logrando por primera vez en la historia el ascenso a Primera División, con 59 puntos en 42 partidos, contando cada victoria por dos puntos. El ascenso del Ipswich sorprendió a propios y extraños, que no contaban con el club de Suffolk en las quinielas.

Sir Alfred Ramsey y John Cobbold. Imagen: The Guardian

Comenzaba una de las temporadas más recordadas en la historia del Ipswich Town. El partido número 700 del Town como equipo de la Football League coincidió con el debut en Primera División, ante el Bolton. El Ipswich se convertía en el primer club del siglo XX que ganaba la Primera División en su primera temporada, tras el Preston North End, en la campaña en la que se creó la Football League -1888/1889-. También igualó el récord del Tottenham y el Everton, venciendo en dos temporadas consecutivas Segunda y Primera División. En tan sólo seis años, el club de Suffolk había logrado coronar la Tercera, Segunda y Primera División. Corría el 27 de abril de la siguiente temporada cuando debían decir adiós a uno de sus más ilustres técnicos, quién era nombrado seleccionador inglés.

Celebración del título de liga en 1962. Imagen: Talk Sport

En seis años, el Ipswich logró el título de Tercera, Segunda y Primera División

Tras la marcha de Ramsey, comenzó una época convulsa en la directiva blue, con dimisiones y disputas que poco ayudaban a un equipo que descendió a Segunda División dos temporadas después de haber tocado la cima. Hasta la temporada 1968/1969 no volverían a Primera División.

Llegada de Bobby Robson

El 13 de enero de 1969 John Cobbold anunciaba la contratación del exinternacional inglés Bobby Robson, tomando los mandos del club de forma inmediata. No fueron fáciles los comienzos para Robson, que se enfrentó a problemas en el vestuario con jugadores descontentos por sus contratos, pero el técnico logró dar la vuelta a la situación y salvar la temporada.

Tras dos temporadas con más sombras que luces, la campaña 72/73 devolvía la ilusión a Portman Road, venciendo la Texaco Cup (un torneo que se disputaba entre equipos ingleses, escoceses e irlandeses) con un derbi ante el Norwich en la final. Vencieron por 4-2 en una final a doble partido; asimismo, el equipo filial vencía por primera vez la FA Youth Cup. Otro hito histórico se alcanzaba la temporada siguiente, con la clasificación para la UEFA, logrando alcanzar las semifinales en su segunda temporada y cayendo derrotados ante el West Ham.

La FA Cup

Comenzaba la temporada 77/78 con grandes esperanzas en Ipswich, después de los grandes resultados en competiciones europeas, así como en las competiciones domésticas. Asimismo, se celebraba el centenario de la creación del club, una fecha mágica que se grabaría en la memoria de los aficionados blues por la consecución de la FA Cup.

Más de cien mil personas celebraron la consecución de la FA Cup en las calles de Ipswich

En el camino a la final de Wembley, los tractors vencieron al Cardiff, Hartlepool, Bristol Rovers, Milwall y West Bromwich, enfrentándose al Arsenal en la final. Con el cartel de favoritos para el equipo de Londres, el equipo comandado por Robson salió sin presión al césped de Wembley el 6 de mayo de 1978 -celebrándose la quincuagésima edición de la final de la FA Cup- y logró la victoria con un solitario tanto de Roger Osborne en el minuto 77 de encuentro. Más de cien mil personas celebraron el triunfo en las calles de Ipswich, lo que suponía un 80% de la población de la ciudad en ese momento.

Años dorados con Bobby Robson y la Copa de la UEFA

Los siguientes años fueron de éxitos para el club blue con mejoras en el estadio y una trayectoria regular en liga. Destacó la contundente victoria por 6-0 ante el Manchester United en Portman Road, que superaba los 30.000 espectadores. Otro gran hito llegaría en 1981, con la consecución de la Copa de la UEFA. Una temporada que no comenzó con buen pie, con el Town colista tras ocho jornadas, situación que lograron revertir, finalizando en segunda posición en liga y logrando las semifinales de la FA Cup.

1981 fue un año de éxitos para el ITFC: segundo puesto en liga, semifinales de FA Cup y campeones de la UEFA

En la competición europea, vencieron en primer lugar al Aris Thessaloníki, para posteriormente enfrentarse al Bohemians Praha, Widzew Lodz, St Etienne y FC Cologne, enfrentándose al AZ Alkmaar en la final, disputada a doble partido. El primer encuentro se disputó en Portman Road, venciendo los locales por 3-0. Más de siete mil aficionados se desplazaron a ver en directo el encuentro de vuelta, en el que cayeron derrotados por 4-2, suficiente para conseguir el título europeo. Tras la gran temporada, Bobby Robson decidió seguir los pasos de Alfred Ramsey y tomar las riendas de la selección inglesa.

Celebración del título de la Copa de la UEFA en las calles de Ipwich. Imagen: Ipswich Star

De nuevo, inestabilidad

Tras la marcha de Robson, se decidió dar la oportunidad a un técnico de la casa como Bobby Ferguson. Pero la marcha de jugadores muy queridos por la afición, como Muhren, la presión de suceder a Robson y la poca afinidad con el vestuario hicieron que terminaran la temporada en la zona media de la tabla. El club se enfrentaba también a problemas financieros que se agravaron con el descenso a Segunda División en el año 1986. Tras no ascender en la temporada 86/87, Ferguson fue despedido y se firmó a John Duncan, que finalizó su primera temporada en octava posición y la segunda y última en novena.

Comenzaron también los problemas extradeportivos, con protestas de los aficionados por las subidas en los precios de las entradas. John Lyall, que había sido despedido del West Ham tras su descenso, tomó las riendas del club, ya en la década de los 90. Con él al mando, se logró el ascenso a la ya denominada Premier League, tras seis temporadas en la división de plata. Trayecto que duró poco, ya que en la temporada 94/95 descendían a Segunda División, llamada First Division, pese a los intentos del club de remontar el vuelo con la llegada del exjugador George Burley. Ya en el nuevo milenio, en mayo del año 2000, el Ipswich volvía a la Premier League, tras vencer al Bolton y al Barnsley en el playoff.

Marcus Evans es el máximo accionista de la entidad desde 2007

Dos temporadas pudo disfrutar la afición de Portman Road de la Premier League, descendiendo la misma temporada que volvían a disputar la Copa de la UEFA y con grandes problemas económicos debido a la alta inversión en la plantilla y una mala planificación financiera. Sin apenas dinero para apostar por la parcela deportiva, el club apostó por la cantera y por fichajes discretos, lejos de los grandes nombres que habían acompañado al club, además de cesiones. Marcus Evans se hizo con la mayoría del club en el año 2007 y una reestructución económica ha permitido al club comenzar a sanearse y a la afición volver a soñar con volver a la Premier League, tras la mejor temporada del club en la última década.

VAVEL Logo