Los de Mourinho comienzan el año con buen pie
El Manchester United volvió a la senda de la victoria. Foto: Manchester United.

Comienza un nuevo año pero la Premier League sigue en su cauce y los equipos están concentrados para sumar lo máximo posible en estas fechas festivas. En su primer partido del año, el Manchester United comenzó de la mejor manera, ganando en Goodison Park al Everton, en un partido muy igualado en la primera parte pero que el equipo visitante aprovechó la efectividad que tiene para sentenciar el partido. Dos goles de Martial y Lingard hicieron que los reds devils sigan segundos en la clasificación a expensas del partido del Chelsea, que jugará contra el Arsenal.

El United marcó sus goles en la segunda parte, ya que en la primera apenas ocasionó peligroSabiendo de la carga de partidos que los jugadores tienen durante esta época, los entrenadores son conscientes de ello y tanto Mourinho como Allardyce rotaron para dar descanso a varios jugadores y así aprovechar el fondo de armario que cada uno tiene. Pero la calidad de los suplentes del United pueden que sea superior a los del Everton, y por ello, a pesar de haber hecho un buen partido, los locales se vieron superados por un equipo más efectivo de cara al gol, mientras que el Everton está más negado en ese aspecto haciendo sólo un gol en los últimos cuatro partidos.

Para el partido, Mourinho decidió poner un once inicial algo más arriesgado sin un delantero nato en sus filas. Martial actuó de delantero centro y el experimento funcionó siendo el francés quién abriera la lata en un encuentro algo rocoso y sin demasiadas oportunidades de gol. Allardyce también hizo grandes cambios en el once alterando jugadores habituales con menos minutos, el juego no le salió mal pero no obtuvieron beneficios en su primer partido del año, siendo éste el cuarto partido consecutivo sin ver victoria en su casillero a pesar de las sensaciones mejoradas con respecto a gran parte del curso.

Una primera parte sin demasiados alardes

El partido estaba marcado por el reencuentro del atacante Rooney con sus ex compañeros y club. Un partido que siempre será difícil para el atacante inglés, pues estuvo en las filas del Manchester United durante 13 años. Rooney se convirtió en protagonista negativo para su equipo en una jugada decisiva del partido.

Rooney volvió a enfrentarse a sus ex compañeros. Foto: Everton.

El encuentro empezó a buen ritmo pero con tímidos acercamientos. Los locales intentaron no dejarse llevar por el juego del United, pero fueron los visitantes quiénes tuvieron ligeramente más la pelota. Para ello, los de Allardyce presionaron sin dejar que los de Mourinho atacaran con bastante claridad. Una buena propuesta que se consiguió durante la primera parte, pues no ocasionaron ninguna oportunidad de gol. Los defensas del Everton anularon la línea atacante de una zona dónde estaban Martial, Lingard y Juan Mata.

La primera y única ocasión del partido en la primera parte tuvo la marca del equipo local. El delantero Oumar Niasse encontró espacio dentro del área consiguiendo disparar, pero un defensa del United bloqueó el disparo con una gran segada enviando el balón a córner para el Everton. Después no pasó mucho más durante todo el encuentro. Los de Mourinho no vieron ninguna tarjeta amarilla en todo el partido y los locales tan sólo vieron dos, una en cada parte siendo Rooney el primero en verla tras una entrada dura. Con escasas oportunidades de gol, el partido se fue al descanso con empate a cero con la sensación de que los visitantes no dieron el máximo para buscar la victoria, algo que desde el vestuario al descanso empezaron a cambiar.

Con poco, el United golpea dos veces

El equipo de Manchester comenzó la segunda parte con la sensación de haber tirado a la basura los primeros 45 minutos. Ya que nada más comenzar el segundo acto, Juan Mata hizo la primera gran ocasión al hacer un disparo a la portería de Pickford desde 23 metros, pero el portero lo envió a córner. Pero no fue la única oportunidad del español desde la lejanía, ya que minutos después disparó desde unos 25 metros que sacudió el poste izquierdo de la portería estando a punto de hacer un auténtico golazo.

Con estos ataques continuos, los reds devils empezaron a forzar la máquina y a la tercera ocasión fue la vencida por parte de ellos. Anthony Martial recibió de forma perfecta un pase enviado al borde del área por Paul Pogba, y marcó con un buen disparo por la derecha de la meta. Rooney se convirtió en protagonista negativo tras perder un balón y así provocar el gol que movió el marcador inicial. 0-1 y primer gol del 2018 anotado por Martial, que lleva siete goles en esta temporada siendo una de las que más aporta en el terreno goleador.

El equipo de Mourinho estaba en el mejor momento del partido, y es que, con poco, se empezó a ir por delante del marcador pudiendo ser más si Pickford no hubiera parado un fantástico remate por debajo del larguero de Pogba tras deshacerse de varios defensores. La situación del partido para el Everton estaba siendo más peligroso y por ello, Allardyce tuvo que hacer un doble cambio entrando James McCarthy y Aaron Lennon en el terreno, pero estaba más cerca el gol del rival que el empate.

El Everton tuvo sus ocasiones pero no materializó ninguna. Foto: Everton.

Y de tanto avisar, acabó llegando. Fue en el minuto 81 cuando Jesse Lingard hizo una gran carrera que encontró espacios y conectó un disparo desde el borde del área que entra ajustado al poste derecho. Un gran gol que finiquita las opciones del Everton en el partido y que el United se alzó con la primera victoria del año empezando el 2018 con buen pie en un campo difícil para un equipo que en horas bajas. Aún así, tres puntos importantes para seguir en la pelea por el segundo puesto. El Chelsea podría adelantarles si consigue ganar en su duelo contra el Arsenal.

Tras esta derrota, el Everton suma su cuarto partido sin ver victoria quedándose en blanco en los partidos del Boxing Day. Tendrán una oportunidad dentro de dos semanas ante el Tottenham en Wembley. Por su parte, el Manchester United consiguió su primera victoria en este carrusel de partidos navideños, una buena manera de empezar el año sumando 47 puntos. Tras el parón de Premier League, el United volverá a Old Trafford frente al Stoke City.

VAVEL Logo