El West Ham le da la puntilla a su vecino londinense
EPL

El encuentro comenzó con un mayor dominio del conjunto dirigido por David Moyes, que empezó llevando la iniciativa, jugando en campo contrario, y tratando de generar algún espacio en la defensa de un conjunto local, que se replegaba en campo propio con un 5-4-1, con las líneas a media altura, tratando de aprovechar alguna recuperación de balón para salir al contraataque con Eden Hazard o Willian. Después de unos minutos, el conjunto hammer redujo su presión, y el Chelsea se empezó a acomodar en el partido, consolidando su dominio de la pelota, y ganando mucho protagonismo en campo contrario, acercándose a la portería rival, demostrando una gran capacidad de asociación en los últimos metros, que le estaba permitiendo crear mucho peligro. Azpilicueta anotó el primer gol del partido, en un saque de esquina, tras una asistencia de Morata de cabeza. Tras el tanto, el equipo de Antonio Conte bajó su nivel de intensidad, y el West Ham pudo respirar algo más con el balón, aunque a pesar de que pisó campo contrario, no logró generar peligro.

Dominio claro del conjunto blue, tras un buen comienzo del cuadro visitante

El segundo tiempo comenzó con un tímido dominio del conjunto blue, sin acercarse demasiado al área contraria, buscando controlar el juego, y contrarrestando a un conjunto dirigido por David Moyes, que con el paso de los minutos se fue agigantando en el encuentro al aumentar su presión y apoderarse del balón, aunque no consiguió incomodar en ningún momento al equipo local, que cada vez que recuperaba el esférico salía al contraataque con bastante peligro. Pese a las buenas perspectivas que le estaba planteando el partido, el todavía campeón de Inglaterra, estaba tratando de controlar el juego en muchos tramos, dada la estrechez del marcador, y la necesidad del rival de puntuar. Llegado al ecuador del segundo tiempo, el Chelsea siguió llevando el timón del juego, y estaba siendo capaz de contrarrestar el poderío aéreo de los visitantes, que no poseían otro medio para generar peligro.

De tal manera consiguió igualar el encuentro el conjunto hammer, en un balón en largo para Arnautovic, que desde la derecha le puso un centro raso a Chicharito Hernández, que acababa de entrar en el campo, y marcó llegando desde atrás, con un disparo de pierna derecha. Tras ese tanto logró hacerse con el mando del encuentro, jugando en los últimos metros de campo, y anestesiando al equipo dirigido por Antonio Conte, durante unos minutos después del gol, aunque tardó poco en reaccionar, y en retomar su rodeo del área contraria con bastante peligro, conforme el partido se iba convirtiendo en un correcalles, en el que los dos conjuntos estaban haciendo sufrir a su rival con su veloces acercamientos al área contraria, aunque estaban siendo los locales los que más peligro estaban creando, y los que más peligro estaban llevando en sus acciones.

Asedio blue sin profundidad tras unos minutos de ida y vuelta

En los últimos minutos, el Chelsea rodeó el área contraria con mayor constancia, terminando las jugadas desde el interior del área, y en algunas ocasiones también lo hacía con disparos de media distancia. Frente a un cuadro hammer, para el que el punto del empate valía oro, y que definitivamente retrocedió y juntó sus líneas entorno a la frontal del área, manteniendo a Chicharito o a Arnautovic en la zona de ataque, ante la posibilidad de que pudiesen controlar alguno de los despejes que emitía la defensa, frenando las intentonas del conjunto local, que conforme se acercaba el final del encuentro estaba siendo más inofensivos.

A tal extremo llegó su ansiedad, que se pueden contar con los dedos de una mano, las veces que remató a puerta, pues se dedicó a centrar balones desde las bandas, tratando de aprovechar el poderío aéreo de Olivier Giroud, que entró en el lugar de Morata, que no estuvo nada afortunado. Tras este empate, el conjunto blue agota sus últimas opciones de entrar en puestos de Champions, tras la derrota ante el Tottenham por 1-3 la semana pasada, al quedarse a 10 puntos de los de Pochettino y del Liverpool (que tiene un partido más).

VAVEL Logo