New York City mantiene
la buena racha
@NYCFC

New York City mantiene la buena racha

Parece que el conjunto neoyorkino ha dado con la tecla y ha encontrado su mejor juego, logrando una nueva victoria que los permite recuperar la confianza. Un par de ocasiones y solidez defensiva fueron suficientes para llevarse los tres puntos.

manuel-vaquero-rodriguez
Manuel Vaquero Rodríguez

Segunda victoria consecutiva para el conjunto local, que parece haber dado con su mejor versión una férrea defensa y un buen ataque. En el inicio del partido, prácticamente en la primera acción de los locales en ataque, estos consiguieron adelantarse en el marcador y desde ese momento, aguantaron a la perfección las acometidas de su rival. La segunda parte estuvo más igualada, con tramos de juego para cada equipo, pero el Fire continuó siendo incapaz de superar la última línea de presión de su rival, impidiéndole lograr el empate. En los últimos minutos, los locales tuvieron la ocasión de certificar la victoria con un gol de penal, pero Moralez marró el disparo.

NYCFC aprovecha las ocasiones

Pese a ejercer como visitante, fue Chicago Fire el equipo que llevó la iniciativa en el encuentro, teniendo la primera ocasión. Fue Sapong el que apareció en el área, libre de marca y con opciones de anotar, pero su disparo se marchó ligeramente fuera de la portería.

Sin embargo, los locales no necesitaron avisar. En la primera ocasión en la que consiguieron llegar a las inmediaciones del área, se pusieron por delante en el marcador, dando claras señales de querer quedarse con los tres puntos en casa. Fue con un contraataque perfecto a la salida de un saque de esquina rival, cuando Maxi Moralez encontró un espacio en campo rival para que Héber llegase al área; colocase un centro al punto de penal donde apareció Castellanos para empujar el balón a la red.

El conjunto visitante no perdió la cara al partido y continuó insistiendo sobre la portería de su rival, con Sapong como jugador más peligroso. Pero no fue el jugador estadounidense el que tuvo las mejores ocasiones El húngaro Nikolic, aprovechando los espacios creados por su compañero, apareció en varias ocasiones con opciones de marcar, pero no estuvo acertado.

Tuvieron que pasar varios minutos hasta que los neoyorkinos volviesen a tomar presencia ofensiva. La presión y el control de pelota por parte del Fire hicieron que tuviesen que retrasar sus líneas de presión, alejándose de la portería. A pesar de llevar la iniciativa, los visitantes no lograban superar la defensa, sólo generaban peligro con disparos desde fuera del área.

No fue hasta los últimos minutos de la primera mitad, cuando Chicago Fire disminuyó la intensidad de su juego y esto permitió volver a aparecer a New York City FC en ataque. Un disparo a puerta desde el borde del área fue la acción más peligrosa, llegando al descanso con el marcador a favor de estos.

Chicago se queda sin ideas

La segunda mitad comenzó con los visitantes dando nuevamente el primer aviso. En una de las primeras acciones sobre la portería neoyorkina, Nikolic logró encontrar el gol, pero el colegiado anuló este por una posición anti reglamentaria del delantero húngaro.

Espoleados por esta ocasión inicial, el equipo visitante continuó su asedio sobre la portería rival, pero le fue muy difícil volver a generar una acción manifiesta de gol. Fueron nuevamente los neoyorkinos los que en un contraataque y los rivales mal posicionados, tuvieron una clara ocasión al estrellar Maxi Moralez un balón en el travesaño.

A diferencia de lo visto hasta el momento, New York City FC pasó a tener mayor presencia en el ataque, aunque sus acciones carecieran de peligro. La sola disputa por el control de la pelota con los visitantes, hizo que el partido pasase a tener un mayor protagonismo en el centro del campo.

Sobre el ecuador de la segunda mitad, los neoyorkinos tomaron las riendas en las hostilidades y en sus manos tuvieron las mejores ocasiones para haber incrementado la ventaja en el marcador. Sin embargo, una serie de jugadas que detuvieron el ritmo del juego, beneficiaron a los rivales, que retomaron el control de la pelota. Muchas fueron las acciones en las que se acercaron con peligro a las inmediaciones del área local, pero el gran trabajo defensivo de estos impidió que igualasen el luminoso.

En el tiempo de descuento, tras una acción aislada sobre la meta visitante, el colegiado vio punible una acción en el área, señalando los once metros. El argentino Moralez fue el encargado de tratar de incrementar el resultado, pero su disparo fue rechazado por Ousted.

En los minutos finales y a la desesperada, los visitantes buscaron el gol del empate, pero no fueron capaces de lograrlo, y nuevamente cayeron derrotados en un estadio en el que les cuesta puntuar.

VAVEL Logo
CHAT