El Inter pincha y las opciones de competir el título disminuyen 
IMAGEN VÍA: @inter

Inter y Roma empataron 2-2. Resultado que, realmente, sabe a poco para ambos equipos. En caso de victoria, el Inter se habría colocado a tan solo tres puntos del líder, la Juventus (con un partido menos). En cambio, la Roma se habría alejado un poco más del Napoli. 

De esta manera, las opciones del Inter de discutirle y competirle el título hasta el último partido a la Juventus se van alejando, pese a la mala racha de resultados y sensaciones del actual líder de la Serie A. 

Si por algo se caracterizan los equipos de Antonio Conte es por el trabajo. Y la salida de balón, tal y como se ha apreciado en muchos partidos a lo largo de la temporada, está muy bien trabajada. El trabajo se vio reflejado sobre todo en la primera parte, cuando el dominio sobre el rival abundó. Los tres centrales del Inter mueven el balón de lado a lado, con paciencia y esperando encontrar los espacios y líneas de pase que provocan los jugadores por delante de línea de balón. El Inter de Antonio Conte mostró tres formas distintas de progresar con el balón jugado: 1. Jugando con los carrileros (Candreva y sobre todo Young). Cuando este recibe tiene los apoyos del central pasador del balón y del pivote cercano, forman un triángulo, y los posibles receptores (tanto cercanos como alejados) se mueven al espacio; 2. Centrales con pivotes. Gagliardini era quien retrasaba más su posición y, Barella y Brozovic, completaban movimientos complementarios: uno se ofrece (y arrastra a su marca) y el otro va al espacio, o, uno rompe para hundir y arrastrar y el otro va al espacio; 3. descensos del delantero y, apoyos del pivote y desmarques del carrilero para el mismo. Siempre todos en movimiento. 

1-1 al  final de los primeros 45 minutos minutos: De Vrij (remató con la cabeza un saque de esquina) y Spinazzola para la Roma (aprovechó la mala transición ataque-defensa del Inter para marcar, algo que también se vio en el minuto 57, cuando Mkhitaryan marcó el 2-1) 

Amadou Diawara ha sido y es (pese a las lesiones) uno de los mejores jugadores de la Roma esta temporada. En la visita del Inter volvió a completar un muy buen partido. Es un pivote guineano de 23 años,  tiene mucho rigor posicional y técnicamente es espectacular. Siempre está ofreciéndose entre líneas para recibir y su criterio en el pase hace jugar mejor a su equipo. Por supuesto, en el Guiseppe Meazza volvió a ocurrir. Con menos protagonismo de lo habitual porqué el Inter tuvo más el balón, sus estadísticas fueron las siguientes: 27 pases acertados (96'4% de acierto), 1 regate completado, 3 duelos ganados por el suelo de 5 intentados y solo perdió un balón. Por culpa de una lesión en el minuto 69, dejó su lugar a Bryan Cristante. 

El Inter no empató el partido hasta el 88'. Y fue gracias a "un penalti tonto" de Spinazzola. El lateral italiano iba a despejar el balón y el balón tocó en su pie de apoyo, desvió la trayectoria que el ex de la Juventus tenia prevista y le pegó una patada a Victor Moses. Lukaku transformó el penalti. 

Calendario restante de ambos equipos: 

Inter: Fiorentina, Genoa, Napoli y Atalanta. 

Roma: Spal, Fiorentina, Torino y Juventus. 

VAVEL Logo