Wolverhampton y Leicester firman tablas
Joao Moutinho desesperado ante el gol. | Fuente: Premier League

Wolverhampton y Leicester City se enfrentaban en el Molineux Stadium en una nueva jornada en la Premier League 20/21. El conjunto de los wolves acusaba importantes bajas defensivas como Boly, Aït-Nouri o Saïss, pero recuperaban en la titularidad al español Jonny Otto tras una larga lesión de rodilla. El técnico portugués presentaba a un más que interesante tridente ofensivo formado por Pedro Neto y Adama Traoré en bandas, y al brasileño Willian José en punta.

Jamie Vardy entraba de nuevo a una convocatoria. | Fuente: Premier League
Jamie Vardy entraba de nuevo a una convocatoria. | Fuente: Premier League

El Leicester City, con unos números espectaculares a domicilio esta temporada (8V 2E 1D), presentaba las bajas de Wesley FofanaTimothy Castagne en defensa. Jamie Vardy, el máximo goleador del equipo, estaba de vuelta a una convocatoria tras recuperarse de una operación que lo mantuvo semanas fuera de los terrenos de juego. Brendan Rodgers salió con Schmeichel; Justin, Söyüncü, Evans, Pereria; Tielemans, Maddison, Barnes, Pérez, Choudhury; Iheanacho

Sín goles en un interesante primer tiempo

Los dos equipos bailaban al son de sus mejores hombres. Pedro Neto en el lado local y James Maddison en el visitante.

El portugués hizo bailar a su compatriota Ricardo Pereira durante toda la primera mitad. En corto, al espacio, en largo, al pie. De él salieron las mayores oportunidades del Wolverhampton en la primera mitad. En una de tantas, el versátil extremo portugués se fue escorando por banda izquierda y tras un preciso pase al corazón del área, Adama Traoré no pudo disparar a placer tras la magnífica reacción de la defensa de los foxes. Pedro Neto fue de largo, el jugador más activo del primer tiempo.

James Maddison liderando el ataque de los foxes. | Fuente: Premier League
James Maddison liderando el ataque de los foxes. | Fuente: Premier League

En los pies de otro gran jugador, James Maddison, nacían las oportunidades en el otro bando del campo. Hay pocos jugadores que se muevan con la plasticidad que lo está haciendo el joven centrocampista inglés en la zona medular. Sus goles y asistencias esta campaña, le han asentado como uno de los fijos por el técnico norirlandés. El único lanzamiento a puerta del Leicester, nació de un saque de falta en el que Rui Patricio atajó sin problemas. Así se llegó al descanso. Con un partido más táctico que atractivo.

Los Wolves no encontraron puerta

Un Wolverhampton muy activo en toda la segunda mitad, no consiguió finalizar las ocasiones que creó durante el transcurso de los cuarenta y cinco restantes.

El equipo de Nuno Espírito Santo fue el principal protagonista del segundo tiempo. Los extremos se cambiaron los papeles de protagonistas tras el primer tiempo y el español Traoré, lideraba las internadas de ataque. En una de ellas, consiguió irse con facilidad de su marca y tras un magnífico pase al segundo palo encontró al siempre activo Pedro Neto. El portugués no pudo contactar con el balón. Esta vez Ricardo Pereira, le gano el duelo y se interpuso entre el camino de la gloria. El equipo situado en el Midlands Occidental lo siguió intentando, pero ninguno de sus disparos superaron a Schmeichel.  Joao Moutinho probó fortuna con un disparo desde el balcón del área que se marchó alto. La segunda, y la más clara de todo el encuentro, el portero danés le ganó el duelo en un mano a mano ante el joven delantero, Fábio Silva.

Schmeichel le gana la partida a Fábio Silva. | Fuente: Premier League
Schmeichel le gana la partida a Fábio Silva. | Fuente: Premier League

Las sensaciones más positivas en ataque del Leicester City fueron la reaparición de su delantero centro tras un mes en el dique seco. Jamie Vardy saltó al terreno de juego para disputar la última media hora y la tuvo en el tiempo extra. El experimentado delantero remató con la cabeza un centro medido desde la línea de fondo servido por Barnes. Un remate que salió a centímetros de la portería defendida por Rui Patricio. Mucho premio hubiera sido para unos foxes que se vieron superados en grandes fases del encuentro por el Wolverhampton.

Jamie Vardy saltando al terreno de juego. | Fuente: Premier League
Jamie Vardy saltando al terreno de juego. | Fuente: Premier League

Con este empate y  tras 8 partidos disputados en Premier League entre ambos conjuntos, la igualdad sigue más clara que nunca. Los dos equipos no han conseguido ganar nunca en campo contrario en duelos directos y el balance entre ambos sigue siendo de 2 victorias para cada equipo y un total de 4 empates. El Wolverhampton tras el empate sigue en el puesto decimocuarto y visitará el Southampton en la próxima jornada. Por su parte el equipo liderado por Brendan Rodgers, pierden la oportunidad de empatar con el Manchester United en el segundo puesto de la tabla. Los foxes recibirán al Liverpool en el King Power Stadium el próximo sábado. 

 

VAVEL Logo