Tottenham se afianza en el segundo puesto tras golear al Bournemouth
Kane y Son celebran el triunfo. Foto: Premier League.

Tottenham se afianza en el segundo puesto tras golear al Bournemouth

El equipo de Pochettino no tuvo problemas a la hora de derrotar al conjunto que dirige Eddie Howe, por 5-0, en Wembley. Los goles fueron anotados por Christian Eriksen, Heung-Min Son, en dos ocasiones, Lucas Moura y Harry Kane.

euge-barrionuevo
Euge Barrionuevo
tottenham-hotspur-fcHugo Lloris; Kyle Walker-Peters, Juan Foyth, Toby Alderweireld, Danny Rose; Moussa Sissoko, Harry Winks; Lucas Moura, Christian Eriksen (Ben Davies, min. 84'), Son Heung-Min (Fernando Llorente, min. 88'); Harry Kane (Oliver Skipp, min. 77')
afc-bournemouthAsmir Begovic; Simon Francis (Diego Rico, min. 45'+3'), Steve Cook, Nathan Aké, Charlie Daniels; David Brooks (Joshua King, min. 74'), Andrew Surman, Jefferson Lerma, Ryan Fraser; Junior Stanislas; Callum Wilson (Lys Mousset, min. 67')
MARCADOR1-0, min. 16', Christian Eriksen; 2-0, min. 23', Heung-Min Son; 3-0, min. 35', Lucas Moura: 4-0, 61' min. Harry Kane.
INCIDENCIASPartido correspondiente a la jornada número 19 de la Premier League, disputado en Wembley, Londres, Inglaterra.

No era una jornada más en Inglaterra, era una de las más esperadas por los aficionados. Esa jornada era el Boxing Day, la fecha de navidad en que todos los equipos de Premier League y el resto de sus categorías, juegan sus correspondientes partidos un día después del día festivo. 

"El Boxing Day es un día especial en Inglaterra". De esa forma, se expresó Mauricio Pochettino en la rueda de prensa horas antes de que el duelo entre su equipo, el Tottenham, y Bournemouth, llevaran acabo su compromiso en la fecha especial de Navidad. 

Ese partido sería uno de los más importantes del día. Los Spurs, que llegaban terceros a este compromiso y que llegaban a este compromiso tras golear al Everton 6-2, le tocaba jugar ante un conjunto Cherrie, en la octava ubicación con la aspiración de seguir levantando cabeza con el triunfo conseguido ante el Brighton. 

De esta forma, el Boxing Day hacía su presentación en Wembley a partir de las 16 horas de España. El equipo de Pochettino, necesitado de ganar para acercarse a los líderes, mientras que el Bournemouth con el objetivo de volver a levantar forma con al principio de esta competencia. 

Tottenham se encargó de liquidar rápido el partido

En la fría tarde de Wembley, Chris Kavanagh se encargó de dar inicio a este juego que, en la previa, parecía prometedor. Algo que no decepcionó. 

Los primeros minutos de juego, el partido se caracterizó más por infracciones y cortes, que por un equipo dominador de juego y superior, hasta que, a los 12 minutos de juego, la visita comenzó a sorprender a rival con dos chances claras. 

Primero, el que intentó fue David Brooks, tras un buen pase en profundidad de Jefferson Lerma, con un disparo que tapó Hugo Lloris en lo alto. Luego, fue el turno de Ryan Fraser con un disparo rechazado. 

Sin embargo, la respuesta del local fue contundente. A los 16 minutos, Kyle Walker-Peters le dio un pase a Christian Eriksen, que remató con la izquierda desde fuera del área, el balón se desvió en Lerna, y el Totennham anotaba el 1-0.

Eriksen abrió la cuenta para el Tottenham. Foto: Premier League.
Eriksen abrió la cuenta para el Tottenham. Foto: Premier League.

El gol le dio confianza y seguridad a los Spurs. Eso le permitió a Kyle Walker-Peters casi anotar el segundo gol del encuentro, con un disparo a quemarropa, pero el balón se marchó por el lado derecho de la portería. 

De todas foras, el aumento del marcador no tardaría en llegar. Nuevamente, el juvenil inglés se encargaría de asistir con un pase, esta vez a Son Heung-Min. El surcoreano disparó de derecha desde fuera del área, y el balón ingresó por el lado derecho de la portería y marcar el 2-0. 

Pocos minutos más, tarde, llegaba el tercer gol del encuentro. El encargado fue Lucas Moura que recibió otra asistencia de Kyle Walker-Peters, y que debajo de la portería, junto al palo izquierdo, liquido el pleito. 

Moura puso el 3-0. Foto: Premier League.
Moura puso el 3-0. Foto: Premier League.

Letales fueron los ataques del local en contra del Bournemouth, que intentó reponerse ante la envestida de los Spurs, tuvo dos ocasiones para marcar el descuento. Primero, con un disparo de Junior Stanislas que tapó Hugo Lloris, y la segunda, también con una parada rozando la escuadra izquierda del portero campeón del mundo, al cabezazo del futbolista inglés. 

La última ocasión estaba en manos del equipo visitante.  Charlie Daniels cabeceó dentro del parea, pero Lloris se hacía fuerte tras parar ese balón al rás de suelo. De esta forma, y con tres goles a favor del Tottenham, se iba la primera mitad. 

Aumentó la ventaja

Los primeros minutos de la segunda parte, hubo poca acción destacada. Infracciones, juego detenido, posición adelantadas del equipo visitante fueron las características de es momento del juego. 

Recién en el minuto 58, el Tottenham tuvo la primera aproximación a la portería de Asmir Begović con un disparo parado. De todas maneras, el goleador de los Spurs tuvo su revancha tres minutos más tarde, el delantero puso el cuarto gol del partido con un disparo desde el centro del área, luego de recibir un pase en profundidad de Eriksen.

Kane definió para poner el 4-0. Foto: Premier League.
Kane definió para poner el 4-0. Foto: Premier League.

Tímidamente, el conjunto Cherrie intentaba buscar el descuento. Lo intentó mediante un centro de Diego Rico para Lys Mousset, pero el balón se iba desviado. A pesar de su intento de los de Howe, los locales seguían mostrando su superioridad con un disparo de Moura que era parado por Begovic.  

El equipo de Pochettino era ampliamente superiores y estaban al acecho de un tanto más. Y lo consiguió. El que anotaba en este caso era, nuevamente, Son, tras varios rebotes que desvirtuaron la jugada, pero que el surcoreano sólo tuvo que empujar para sentenciar el 5-0 final. 

Son consiguió el quinto gol, el segundo en su cuenta personal. Foto: Premier League.
Son consiguió el quinto gol, el segundo en su cuenta personal. Foto: Premier League.

No quedaba mucho del partido. Con el resultado a su favor, el Tottenham bajó el pie del acelerador, mientras que el Bournemouth quería no recibir más goles. Eso hizo que los minutos transcurrieran sin emociones hasta que, se escuche el silbato final que le daba, oficialmente, el triunfo al local. 

De esta forma, el Tottenham, y gracias al triunfo del Leicester ante el Manchester City, se ubica en el segundo lugar con 45 unidades, a seis del líder, Liverpool, que pareciera que no quiere dar el brazo a torcer, pero los de Pochettino piensan dar pelea hasta el final. 

VAVEL Logo