NY City vuela, Toronto no despega
Berget tras el gol. // Imagen: New York City

En la tarde del domingo neoyorquina se daban cita en el Yankee Stadium el actual campeón, Toronto, y uno de los claros aspirantes, New York City. Estos últimos están realizando una MLS 2018 muy buena, peleando el liderato de la clasificación del este junto con Atlanta United y en carrera a competir por el título. Sin embargo su rival, Toronto, con grandes expectativas tras arrasar el año pasado, no consigue arrancar, es penúltimo en el este y cada vez más lejos de poder repetir los éxitos de las temporadas pasadas.

En este escenario, los dos contendientes jugaron de tu a tu, nada contaba el pasado, y por supuesto, los citizens no se dejaron llevar por el mal estado de forma de su rival. Con esta intensidad y con la calidad que atesoran sus jugadores, dieron ya el primer aviso importante antes del cuarto de hora de juego, el guaje Villa, que no para de competir y de lucir allá donde va, filtra un excepcional pase a Moralez para que regatee a su defensor y dispare en el mano a mano desde el balcón del área, primera acción en la que tendrá que intervenir Bono, portero visitante, con gran acierto.

No tardó Toronto en dar la replica, y en la jugada siguiente un balón largo es controlado por Osorio, que caracolea hasta entrar en el área y con pierna zurda disparar, a punto estuvo el balón de entrar, pero el destino quiso que se estrellará en el larguero esa pelota. Una ocasión tras otra, un golpe tras otro se daban los rivales, tras la de Osorio llegaría otra del City, y una nueva buena intervención de Bono, que saca su pierna derecha ante el disparo Tinnerholm, tras una buena subida por banda de este.

Vazquez celebrando un gol. // Imagen: Toronto FC
Vazquez celebrando un gol. // Imagen: Toronto FC

El segundo aviso del actual campeón sería gol, buen balón en largo desde su propio campo de Auro, que corre Victor Vazquez, y ante la mala salida del portero local, se la cuela de vaselina. Se adelantaban los canadienses, que a pesar de su mal año estaban compitiendo en uno de los estadios más difíciles, queriendo dar un golpe sobre la mesa.

Pero el encuentro se iba a encontrar con un protagonista inesperado, el delantero centro noruego del city, ayer titular, Jo Inge Berget, que haría dos tantos que servirían a los locales para remontar. Antes de todo esto su estrella, David Villa, se había tenido que retirar lesionado, con el marcador en contra, y ante un buen rival, la victoria de New York City se iba complicando poco a poco, ante tal situación vimos resurgir un protagonista diferente, con larga barba, medias bajadas y formas de correr que no parecen propias de un futbolista, se mueve por la zona de ataque el susodicho Berget.

Berget tras un gol. // Imagen: New York City
Berget tras un gol. // Imagen: New York City

Este espigado noruego cazó el primero en un barullo en el área, y resolvió de lujo, con un taconazo, propio de Cristiano en Vallecas o de otras grandes leyendas, ante un balón muerto, y él de espaldas a portería lo tuvo claro, taconazo y gol. A penas lo celebró, una acción que casi cualquier otra persona hubiese enloquecido, este extraño delantero miró con la frialdad nórdica que atesora y se fue hacía el medio del campo guardando la siguiente bala.

Y ese disparo, esa bala, llegaría tras un magnifico pase de Maxi Morales, el "10" City, hizo de eso, de diez, y dio una asistencia genial, para que Bernet se plantará solo en el área ante el portero, ante un Bono que nada pudo hacer ante el disparo cruzado del delantero noruego, que de nuevo disparaba y de nuevo mostraba su frialdad a penas mirando a la grada y envolviéndose en una piña con sus compañeros, que sí mostraban la euforia de la remontada.

Yankee stadium disfrutando la victoria. // Imagen: MLSsoccer
Yankee stadium disfrutando la victoria. // Imagen: MLSsoccer

Poco más pasaría de aquí al final, muy poco intervención de las grandes estrellas de Toronto, Altidore lesionado, Giovinco muy desaparecido y Victor Vazquez, a pesar del gol, muy lejos de su mejor versión, mucho que mejorar por tanto para los canadienses si quieren, al menos, entrar en playoff y no terminal la temporada con un autentico fracaso. Mientras, en el otro lado, City sigue su buen 2018, a la estela del liderato, y mostrándose un año más candidato al título, veremos a ver si este año lo consiguen.

VAVEL Logo