Carroll salva al West Ham y mantiene hundido al Stoke City
Fuente: West Ham

Carroll salva al West Ham y mantiene hundido al Stoke City

El delantero de los 'Hammers' entró en el 86 y tardó tres minutos en igualar un partido que se había decantado del lado visitante tras un grave fallo de Joe Hart que aprovechó Petr Crouch. Michael Oliver anuló tres goles al conjunto local.

bruno-alvarez-martin
Bruno Alvarez Martin
West HamHart; Rice, Ogbonna, Cresswell; Zabaleta, Noble, Kouyaté, Masuaku (Lanzini, min. 81); Fernandes (Chicharito, min. 77), Mario (Carroll, min. 86) y Arnautovic.
Stoke CityButland; Martins Indi, Zouma, Shawcross; Pieters, Allen, Ndiaye, Bauer (Crouch, min. 70); Sobhi (Cameron, min. 62), Shaqiri y Diouf (Ireland, min. 87).
MARCADOR0-1, min. 79, Crouch. 1-1, min. 89, Carroll.
ÁRBITROMichael Oliver. Amonestó a Kouyaté (min. 85) y Cresswell (min. 92) por parte local y a Crouch (min. 79), Martins Indi (min. 82) y Ndiaye (min. 91) por los visitantes.
INCIDENCIASPartido correspondiente a la jornada 34 de la Premier League. Disputado en el London Stadium ante 56.795 espectadores.

West Ham y Stoke City firmaron tablas en un partido poco brillante que, con el cansancio de ambos conjuntos, cogió espectáculo en la recta final. Petr Crouch adelantó a los visitantes aprovechando un terrible fallo de Joe Hart al tratar de blocar un disparo y Andy Carroll igualó la contienda a falta de un minuto para el descuento con una bonita volea dentro del área. Los Hammers celebraron otros tres goles en la noche londinense pero fueron anulados por el colegiado.

Juego muy plano

En un magnífico ambiente al este de Londres y con la habitual lluvia de pompas, ambos conjuntos saltaron al césped  con el único objetivo de puntuar para estar más cerca de volver a jugar en la Premier League la temporada que viene. Y así sucedió en los primeros minutos, con los dos equipos buscando la portería rival y finalizando jugadas. Masuaku para los locales y Sobhi para los visitantes dispusieron de las primeras oportunidades. El partido no encontró ningún dominador claro y se sucedieron las llegadas. El Stoke City pareció encontrar mayores espacios en los últimos metros y, en uno de esos ataques, Bauer pudo abrir el marcador pero su disparo, flojo, lo atrapó Joe Hart sin demasiadas complicaciones.

Alcanzado el primer cuarto de hora y con el juego atascado por momentos, el balón parado se convirtió en un arma de ataque. Aaron Cresswell aprovechó un libre directo para poner a prueba a Jack Butland, que respondió con una gran parada. A raíz de esta ocasión, el West Ham tomó la manija del encuentro y se hizo dueño de la posesión aunque sin demasiada profundidad. El ecuador de la primera parte supuso una crisis de juego en ambos equipos, sin ideas, sin encontrar la manera de generar peligro en ataque más allá de centros laterales sin ninguna consecuencia.

Fuente: West Ham

Superada la media hora de choque, Arnautovic ilusionó a los aficionados locales con un disparo dentro del área que se marchó muy desviado por el fondo. Poco tardaría en responder el Stoke City. Diouf finalizó un rápido contraataque de los rojiblancos aunque su tiro no cogió dirección y terminó fácil en las manos del arquero inglés. El partido volvió a tener ritmo y los hinchas locales trataban de alentar a los suyos en busca de la primera alegría de la noche. Arnautovic disfrutó de la mejor oportunidad del encuentro con un lanzamiento escorado a poca distancia de Butland, quien respondió firmemente repeliendo el balón a córner. Los Hammers ya empezaron a merecer el primer tanto al filo del descanso. Pero no llegó. West Ham y Stoke City firmaron tablas al término de los primeros 45 minutos.

Emoción sobre el final

La segunda parte arrancó sin cambios en las alineaciones y en el juego. Los porteros apenas trabajaron en el comienzo y la mayor parte del juego se desarrolló en el centro de campo con muy pocas ideas de los dos. A los 55 minutos, todo el London Stadium celebró un gol de Arnautovic en un remate de cabeza pero poco duró la alegría tras comprobar la bandera arriba del juez de línea por fuera de juego. Inmediatamente, replicó el Stoke City por medio de Diouf, quien no supo aprovechar un pase de la muerte y remató por encima del marco local.

El West Ham empezó a dominar la pelota y a buscar el primer tanto del partido con mayor insistencia y a punto estuvo de lograrlo en el minuto 65 cuando, por segunda vez, el colegiado Michael Oliver anuló un segundo gol a los Hammers. El conocido árbitro decidió no dar por válido el gol de Fernandes, cuyo disparo desde el balcón del área pasó por debajo de las piernas de Arnautovic, en claro fuera de juego, pero que no hace por jugar pelota aunque sí tapa la visibilidad del arquero.

Fuente: Premier League

No obstante, cuando no sucedía absolutamente nada en el partido salvo algún ataque aislado del West Ham, un inexplicable error de Joe Hart permitió a los Potters poner el 0-1 en el marcador. Un disparo desde la frontal de Shaqiri no pudo ser atrapado por el meta inglés, que dejó el esférico muerto, lo que aprovechó Petr Crouch para fusilarlo al fondo de las mallas y desatar una verdadera locura en el sector de los aficionados desplazados, muy conscientes de lo que podían significar los tres puntos.

Andy Carroll puso el empate en el minuto 89 tras una gran volea

Algunos aficionados ya abandonaban el estadio en los minutos finales aunque no sabían lo que se iban a perder. En el 89, a los tres minutos de haber ingresado en el terreno de juego, Andy Carroll conectó una preciosa volea dentro del área imposible para Butland, que solo pudo ver el balón al fondo de la red. Con el 1-1, el West Ham no se echó para atrás y buscó más y cerca estuvo de llegar con otro tanto anulado a Chicharito por previa mano de Carroll. Los cuatro últimos minutos fueron un auténtico correcalles aunque ninguno de los dos consiguió llevarse los tres puntos.

El punto no sirve de mucho a ninguno de los dos aunque favorece ligeramente al West Ham, que mantiene la distancia con el descenso. Los Hammers son decimocuartos con 35 puntos, a siete del Southampton, antepenúltimo. Por su parte, el Stoke City se mantiene decimonoveno con 28 puntos, a cinco de la salvación, que la marca el Swansea.

El próximo compromiso para los de David Moyes será visitar al Arsenal en el Emirates Stadium mientras que los rojiblancos recibirán en casa al Burnley, en plena persecución de los Gunners por la última plaza europea.

VAVEL Logo