Vardy condena a los Spurs
Jamie Vardy, estrella del partido / Foto: Twitter @premierleague

El Tottenham Hotspur Stadium acogía este domingo el encuentro entre el Tottenham y el Leicester City. José Mourinho sorprendía con su alineación al incluir a Gio Lo Celso por Bergwijn, que solía empezar con el neerlandés de titular. Mientras, por parte de los Foxes, volvía Ndidi acompañando a Youri Tielemans,

El choque comenzaba con una gran intensidad, con una falta del antes mencionado Wilfred Ndidi sobre Ndombélé, que dejaba al francés cojeando y otra sobre Harry Kane. Las primeras internadas del Leicester en el ataque fueron protagonizadas por Barnes, que intentaba llevar el balón al killer Jamie Vardy.

Presión infernal desde el comienzo

La primera ocasión fue del joven zaguero Wesley Fofana que lo intentó de cabeza en un saque de falta directo, pero se fue por encima de la portería de Hugo Lloris. No obstante, el Tottenham apuraba con una presión alta e intensa sobre los chicos de Brendan Rodgers que impedía el dominio de los visitantes. 

En el minuto 13, un balón que colgaba James Maddison quedaba para Jamie Vardy tras un pase de Fofana que buscó a su compañero, pero la defensa del conjunto de Mourinho pudo taponar al peligroso ariete. En la jugada siguiente fueron los locales los que sorprendieron gracias a un error del Leicester. La dupla Kane-Son volvió a conectar pero el coreano falló metiendo el balón al segundo palo tras el pase de su ''hermano''. 

Ninguno de los dos equipos parecía querer tener el esférico. Ambos clubes destacan por sus contraataques gracias a sus ágiles arietes, pero en este caso los de Mou buscaban sorprender con su presión constante. 

Fofana ha conseguido logar la constante titularidad en la defensa del Leicester / Foto: Twitter @LCFC
Fofana ha conseguido logar la titularidad en la defensa del Leicester / Foto: Twitter @LCFC
​​​​

Pausa y tranquilidad

Superado el ecuador de la primera parte, el juego de ambos conjuntos se ralentizó. Ninguno se atrevía a lanzarse plenamente, no se vio una ocasión clara, por lo que los dos clubes se respetaban bastante en esta primera parte. 

Las punzadas de Harvey Barnes y los desmarques de Vardy seguían ocasionando mucho peligro en la defensa local, pero el Tottenham Hotspur Stadium es un fortín para los chicos de Mou. Minutos después, en el minuto 31, Heung-min Son lideró el contragolpe que no pudo finalizar Sissoko con una falta previa sobre Kane que el colegiado dejó seguir. Al rato, el propio Kane lanzó un libre directo que pudo despejar Schmeichel porque ralentizó la trayectoria Jonny Evans con una posible mano que no revisó el VAR. 

Harvey Barnes, uno de los mejores jugadores en este comienzo de partido tuvo que ser atendido tras un fortuito golpe de la bota de Lo Celso sobre la cara del inglés. Poco antes del final de la primera parte, Kane aprovechó su ventaja física sobre Tielemans para lanzar un cabezazo tras un centro de Son que no pudo adelantar a los locales.

Maddison y Højbjerg disputando el balón / FOTO: Twitter @Spurs_ES
Maddison y Højbjerg disputando el balón / FOTO: Twitter @Spurs_ES

La presión, líder de esta primera parte

Los primeros 45' se iban a cerrar con dos equipos que no se atrevían a morder. Ambos clubes midieron al rival mediante la presión constante que ejercían. Salvo alguna ocasión protagonizada por la dupla de moda Kane-Son o los golpeos de Maddison, se podía contemplar un juego muy físico. 

Sin embargo, poco antes de finalizar la primera parte, el VAR apareció para que Craig Pawson pitara un penalti que no vio por falta de Serge Aurier sobre Fofana. Por lo tanto, Jamie Vardy anotó el primer tanto del encuentro de penalti para dar esa tranquilidad a los Foxes mientras bajaban al vestuario.

Jamie Vardy adelantó al Leicester Ciy / Foot: Twitter: @premierleague
Jamie Vardy adelantó al Leicester Ciy / Foto: Twitter: @premierleague

Un arranque totalmente distinto

La segunda parte comenzó con un cambio. Se retiraba Ndombélé y entraba Gareth Bale. Sin embargo, en el minuto 48, el brazo de James Maddison impidió que el segundo tanto de los Foxes subiera al marcador después de un gran control del '10'. Después de esta jugada, Mourinho realizó otro cambio. En este caso, entró Lucas Moura por el sustituido Lo Celso, que se hizo daño en una caída con Barnes. 

El Leicester arrancó la segunda parte como un toro en lugar de un zorro. Prueba de ello es el tanto anulado de James Maddison sumando lo fuerte que empezó la parte atacante del conjunto de Brendan Rodgers, ahogando en los primeros minutos a los defensas del club londinense. 

Cumplida la primera hora, llegaba el segundo tanto del partido. Jamie Vardy cabeceó un balón que centró Albrighton desde la banda derecha, dando en Toby Alderweireld e introduciéndose en la portería defendida por Hugo Lloris. Estos primeros 15' de la segunda parte fueron totalmente del Leicester, con un Tottenham desinflado tras los dos duros golpes que les propinó los de Rodgers. 

Vardy cabecea lo que sería el segundo gol del Leicester en propia puerta de Alderweireld / Foto: Twitter @premierleague
Vardy cabecea lo que sería el segundo gol del Leicester en propia puerta de Alderweireld / Foto: Twitter @premierleague

El Leicester noquea a Mourinho

10 minutos después del segundo gol del Leicester, el Tottenham tuvo su mejor oportunidad gracias a un disparo de Son casi desde el suelo después de un gran centro de Bale, pero apareció el capitán de los Foxes, Kasper Schmeichel, para frenar la esperanza de recortar distancias de los Spurs. 

Los de Brendan Rodgers se replegaron una vez se adelantaron. No tuvieron mayor problema que la ocasión de Son gracias a la eficacia de su defensa atrás y la ayuda de Ndidi como pivote que está para echar una mano a la zaga visitante. 

En el minuto 82 fue otra vez un contraataque del Leicester que casi acaba por subir el tercero del equipo de Rodgers. Una consecuencia de disparos entre Vardy y Barnes fueron taponados por la defensa de los Spurs. Tres minutos después, otra vez es Vardy el que provoca el error de Dier que casi acaba en gol de Tielemans.

Fue en los últimos 5 minutos cuando Barnes y Vardy, dos de los mejores del Leicester y del partido, abandonaron el campo tras un gran encuentro de los ingleses. 

Una gran victoria del Leicester City que se queda a cuatro puntos del Liverpool / Foto: Twitter @premierleague
Una gran victoria del Leicester City que se queda a cuatro puntos del Liverpool / Foto: Twitter @premierleague

Dos equipos que juegan a un fútbol similar, con dos estilos de juego basados en matar al rival al contraataque con sus veloces puntas chocaban esta tarde en el Tottenham Hotspur Stadium. El Leicester City se impuso gracias a la efectividad de Vardy, y ahora se encuentran a cuatro puntos del Liverpool, dejando atrás a los de Mourinho.

VAVEL Logo