FC Cincinnati se
estrena con victoria
cincinnati.com

FC Cincinnati se estrena con victoria

La franquicia estrenaba su estadio en esta temporada y no tuvo mejor manera de hacerlo con una goleada ante uno de los favoritos en la Conferencia Oeste. Los Timbers se encuentran irreconocibles en este inicio de temporada, aunque todavía es pronto.

manuel-vaquero-rodriguez
Manuel Vaquero Rodríguez

A los libros de historia. Esta victoria será recordada con el paso de los años, después de que un equipo debutante en su estadio, consiguiese superar a uno de los mejores equipos de la temporada. Desde los primeros minutos se pudo ver a los dos equipos muy igualados y sólo una ocasión aislada a balón parada permitió declinar el resultado a favor de los locales. En la segunda mitad los visitantes comenzaron llevando al iniciativa, pero en apenas diez minutos cambió el sino del partido con dos goles para los locales y una expulsión a los Timbers que dieron la victoria a FC Cincinnati.

FC Cincy toma ventaja

Encuentro histórico con el primer partido de FC Cincinnati en su estadio, y no defraudó. El equipo en expansión recibía al actual subcampeón de la MLS y desde el primer minuto demostró descaró  y una declaración de intenciones, querían la victoria.

Este planteamiento provocó que se viese un constante ir y venir de una portería a otra, aunque apenas se vieron ocasiones manifiestas de gol. Ninguno de los equipos quiso tener el balón en el centro del campo, y buscó generar peligro con desplazamientos en largo a la espalda de la defensa rival.

En este intercambio de golpes, FC Cincinnati fue el primero en tener acierto, consiguiendo el primer gol en la historia del estadio dentro de la MLS. Una acción a balón parado en la que Waston se elevó por encima del marcador para anotar de cabeza el gol que adelantaba a su equipo. Un gol y una celebración que hizo templar los cimientos de un estadio que registraba un lleno absoluto.

Este tanto tuvo un efecto inmediato sobre unos Portland Timbers que se hicieron con el control de la pelota. Aprovechándose de la superioridad técnica de sus jugadores en el centro del campo, el equipo visitante comenzó un acoso y derribo sobre la portería de su rival, aunque sin demasiado éxito. En algunas ocasiones no conseguía contactar con los delanteros, errando en el último pase, y en las que lo lograban, estos no tenían el acierto suficiente para anotar gol.

Durante este tiempo, los locales permanecieron bien pertrechados en defensa y tratando de buscar en la contra la manera de generar peligro. Fue así como generaron un par de acciones con las que trataron de dar la sorpresa pero no lo consiguieron.

Con este planteamiento se llegó al final de la primera mitad. 45 minutos por disputarse en los que todo sería posible.

Timbers se borra

Ya desde los primeros minutos, se vio un partido bastante disputado y en el que los dos equipos volvieron a lanzarse al ataque. Ninguno de los rivales dio su brazo a torcer, volviendo así a la dinámica de los primeros minutos, donde se vieron llegadas en ambas porterías. En estos minutos fueron los locales los que estuvieron más cerca de conseguirlo con un disparo cruzado de Mattocks que obligo al guardameta visitante a estirarse para detenerlo.

Ese fue el primer aviso para lo que llegó en los siguientes minutos. Cuando se llegaba a la hora de partido, FC Cincinnati sorprendió en una acción donde Allan Cruz recibió un pase en el interior del área y libre de marca, definió a la perfección de un taconazo, alejando el esférico del portero y alojándolo en el fondo de la portería.

Unos minutos después y sin tiempo de reacción, el estadio se vino abajo con un tercer gol que servía en bandeja la victoria al equipo local. Deplagne remató en el segundo palo un centro desde el lateral izquierdo del área, anotando así un nuevo gol que dejaba el partido visto para sentencia.

Los Timbers no perdieron la cara al partido y continuaron buscando el gol. Introdujeron a un par de jugadores de ataque, pero la reacción del equipo no fue la esperada. El resultado era muy abultado y cada vez que los locales tenían el balón, significaba una ocasión de peligro. Con un jugador menos por expulsión de Mabiala por doble amarilla, los visitantes hicieron un tercer cambio para reforzar la faceta defensiva del equipo y que la derrota no fuera más abultada.

Sin apenas cambios en el guión, el resto del partido no tuvo transcendencia en el resultado, con los dos equipos dejando que los minutos pasasen. Ninguno de los dos equipos parecían interesados en cometer errores que moviesen el marcador, permitiendo que el tiempo transcurriese.

VAVEL Logo