Mkhitaryan y Leno mantienen al Arsenal en racha
Leno salvó al Arsenal en la última. Foto: Premier League.

La jornada número 12 de esta Premier League, llegó a su fin este domingo. A pesar de que todas las mirada pasaban por Manchester, en Londres también iba a haber un gran partido de fútbol. 

En el Emirates Stadium, el Arsenal le tocaba jugar ante el Wolverhampton que, si no quería perderle pisada a los equipos que pelean la Premier League, tenía la necesidad de conseguir los tres puntos. 

Los Gunners tenían a su favor, una racha de 15 partidos sin conocer la derrota. Algo muy necesario a la hora de pensar en ser uno de los que luchen por volver a los puestos de Champions League o incluso, soñar con volver a levantar el trofeo de la liga, como hace 14 años lo hacía de una forma inolvidable con los invencibles. 

Pero ahora, otra es la historia por lo que pasa los dirigidos por Unai Emery. En el presente, tenía a los Wolves de Nuno enfrente, con un torneo más que aceptable, sumando 15 unidades, y encontrándose a mitad de tabla. 

En este contexto, Arsenal enfrentaba al Wolverhampton en el Emirates Stadium este domingo a partir de las 17:30. Los Gunners, con la opción de ganar, mientras que los Wolves, con el objetivo de sorprender y seguir escalando. 

Errores que le dieron la ventaja al Wolves

Los primeros minutos del partido, fueron trabados donde las impresiones y las infracciones fueron las dominantes en el encuentro. Al llegar a los diez minutos de juego, el Wolverhampton iba a darle los primeros problemas a los locales cuando Raúl Jiméne dispara desde larga distancia, pero el balón pasaba por el derecho de la portería. 

Un minuto más tarde, Hélder Costa remató con la izquierda desde el la derecho del área, pero su remate se fue rechazado. Sin embargo, llegados a los 12 minutos de juego, un error de Xhaka en la salida, Cavaleiro roba el balón, sale jugando, abre la jugada para Raúl Jiménez que le devuelve el balón y el portugués define para poner el 1-0.

Cavaleiro abrió el marcador. Foto: Wolves.
Cavaleiro abrió el marcador. Foto: Wolves.

Lejos de conformarse con el resultado, el Wolves pudo estirar la ventaja con un disparo de Hélder Costa, pero fue parado por Leno. Luego, llegó el momento en el que el Arsenal comenzó a reaccionar con remates de Iwobi y Lacazette que fueron rechazados.

Los de Unai Emery pasaban su peor momento. Desconcierto total. No hacían pie. No generaban claro peligro y, encima, el Wolves parecía que estaba cerca de marcar el segundo. Primero con Costa, con un remate que era bien contenido por Leno desde fuera del área, y luego Raúl Jiménez disparaba desviado.

El primer tiempo llegaba a su fin. Sin ocasiones de gol sobre el final, la visita era el que controlaba el juego ante un Arsenal que no sabía cómo generar peligro a la portería de Rui Patricio.

La salvación

Poco cambio la segunda parte. Los equipos generaban poco peligro en las áreas rivales, pero, en esta oportunidad, el que comenzaba a aproximarse era el Arsenal con un disparo rechazado de Xhaka y otro muy desviado de Lucas Torreira

A los 59 minutos, Arsenal tendría la más clara del partido, nuevamente, en los pies del uruguayo que sacó un gran remate, pero el portero portugués saca el balón del ángulo y lo desvía al saque de esquina. 

Diez minutos más tarde, el que tenía la oportunidad de anotar era Bellerín con un disparo con la pierna izquierda que se iba rozando el larguero. Minutos más tarde, al Arsenal cada vez se iba acercando cada vez más a la portería de Rui Patricio. Esta vez Torreira habilitó a Bellerín, el español lazó el centro atrás para Aubameyang, pero su remate se estrellaba en el poste. 

Wolves aprovechaba cada situación para hacer que los minutos pasen más rápido. Las faltas fue las que se adueñaban del juego, los cambios y las lesiones, lo que no permitía el juego fluido en los últimos 20 minutos de juego. 

Pero, a los 83 minutos de juego, Leno sería el gran protagonista cuando le negaba el segundo gol, y el triunfo, a Diogo Jota. Luego, otra vez el portugués tenía la posibilidad de ampliar la ventaja con un cabezazo tras un centro de João Moutinho, pero el balón pasaba rozando la portería. 

Cerca del final, llegaba el momento Arsenal. Primero, el que no podía anotar era Aaron Ramsey ya que su disparo era desviado por Rui Patricio. En la jugada siguiente, el balón le quedaba a Henrikh Mkhitaryan que intentó un centro al área, nadie desvió, el balón pica y se mete en la portería para poner el 1-1.  

Mkhitaryan anotó el 1-1. Foto: Premier League.
Mkhitaryan anotó el 1-1. Foto: Premier League.

De esta forma, los 90 minutos regulares se cumplían. El árbitro añadió cinco minutos más. Cinco minutos más en los que el Arsenal sufrió como nunca. Cinco minutos eternos para amos equipos. Cinco minutos en los que el Wolves se pudo llevar el triunfo, pero se quedó con el empate. 

En el minuto 91, en una muy buena contra, Adama Traoré se llevó el balón, gambeteó, definió, pero Leno le ahogó el grito de gol al ex jugador del Middlesbrough, mientras que el alemán se iba a llevar todos los aplausos del Emirates. Pero, tres minutos más tarde, Morgan Gibbs-White disparó a portería desde fuera del área, pero el balón se estrelló en el travesaño. 

Leno, la gran figura del Arsenal. Foto: Arsenal.
Leno, la gran figura del Arsenal. Foto: Arsenal.

De esta forma, el Wolves se llevó un empate desde el Emirates cuando todo parecía que sería triunfo para la visita. Con este resultado, 24 puntos suma el Arsenal que se ubica en la quinta ubicación, a ocho puntos del líder, el Manchester City. Por otro lado, los de Nuno se quedaron con 16 puntos en la posición número 11.

VAVEL Logo