Correctivo texano
Correctivo texano // Imagen: Houston Dynamo

Toronto FC, campeón de la MLS Cup 2017 y actual farolillo rojo de la Conferencia Este, ha vuelto a caer derrotado, en esta ocasión por cinco goles a uno ante Houston Dynamo. Los tantos texanos llevan la firma de hasta cinco hombres diferentes: Mauro Manotas, José Leonardo Ribeiro da Silva, Eric Alexander, Alberth Ellis y Romell Quioto. Michell Taintor, único goleador del bando canadiense, no pudo más que maquillar el resultado.

Con esta, los pupilos de Gregg Vanney acumulan un total de cuatro derrotas en sus cinco primeros compromisos ligueros. La crisis se agudiza a medida que transcurren las jornadas y, aunque aún es pronto, Toronto FC deberá ponerse las pilas si pretende terminar la temporada regular entre los mejores del este.

Suicidio colectivo

Aún no se había cumplido el minuto tres de juego cuando Houston Dynamo se puso por delante en el luminoso. Dunn-Johnson perdió el cuero en un intento desesperado por sacar el balón jugado y Manotas lo aprovechó para batir por debajo de las piernas a Clint Irwin. Un error imperdonable y una definición de auténtico killer en el mano a mano. Suficiente para firmar el 1-0.

Mauro Manotas abrió la lata // Imagen: Houston Dynamo
Manotas se encargaría de abrir la lata // Imagen: Houston Dynamo

Peor aún se iban a poner las cosas para Toronto FC. En la siguiente jugada, valiéndose de un rechace en el balcón del área y con algo de fortuna, Leonardo convirtió el segundo para el Dynamo. ¿Un central chutando desde la frontal? ¡Así de imprevisible es la Major League Soccer! Mención especial para la zaga canadiense. En menos de siete minutos había cometido dos errores de bulto, primero regalando un gol al perder el balón en su propia área y después despejando un saque de esquina hacia el centro, dando así la opción al cuadro texano de disparar a portería. De esta manera es muy difícil ganar partidos en la élite del soccer

El VAR hace de las suyas

En el ecuador de la primera mitad, Toronto reaccionaría por fin. Jordan Hamilton, con un potente remate de cabeza, recortó distancias en el marcador. Sin embargo, gracias al videoarbitraje y tras varios minutos de espera, Drew Fischer, el árbitro del encuentro, anuló el gol por fuera de juego. Justicia, sí, pero, ¿a qué precio?

La afición desplazada al BBVA Compass Stadium se lo pasó en grande viendo a los suyos // Imagen: Houston Dynamo
La afición desplazada al BBVA Compass Stadium se lo pasó en grande viendo a los suyos // Imagen: Houston Dynamo

La tormenta naranja no se detiene

Al filo del descanso, Alberth Ellis, con un potente disparo, estrelló la pelota contra el travesaño de la portería defendida por Irwin. Toronto se salvaba de la sentencia por los pelos…

Sin embargo, nada más arrancar la segunda parte, Eric Alexander logró el tan ansiado 3-0, condenando definitivamente al cuadro red. De nuevo grandes facilidades para pisar área y escasa contundencia por parte de la defensa visitante. Un auténtico despropósito.

Orgullo canadiense

A pesar de todo, Toronto tiró de orgullo y, en el minuto 50, logró el gol de la honra por medio de Michell Taintor. El zaguero de Connecticut, más inspirado en el área rival que en la suya propia, se valió de un córner magistralmente botado por Ager Aketxe para imponerse a su marcador y firmar el único gol de los suyos. Serviría de poco.

Fin de fiesta

Con el choque totalmente controlado, aún hubo tiempo para que los locales aumentasen su ventaja. Alberth Ellis, que ya se había quedado con las ganas de anotar en el primer tiempo, y Romell Quioto, cerraron la goleada orange en el BBVA Compass Stadium. Para más inri, Aketxe falló un penalti en el tiempo de descuento. Un partido para olvidar…

Romell Quioto cerró la goleada // Imagen: Houston Dynamo
Romell Quioto cerró la goleada // Imagen: Houston Dynamo

Esta victoria sitúa a los hombres de Wilmer Cabrera séptimos en la Conferencia Oeste. Eso sí, habrá que esperar a ver que hacen sus rivales directos en el resto de encuentros que aún no se han disputado. Por su parte, Toronto FC permanece, una semana más, como colista en el Este.

VAVEL Logo