Atlanta se la devuelve a New York
Atlanta se la devuelve a New York || Imagen: usatoday.com

Atlanta se la devuelve a New York

El conjunto de Atlanta United se llevó la victoria ante uno de los gallitos de su conferencia, después de cerrar el resultado en apenas siete minutos, con tres contrataques que fueron letales. Los neoyorkinos buscaron la respuesta, pero ya fue tarde.

manuel-vaquero-rodriguez
Manuel Vaquero Rodríguez
Atlanta United FCKann; Mears, Parkhurst, González Pírez, Garza; Larentowicz, Carmona, Almirón (McCann, min. 90); Gressel (Kratz, min. 79), Asad, Villalba (Jones, min. 85).
New York City FCJohnson; White (Allen, min. 59), Chanot, Callens, Sweat (McNamara, min. 85); Mikey Lopez (Okoli, min. 72), Ring, Morález; Harrison, Wallace, David Villa.
MARCADOR1-0, min. 16, Almirón. 2-0, min. 19, Villalba. 3-0, min. 23, Almirón. 3-1, min. 71, Harrison.
ÁRBITROArmando Villarreal (USA). Amonestó a Parkhurst (min. 36), Ring (min. 43), Carmona (min. 65), Morález (min. 90+1).
INCIDENCIASMajor League Soccer 2017. Este encuentro se disputó en el Bobby Dodd Stadium (Atlanta, GO).

El conjunto en expansión no tuvo piedad de los errores de su rival, y aprovechó los fallos que los defensores neoyorkinos cometieron para llevarse los tres puntos. En apenas seis minutos de la primera mitad, los locales consiguieron tres goles que fueron casi definitivos. En la segunda parte los visitantes trataron de sobreponerse a esta ventaja del rival, pero ni su juego ni la puntería de los delanteros fue la óptima para haberlo logrado.

Visto y no visto

Como era de prever, el inicio tuvo un protagonista, el centro del campo. Ambos equipos buscaron convertirse en el dominador de la pelota, lo que generó que apenas se viesen acercamientos en los primeros minutos. Sólo algún desplazamiento en largo buscando la espalda de las defensas, pero que no conllevaron nada de peligro.

De esta manera fue como llegó el primer gol del partido, por parte de los locales. Un balón en largo por la banda derecha con el que Gressel superó en velocidad a su marcador y consiguió llegar hasta línea de fondo, para posteriormente centrar. El pase al punto de penalti fue recibido por Almirón que se incorporó desde segunda línea y logró definir a placer.

Pero ahí no acabó la cosa, y unos minutos después, de nuevo en una contra, el Atlanta United anotó un segundo gol que dejaba tocado al equipo rival. En esta ocasión fue por banda izquierda en la que una diagonal de Héctor Villalba, que había caído a banda, se internó en el área y con un disparo colocado al palo más alejado, puso dos tantos de ventaja en el marcador.

Almirón anotó un doblete (Imagen: usatoday.com)
Almirón anotó un doblete (Imagen: usatoday.com)

La defensa del New York City estaba cometiendo una cantidad de errores infantiles, que estaba permitiendo a su rival crearles peligro a cada llegada. Y todavía concederían un balón más que se convirtió en el tercer gol en apenas seis minutos. De nuevo fue Gressel el que se aprovechaba de la relajación de su defensor para llegar a línea de fondo para que otra vez Almirón recibiese le balón libre de marca para anotar el segundo gol en su cuenta individual.

Los neoyorkinos se encontraban completamente perdidos, ya que apenas estaban consiguiendo deshacerse de la presión a la que su rival le estaba sometiendo, y, por consiguiente, tenía muy difícil el poder llegar sobre la portería de estos. De hecho, la primera ocasión clara de gol para ellos no llegó hasta el minuto 36 con un disparo desde fuera del área de David Villa, que obligó a Kann a estirarse para salvar el gol.

En los últimos minutos, los visitantes buscaron de manera incesante un gol que les acercara en el marcador y les diera la oportunidad de remontar en la segunda mitad. Pero los atacantes no estuvieron acertados y el encuentro se fue al vestuario con la victoria parcial de los locales.

Sin profundidad

Desde el inicio de la segundo parte, fue el conjunto local el que llevó las riendas del partido o por lo menos el que mayor posesión del balón tuvo en campo contrario. Aunque a pesar de ello los neoyorkinos no declinaban la lucha por el control del juego, pero sus acciones eran continuamente detenidas por una defensa local, que estaba realizando uno de sus mejores partidos hasta el momento.

Con el paso de los minutos, el peso de los visitantes en el partido fue creciendo, pero su juego estaba dejando muchas dudas. Culpa de ello fue en parte la ausencia de un futbolista en el centro del campo que permitiese tener una salida clara de balón.

Gressel dio dos asistencias (Imagen: @ATLUTD)
Gressel dio dos asistencias (Imagen: @ATLUTD)

A falta de 20 minutos para la finalización del partido, los neoyorkinos consiguieron anotar un gol que acortaba las distancias en el marcador y ponía el partido muy bonito para los que restaba. Fue Jack Harrison el que de volea remató un cambio de orientación de Ben Sweat.

Este gol les sirvió para dar una bocanada de aire y creer en una posible remontada, que le llevó a tener el control total del balón en los siguientes minutos. Buscaron la portería del rival pero sus acciones volvieron a carecer de profundidad.

Esto permitió que de manera definitiva los locales se llevasen la victoria, ‘vengándose’ del marcador que los neoyorkinos le impusieron en el Yankee Stadium hace algunas jornadas. Tres puntos que sirven para continuar dentro de los puestos de PlayOff´s, tras unas semanas con dudas. 

VAVEL Logo